“Queríamos un disco que se pudiera bailar, aunque no imaginábamos que íbamos a girarlo con público sentado”
Entrevistas / Delacueva

“Queríamos un disco que se pudiera bailar, aunque no imaginábamos que íbamos a girarlo con público sentado”

Jaime Oriz — 20-06-2021
Fotógrafo — Nil Ibáñez

La primera vez que escuché un adelanto del primer disco de DELACUEVA me recordaron a Happy Mondays, por su descaro y desacomplejado acercamiento al pop desde la pista de baile, y parte de la carrera de David Byrne. Pero su primer disco, “Delacueva”, tiene mucha más profundidad, es mucho más rico y sabe encontrar su propio camino, desde el funk y la música latina, con pequeños destellos de disco y afro. Toda una alegría para un tiempo que necesitamos bailar más que nunca. Nos cuenta un poco más sobre el disco y su grabación su cantante, Manuel de la Cueva.

Lo primero que me ha llamado la atención del disco es que suena muy sólido, muy trabajado y con las ideas muy claras. No es muy común en discos debut. Vuestro EP, “Mumbo Jumbo”, ya sonaba bien y ya contenía esas guitarras funkys, pero aún tenía algún sonido deudor al pop británico. ¿Tenías muy claro el rumbo que ibais a coger desde el principio?

El sonido que tiene el disco y, como tu dices, su solidez, existen gracias a los productores con los que hemos trabajado, DJC&SPI. Ellos han aportado toda la madurez y profesionalidad que a nosotros nos falta. Aunque seguimos estando muy verdes, trabajar con ellos nos ha hecho crecer y aprender. El sonido popero disco funk fue completamente deliberado y lo teníamos ya muy definido meses antes de empezar a grabar. Estuvimos todo el verano antes de entrar a estudio trabajando en la producción y puliendo detalles. Así que cuando entramos teníamos las cosas bastante claras en general. Antes de empezar a componer el disco, DJC&SPI nos aconsejaron que definiéramos el sonido para así trabajar todos en una misma dirección, con las ideas claras. Tras un tiempo de meditación decidimos que queríamos un disco fresco y divertido que se pudiera bailar, aunque no imaginábamos que íbamos a girarlo con público sentado, ¡jaja! Definir hacia dónde queremos ir es una de las cosas más importantes que hemos aprendido con ellos y todas las canciones de corte disco (“El Invierno en las Bahamas”, “Delito”, “Estampida”…) están desarrolladas con este objetivo. Sin embargo, hay dos canciones que nacieron de manera completamente espontánea: “Ay Caramba!” y “Quisiera Morderte”. La composición de estos temas fue muy poco analítica y mucho más romántica que el resto y finalmente han supuesto ese contraste a los temas de baile aportando ese punto pseudo latino refrescante.

Como bien decís en la nota de prensa, conviven muy bien dos vertientes en el disco: la funky y la latina. Ambas tienen en común el ritmo y el baile. ¿Es el camino que quiere seguir DELACUEVA?

No necesariamente. Hemos enfocado así el disco porque nos apetecía. Suena funk porque queríamos que fuera divertido y bailable y suena latino porque nació de manera natural. En el próximo trabajo puede que sigamos esta línea o puede que no, haremos lo que nos apetezca y pida el cuerpo. No nos cerramos a ningún estilo, ya que no sabemos cómo vamos a pensar, ni qué vamos a sentir, ni cómo vamos a querer expresarnos el día de mañana.

Además de estos géneros en concreto, ¿qué otros estilos enfocados al baile os interesan en estos momentos?

Sobretodo nos interesa la música de tradición afroamericana. Existe una tendencia al dance/ disco/ funk/ hip-hop/ neo soul/ llámalo X en Reino Unido actualmente que nos encanta, con artistas como Franc Moody, Tom Misch. o artistas más mainstream como Dua Lipa.

La música latina está muy presente ahora, pero vosotros habéis recuperado su vertiente más tradicional, sonando modernos a la vez. ¿Habéis tenido algún proceso de investigación para el sonido?

