Aparecieron hace dos años como un soplo de aire fresco en una escena que necesita propuestas renovadas como la suya. Hoy, ya afianzados en ella, Shirley Davis & The SilverBacks presentan su segundo largo, Wishes & Wants (Tucxone Records, 18), un disco lleno de energía y mensaje con el que pretenden demostramos que el soul está más vivo que nunca.


Antes de hablar de música queremos preguntarte por algo más importante: la salud. Sabemos que hace un tiempo tuviste un pequeño problema de salud. ¿Qué tal te encuentras ahora? ¿Ya totalmente recuperada?
(Shirley Davis)
Es una pregunta muy personal, pero sí, estoy bien. Estoy feliz… y contenta de vivir sin dolor. Me he recuperado completamente. Gracias por preguntar.

Si no me equivoco ya llevas más de dos años viviendo en España. ¿Qué tal ha sido tu adaptación? ¿Echas de menos cosas?
(SD)
Musicalmente tengo un sitio aquí, la transición musical ha sido fácil. Conocer gente no ha sido tan fácil, al no manejar el idioma, aunque he encontrado buena gente de la que rodearme. De Australia echo de menos mis amigos, el estilo de vida e industria musical de allí, su diversidad. Conducir mi coche, bromear en inglés, comer mis comidas preferidas de allí… Lo normal.

Viniste para grabar tu primer álbum aquí, Black Rose, que tuvo muy buenas críticas. ¿Qué tal fue la aceptación de este disco? ¿Mejor o peor de lo que esperabais?
(SD) El crecimiento viene al grabar, girar, etc. Ese crecimiento ha existido con Black Rose. La sorpresa con el público es que me han dado confianza. Los abrazos y besos después de cada show, ha sido justo el incentivo que necesitaba. A veces el público ha echado en falta que cantáramos una canción determinada al pasar por una ciudad, y me lo han dicho… y se la he cantado al oído después para que no se la perdieran. O nos gritan las canciones que quieren oír… así que noto el apoyo del público, los veo cantar las canciones conmigo, y canto en inglés.
(Eduardo Martínez, The Silverbacks) La aceptación ha sido mejor de lo que esperábamos. Se han agotado varias ediciones, tanto del vinilo como del CD, y ha venido muchísima gente a vernos en directo que ha disfrutado con nosotros a pesar de no conocernos en muchos casos y de estar por primera vez en muchos lugares.

“Musicalmente tengo un sitio aquí, la transición musical ha sido fácil. Conocer a gente no lo ha sido tanto”

Ahora presentáis Wishes & Wants. Habladnos del disco. ¿En qué se parece y en qué se diferencia musicalmente de Black Rose?
(EM) Wishes & Wants es un acto de afirmación de nuestro estilo juntos. Hemos crecido mucho haciendo este disco. Musicalmente es más arriesgado que Black Rose en lo que a composición y arreglos se refiere, y la sonoridad en general es más moderna. Es un disco más variado y contemporáneo. La semilla de soul, funk y afrobeat plantada en Black Rose ha crecido en Wishes & Wants. Está desarrollada de una manera más consciente.

El título del disco hace referencia a los anhelos que todos tenemos como personas. ¿Qué desean Shirley & The Silverbacks?
(SD) Personalmente quiero gente que escuche música soul NUEVA. Música actual. Mis deseos son ser escuchada, viajar y compartir esa respuesta natural y humana a la vida.
(EM) Claro que también nos gustaría llegar al mayor número de gente posible, tocar mucho y poder mostrar nuestro trabajo a toda la gente dispuesta a escucharlo. Por supuesto que el disco guste y el público conecte con las nuevas canciones es otro de nuestros deseos.

