Son tiempos de cambios en el mainstream e inevitablemente en el género que tiende a encabezarlo internacionalmente, el rap. Una muestra de ello es el giro estilístico del Puede ser una mala racha (Sonido Muchacho, 2019), último disco de Antifan, grupo formado por Jerv.agz e I-Ace (ambos en AGZ) que amplía sus filas para sumar a Hartosopash -aka el tipo que se encarga que todo marche bien en la trastienda del rap-. Ya lo anunciaba el madrileño en su anterior disco -“Me tira lo oscuro, yo ajeno a tus trucos”- para hacerlo realidad en éste. Y es que Antifan regatea el bling bling del mainstream para hurgar en los los finales de la década de los setenta y afianzar el puente que se está tendiendo entre el rap y la oscuridad.


¿Cómo fue el tránsito de un rap a otro y del dúo a la banda?
(Jerv.agz) Isidro (I-Ace) y yo hicimos una maqueta…

Ah, pensaba que el postpunk era culpa de Javi (Hartosopash).
(Hartosopash) No, ojalá tuviera ese poder. El poder de transformar cualquier cosa en postpunk… Plato de fabada en postpunk (risas).
(Jerv.agz) Cuando tuvimos la maqueta -sin bajos porque no teníamos el instrumento ni tampoco idea de tocarlo- la rulamos por varios sitios hasta que un colega de Faceta nos dijo que viniéramos aquí. Así conocimos a Fran y a Javi (Hartosopash) Él se puso a producirnos el disco… y no recuerdo cómo fue la proposición.
(Hartosopash) La proposición de matrimonio fue después…
(I-Ace) Pusimos anuncios y no llamaba nadie… (risas).
(Hartosopash) Fue una propuesta muy escalonada, paso a paso. Primero fue algo así como: “Molaría que alguien tocara la guitarra en los bolos”. A lo que respondí: “Bueno… yo he grabado todas las putas guitarras, me las sé”. Y así empecé a tocar en los bolos pero no era del grupo… Y luego fue una preciosa relación que fuimos cuidando porque si no se estancaba.
(Jerv.agz) Una relación a lametazos.

Entonces ¿cómo fue el tránsito de un sonido a otro?
(I-Ace) Hicimos entre medias mogollón de cosas. En un principio fue la electrónica…
(Jerv.agz) El disco empezó queriendo ser Vatican Shadow, techno oscuro… idea a la que poco a poco se le fue sumando la guitarra. La primera demo que salió bien fue Mi mundo. En ella encontramos un camino que nos gustó y lo cogimos. No queríamos hacer lo mismo que veníamos haciendo y eso fue lo primero que se nos salió.

La verdad es que espero que estéis abriendo una época inaugural en la que los raperos se pongan a tocar.
(Jerv.agz) No, no, que les jodan, ahora no (risas).
(Hartosopash) De hecho, volviendo a la pregunta de antes, yo no influí nada en hacerlo postpunk. El mayor debate estilístico que había en la relación al sonido era que había algunos temas que yo quería acercar al techno industrial mientras que ellos querían que fueran más punkis.

Y las letras, ¿las has escrito todas tú?
(Jerv.agz) Sí…

Estás jodido ¿eh?
(Jerv.agz) (Risas) Sí. Las letras son mías, todo es culpa mía.
(I-Ace) La mala racha no fue ficticia (risas).

¿Fue o es una mala racha?
(Hartosopash) Pues una mala vida.
(Jerv.agz) Una racha temporalmente tendrá que tener un límite para denominarse racha, ¿no?
(I-Ace) Pues a ver si llega (risas).
(Jerv.agz) Fue una época bien jodida personalmente. Horrible (risas).

De hecho, en el disco se respira un nihilismo galopante al que tengo la sensación de que te han empujado, no de que tú lo hayas elegido.
(Hartosopash) No es su caso, pero eso me parece una forma de excusar a la peña que realmente se la suda todo porque sí. Como buscarle la explicación filosófica…

“El mayor debate estilístico era que había algunos temas que yo quería acercar al techno industrial mientras que ellos querían que fueran más punkis”

Sí, pero en su caso sí hay conceptos que perviven y a los que se agarra a lo largo del disco, como pudiera ser el amor.
(Jerv.agz) Ojalá me sudara la polla todo, habría sido todo más fácil y yo más feliz. El problema es el contrario, que soy demasiado empático con el daño que le genero a otras personas y el que me genero a mí mismo. Por eso estaba triste, porque le había hecho daño a peña y me lo estaba haciendo a mí.