No realmente. Tampoco es que hagamos música latina como tal, o al menos así lo entendemos nosotros, ya que no nos sentimos vinculados a esa cultura y a sus raíces como para hacer música latina en mayúsculas. Simplemente le hemos dado ese enfoque a algunos temas usando algunos recursos rítmicos y armónicos que recuerdan fácilmente a esa sonoridad. Nos da mucho respeto hablar de música latina. Nosotros simplemente hemos utilizado pinceladas en puntos clave para intentar transportar al oyente a esas atmósferas. No ha habido un proceso de investigación como tal. Las influencias han venido de escuchar a los clásicos brasileños más mainstream, como Jobim y Gilberto, y otros artistas que han coqueteado con este sonido, como David Byrne en su disco “Rei Momo”.

Decís que vuestra música es el resultado de lo que escucháis cada uno. ¿Cómo resumirías esas influencias?

Si, aunque hayamos definido el sonido del disco de antemano para trabajar todos en la misma dirección, evidentemente cada uno tenemos unas influencias que nos hacen entender la música y ejecutarla de manera diferente, especial y totalmente condicionada para, inconscientemente, de alguna manera emular lo que escuchamos. Uno siempre tiende a hacer la música que escucha y que disfruta, ya que es el lenguaje que domina y son los recursos con los que uno está familiarizado. Cada uno tenemos gustos diferentes y eso es lo que aporta riqueza y diversidad.

Al final la música consiste en conectar con el oyente y es mucho más sencillo hacerlo en el mismo idioma

Para la puesta de largo habéis optado por el castellano. ¿Te ha supuesto un reto complicado o ha resultado algo lógico con la música que hacéis? ¿Y por qué esa inspiración en Julio Cortazar?

Componer en castellano fue otra decisión muy meditada. Quería que las canciones fueran más accesibles y cercanas al público y este fue un paso clave. Al final la música consiste en conectar con el oyente y es mucho más sencillo hacerlo en el mismo idioma. Al principio sí fue complicado pero empecé a escuchar más música en castellano y a leer literatura latinoamericana para encontrar inspiración y referentes. Ahí entra el juego Cortazar y sus cuentos cortos, sobretodo el libro de “Historias de Cronópios y Famas”. Empecé a leerlo y me fascinó tanto la atmósfera mágica que crea que quise intentar plasmar algo parecido en las letras de las canciones. Evidentemente, nuestras letras están a años luz del maestro argentino, pero sí fue gran fuente de inspiración y he usado algunos recursos líricos y palabras que él usa en sus cuentos. Recomiendo “Fin del mundo del fin”, que inspiró completamente la temática de la canción “Imprudente”. Ahora me encuentro muy cómodo en el castellano, no creo que vuelva al inglés en un futuro cercano.

Tenéis interesantes aportaciones en el disco y dais la sensación de ser una banda muy colaborativa, abierta a nuevas ideas. ¿Os veis así?

Sí, claro. Colaborar es siempre divertido porque se aportan nuevas ideas, frescura y puntos de vista diferentes. Erin Memento y Matafuego Club son amigos de la banda desde hace tiempo y fue muy divertido trabajar con ellos. De hecho, cuando pueden vienen a actuar con nosotros en directo. En el caso de Erin, sabíamos que queríamos hacer un tema con ella desde el principio. Tras darle varias vueltas, finalmente fue “Miente” y estamos muy contentos con la elección, ya que es una canción que plantea un discurso de reproche en un contexto sexual y, al entrar Erin, la dimensión del tema cambió completamente, pues ese reproche ahora iba en dos direcciones. No solo fue introducirla a cantar unas frases, sino que su presencia hizo crecer mucho al tema conceptualmente hablando. En el caso de Matafuego Club fue al revés. No nos habíamos planteado colaborar con ellos hasta que la producción de “Quisiera Morderte” fue tomando tintes gamberros y latinos y nos dimos cuenta que era un tema perfecto para hacer con ellos.

¿Qué planes tenéis para los directos?

De momento, hemos presentado en casa, Zaragoza, en el Teatro Principal. Fue una locura y una experiencia que ojalá podamos repetir en algún momento. El teatro es precioso y lo pasamos muy bien. Tenemos la suerte de contar con un gran equipo con el que preparamos a conciencia el espectáculo en directo, sobretodo a nivel luces y pantallas. Actualmente tenemos fechas programadas para junio en Salamanca, Madrid, Huesca y Zaragoza, y estamos trabajando para seguir girando el resto del 2021.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.