En este disco de nuevo Marc Ibarz pone su granito de arena como letrista. ¿Qué mensajes vamos a encontrar en Wishes & Wants? ¿Qué “alma” esconde este álbum?
(SD) Lo mensajes están en los títulos de las canciones. Smile, All About Music, Night Life,… con sus ritmos, todas tienen mensajes instantáneos. Fire habla de dos personas y del fuego que desean hacer juntas. Treat Me better habla de pedir mejor trato en una relación. Cualquier relación necesita este tacto y respeto. Troubles And Trials se refiere a cualquier persona que esté en una situación difícil. Creo que es bueno mostrar tanto la luz como la oscuridad al componer. Escribiendo junto a Marc, estuvimos hablando de temas que nos afectan a cada uno. A veces teníamos posiciones distintas, pero hemos logrado de alguna forma combinar nuestras experiencias en las canciones que forman Wishes & WantsWishes & Wants son nuestros deseos, nuestros sueños. Esa es la alegría de escribir tu propia música: puedes decir exactamente lo que quieres y sientes. Hemos seguido explorando temas después de Black Rose, todavía nos quedaban muchas cosas que decir después de ese álbum.
Me encanta Woman Dignity porque aborda el tema de la mujer y trata de motivarlas. Es interesante porque los tiempos están cambiando y las mujeres están decidiendo hacerse respetar cada vez más. Es un buen momento para hablar de ello…la canción se dirige a ellas.

Hablando de líricas, el disco acaba con la canción Woman Dignity. ¿Cómo ha vivido Shirley, como mujer, lo acontecido en España el día 8 de marzo?
(SD) El día internacional de la mujer es algo en lo que siempre he estado involucrada. La canción no es algo que hayamos escrito al hilo del #metoo y el resto de los movimientos de este año, ya que la maqueta viene de atrás, pero es una coincidencia feliz. Aunque las cosas están cambiando, siguen dándose muchísimas situaciones en las que la vida de las mujeres puede mejorar. Todo pasa por enseñar a los hombres a respetar a las mujeres de su vida y entorno. Ha sido muy importante que hayan podido ver que somos muchas en días como este.

Volviendo al soul, Shirley siempre ha manifestado que su mayor influencia ha sido Marva Whitney. Pero ¿qué cantantes actuales admiras? ¿De quién aprendes cosas?
(SD) Jasmine Sullivan…. Me encanta el nuevo álbum de Janelle Monae.

Este álbum gira en torno al soul. ¿Porqué creéis que la música negra no termina de explotar en España? ¿Es una cuestión de cultura y tradición o de sonoridad?
(EM) Es verdad que existe un cierto “boom” de unos años a esta parte y que se ha ampliado el circuito de salas, festivales, artistas, prensa y promotores. También ha crecido el público al que le gusta disfrutar de esta música. Pero todavía es pequeño si se compara con otros circuitos de música que constituyen la tendencia mayoritaria en este país, e insuficiente para dar cabida y sustentar el trabajo de toda la gente implicada.
No creo que sea una cuestión de sonoridad ya que el público conecta con la música de raíz, está abierto a nuevas experiencias venidas de ésta y disfruta con ellas. Pienso que es más una cuestión de cultura y tradición y ya sabemos que cantar en otro idioma que no sea el castellano puede resultar un handicap en este país.

“En España hay muchísima afición por la música y músicos y artistas geniales que están haciendo cosas al mejor nivel, internacional incluso”

Shirley ha reconocido que le sorprende que, con las buenas críticas que tuvo Black Rose, tuvieron dificultades para los conciertos. ¿Creéis que en España se maltrata, o no se cuida como en otros sitios, la música?
(EM) En España hay muchísima afición por la música, un público muy especializado y otro, no tanto. Hay muchísimos músicos y artistas geniales que están haciendo cosas al mejor nivel, internacional incluso. Pero todavía hay mucho camino por recorrer para consolidar una industria variada y un tejido e infraestructura fuertes que den cabida a todo este talento. Falta valentía y sobra conformismo por parte de todos para crear, desarrollar, apoyar y difundir lo original.

De hecho, vuestra intención con este disco es conseguir llevarlo por Europa. ¿Habéis pensado en un plan especifico para ello o no es algo que los músicos puedan controlar?
(SD) Sí, tenemos una estrategia concreta. Es mi deseo principal para este álbum.
(EM) Ya tuvimos la ocasión de visitar Francia en varias ocasiones con Black Rose pero con este disco queremos ser más ambiciosos en este sentido ya que nuestra música es internacional. Por suerte tenemos un sello, una oficina y unas agencias de promoción que están trabajando muy duro para conseguir que Wishes & Wants se escuche en todos los lugares del mundo y podamos materializar este sueño.

Para despedirnos, un ejercicio de imaginación. ¿Dónde y junto a quien sueñan Shirley & The Silverbacks con dar algún un concierto?
(SD) Me encantaría telonear a Lee Fields en Sydney, Australia. O ser parte del Daptone Soul Revue en Madison Square Garden.