Los mejores discos internacionales de 2018
Especiales /

Los mejores discos internacionales de 2018

Redacción — 28-11-2018

Honey

Honey

(Konichiwa/Island)

(POP) Robyn ha logrado así canalizar todas sus frustraciones e inseguridades como artista, sus cuestionamientos sobre si está eligiendo el camino correcto. Y, como resultado, nos encontramos con un engranaje de temas de espíritu tremendamente triste que a su vez logran hacerte sentir bien y limpiarte por dentro desde la primera escucha. Álex Jerez


39.- Kamasi Washington

kamasi

Heaven And Earth

(Young Turks/Popstock!)

(JAZZ) Kamasi Washington, uno de los principales responsables de la renovación del jazz contemporáneo, explora en este doble álbum la dualidad entre lo terrenal y lo espiritual para tratar de delimitar su yo. Heaven And Earth es el disco más ambicioso de Washington hasta la fecha y también el más vital. Aleix Mateu


38.- Arctic Monkeys

Tranquility Base Hotel & Casino

(Domino/Music As Usual)

(JAZZ ROCK) Es el disco de Arctic Monkeys menos Arctic Monkeys: un disco en solitario de Alex Turner (por primera vez todo los temas son exclusivamente suyos) firmado de forma colectiva, en el que se ha enfundado el traje de crooner moderno y perfila once cortes de texturas lounge y space pop, soul, jazz y canción de autor. Oriol Rodríguez


37.- Spiritualized

Nothing

And Nothing Hurt

(Bella Union/[PIAS])

(ROCK) Más sereno que contenido, más sabio que escéptico, Jason Pierce se ha esmerado en despachar otra (¿su última?) obra magna. Y lo ha logrado. Una obra que, recurriendo a su vis más esencialista y desnuda, compite con lo mejor de un argumentario ya de por sí formidable, macerado a lo largo de más de un cuarto de siglo. Carlos Pérez de Ziriza


36.- The Interrupters

interrupters

Fight The Good Fight

(Epitaph / [PIAS])

(SKA PUNK) Los protegidos de Tim Armstrong son una auténtica máquina de facturar hits de ska punk efectivos y adictivos. Es pinchar cualquiera de sus temas y verse obligado a comportarse como un energúmeno, a bailar agitando los brazos como un primate y a dejarse las cuerdas vocales gritando cada uno de los estribillos cerveceros. Joan S. Luna


35.- Let’s Eat Grandma

I’m All Ears

(Transgressive/[PIAS])

(POP) ¿Qué hay detrás de I’m All Ears? La confirmación de una banda que ya ha demostrado una solidez impresionante tanto en su sonido electrónico como en sus letras y en su concepción de la música. Una juventud que no es un handicap, al contrario, demuestra ganas voraces de crear música mediante la psicodelia, synth y voces. Así se hace el synth-pop con personalidad. Karen Montero


34.- Jack White

Boarding

Boarding House Reach

(XL Recordings/Popstock!)

(ROCK) Una de las peores cosas que le puede suceder a un artista que ha logrado mucha relevancia es provocar indiferencia. Otra, caer en la autocomplacencia. Ninguna de estas dos premisas se puede aplicar al nuevo trabajo de Jack White, que amplía la paleta de influencias para darle la enésima vuelta al calcetín de la tradición. Don Disturbios


33.- Helena Hauff

helena hauff qualm portada 2018

Qualm

(Ninja Tune / [PIAS])

(ELECTRÓNICA) A través de este segundo álbum de estudio, la DJ y productora alemana Helena Hauff se desmarca completamente de la hipsteriana vertiente technoide que asola el clubbing desde hace ya demasiado tiempo. Ha hecho el disco que le ha salido de la mismísima entrepierna y a los capos del mítico sello Ninja Tune les ha parecido estupendo. Fernando Fuentes


32.- Serpentwithfeet

Soil

(Jagjaguwar/Popstock!)

(POP) La música de Josiah Wise tiene alma (queer) de gospel, r’n’b y soul, pero formas marcadamente experimentales. Fruto de esa combinación surge una propuesta arriesgada y más compleja de lo que se le supone -levantada sobre bases de The Haxan Cloak o Clams Casino-, que acaba haciendo mella en el oyente gracias a un registro vocal mágico y una sinceridad desarmante.  Joan S. Luna


31.- Father John Misty

Misty

God’s Favourite Customer

(Bella Union / [PIAS])

(POP) Tras el ambicioso e indigesto Pure Comedy (17), Tillman se encierra durante dos meses en un hotel de Nueva York, se mira al espejo y hurga en sus entrañas. El resultado es God’s Favourite Customer, un disco en el que se filtra vulnerabilidad y verdad por cada surco recuperando la frescura de sus primeros pasos. David Pérez

2 comentarios
  1. Fabulosa lista.
    Entre los 10 primeros un disco de reguetón (que no se puede considerar ni música), uno de electrónica soporífera que conocen en su casa a la hora de comer (en segundo lugar) y rap guarreras (en décimo lugar).
    La redacción tiene que ser una fiesta estos días.

  2. Juanki-Funky 11 enero, 2019

    El amigo “Socretino” tiene toda la razón del mundo … y hasta se queda corto. Considerar que el disco ese de reguetón pueda estar en algún lugar de la lista es de auténtica risa. Me juré tragármelo entero para comprobar si estaba equivocado, pero no puede pasar de torturarme durante 3 ¿canciones?.
    Por favor, seamos serios. “Vibras” del tal J Balvin no puede ser considerado ni tan siquiera como “pseudomúsica”

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.