¿Y los sonidos vinieron antes o después de eso?
(Jerv.agz) Antes.

Os tenéis que conocer muy bien para traduciros como lo hacéis.
(Jerv.agz) Está claro que si no hubiera sido con Isidro (I-Ace) habría sido imposible. Creo que llegamos a un punto en AGZ en el que yo no quería hacer música con nadie más que no fuera él y viceversa. De hecho, al principio éramos muy reacios a dejarle el disco a nadie para que lo arreglase o participase de cualquier manera. No queríamos relacionarnos con alguien que pudiera tener una opinión distinta a la que teníamos nosotros… Es muy infantil el rollo, pero nos gustaba, estábamos contentos y no queríamos que nadie nos tocase los huevos con su opinión. Con Javi (Hartosopah) lo hicimos porque cuadramos muy bien.
(Hartosopash) A mí me sorprende un poco esta historia porque yo siempre he podido hacer lo que me salía del coño.
(Jerv.agz) Era una movida más personal, no buscábamos un profesional, buscábamos un amigo (risas). Teníamos muy claro que solo íbamos a currar con gente que nos cayera bien y a la que le gustara el disco. Igual con Javi (Hartosopash) que con Luis (Sonido Muchacho). Si Luis no nos hubiera caído bien y no hubiéramos confiado en él lo habríamos sacado nosotros.

¿Cómo fue la conexión con Sonido Muchacho?
(Jerv.agz) Kigo (manager de AGZ y C.Tangana) tenía la maqueta y nos animó a buscar un sello indie que nos ayudara a salirnos de la etiqueta de raperos. Por otro lado, lo que sí queríamos era tocar. Encontramos que meternos en un sello de ese tipo era una vía para conseguir eso. A esto se le suma que la idea de trabajar con Sonido Muchacho nos flipaba, tanto que lo veíamos bastante inaccesible.

¿Habéis encontrado diferencias entre los públicos de ambas escenas?
(Jerv.agz) Pues es que no tenemos referencias…
(Hartosopash) No se sabe muy bien cuál es publico todavía porque todos los bolos han sido con varios grupos, un showcase…
(Jerv.agz) El feedback que tenemos es que sigue siendo la peña de AGZ, pero creo que hay otro público al que estamos llegando y que recogeremos en unos meses.

Hablando del showcase, el otro día después de que tocarais en el Palacio de la Prensa, me encontré con más de una opinión un poco pureta e indignada que no entendía el reconocimiento que se os está dando a vosotros y el que no se le ha dado a grupos similares de Valencia y Barcelona hace años…
(I-Ace) Tampoco hemos petado nada.
(Hartosopash) De todas maneras, es un comentario muy típico que ocurre siempre que algo se cuela en un espacio que no es su lugar natural… Y a lo mejor simplemente es que mola más que lo que se venía haciendo, yo qué sé. Mira a Rosalía.
(Jerv.agz) Con AGZ también pasó cuando de pronto nos llamaban de festis en los que no había ningún raper… C. Tangana en el Sonar o en el Primavera… Pues eso, abres una puertecilla, te cuelas y te regañan. Y, bueno, hablando de haters en general el público de YouTube siguen siendo los mismos retrasados (risas).
(Hartosopash) Aunque el haterismo del que nos hablas es nuevo haterismo, el haterismo ante el intruso.

Creo que hay conceptos que se van repitiendo lo largo del disco como la muerte, el fuego, la droga… No son conceptos acabados, redondos, si no más víricos, contagiosos, oscuros, trascendentes. Unas palabras que te llevan a otras que hacen que el texto, la canción vaya, esté abierta siempre.
(Jerv.agz) Sí. Cuando escribo una letra, trato de generar un universo visual, una escena. Mi intención con todo esto es que la gente sea capaz de meterse en un mundo sin que yo les de pistas de por dónde tiene que ir. En esa escena o mundo hay conceptos con los que interactuar de manera subjetiva. Por ejemplo, Fuego: hay gente que se la toma como una relación de pareja y otros como algo apocalíptico.

“Antes no había el ansia de petarlo y hacerse rico. O por lo menos se disimulaba”

En un momento dado dices: “Toda la vida esperando para ver el otro lado”. ¿A qué te refieres?
(Jerv.agz) Pues no lo sé. Hay muchas veces que siento que el mundo no puede ser sólo esto, tío. Sólo currar, ir a casa, tener una pareja, casarte, tener hijos y morirte. No puede ser que nos estemos partiendo la cara a diario para solo hacer eso, tiene que haber algo más importante, algo más trascedente que comer, follar y dormir.

¿Tú crees?
(Jerv.agz) No lo sé. Eso espero, desde luego es lo que me gustaría. A veces me hace ilusión pensarlo. De hecho, la música es eso… no tiene un fin en sí misma, no es necesaria para subsistir y sin embargo la gente se gasta un pastón en comprarse discos, en aprender a tocar, en conciertos y los artistas son ídolos… Cuando en realidad es algo totalmente innecesario. No nos moriríamos si no existiese, pero creo que ese afán porque la vida no sea sólo eso, no sólo lo físico, es importante. Creo que todo el mundo busca un poco eso. Por eso la gente busca cosas raras, la música y creen en dios, en la vida después de la muerte y se tiran en paracaídas.

Me gustaría saber si habéis utilizado sintes analógicos.
(Hartosopash) Sí, sobre todo un Roland Juno- 106. Además, hay percus grabadas…
(Jerv.agz) ¿Cuál sería la proporción de cajas de ritmos y de sonidos reales de baterias?
(I-Ace) A lo mejor hay un treinta-cuarenta de cajas de ritmos. Lo más interesante son los samples, que los hemos destrozado. Quiero decir ,que lo más interesante son el tratamiento que les hemos dado más que el sample en sí mismo.

¿Vosotros (I-Ace, Hartospopash) a la hora de componer, estabais también en una mala racha, en una buena, o qué es lo qué teníais en la cabeza?
(I-Ace) Pues en lo que estábamos era en hacer una buena canción. Y luego Javi  ya tenía un sonido en la cabeza que quería conseguir.
(Hartosopash) Escuchábamos cosas para buscar referencias de sonido que nos permitieran saber cómo colocar las cosas, por ejemplo, la batería. Mira, creo que algo que marca mucho el disco es cómo están colocados los bajos. En estéreo y muy gordos, ultrapresentes todo el rato.
(I-Ace) Fíjate que cuando vinimos por primera vez a este estudio no había bajos y estábamos convencidos de que tenía que ser sin bajos, pero fuimos recogiendo cable.

¿Qué planes tenéis ahora?
(Jerv.agz) Vamos a estirar el chicle todo lo posible. Vamos a seguir haciendo temas hasta que nos deje de gustar lo que hacemos.

Está muy bien que el desarrollo artístico haya sido orgánico y sin otra ambición que buscar ese “otro lado” del que hablábamos. No es algo que suela ocurrir últimamente en el rap o géneros lindantes.
(I-Ace) Es que en el mundo del trap, por ejemplo, los chavales piensan que no es tan difícil y hay pasta. Creo que cuando nosotros empezamos no sabíamos cómo se podía ganar dinero de hacer música.
(Hartosopash) Antes no había el ansia de petarlo y hacerse rico. O por lo menos antes se disimulaba. Lo guay era decir que te importaba una mierda la fama, que lo que querías era hacer tu música. Sin embargo ahora la gente no tiene ningún complejo en decir que lo quiere petar y va a probar lo que haga falta hasta conseguirlo.
Y les da igual si lo que viene es una marca, un anuncio, o lo que sea: lo hacen. Lo ven como un trabajo.

Yo todo esto no sé cómo interpretarlo, la verdad, en vuestro caso no creo que suceda por el tipo de disco que habéis hecho, pero hoy día parece que la música se canibaliza a sí misma.
(Jerv.agz) Eso tiene una parte buena y es que no te tienes que pegar el palizón físico y emocional de sacar un disco entero. Además, lo que sacas es más fresco porque al final puedes cambiar más de estilo… hacer cada single distinto. Esa posibilidad para el artista está bien, aunque es cierto que cada vez nos acostumbramos más a que las cosas duren muy poco tiempo.