Sangre joven
Entrevistas / North Mississippi Allstars

Sangre joven

Redacción — 10-05-2006
Fotógrafo — Archivo

Se acerca la cita. La banda joven que más está dando que hablar entre los seguidores del movimiento jam band viene a España este mes de mayo. Y es que los hermanos Dickinson, saben conjugar a la perfección los conocimientos asimilados durante su infancia y adolescencia, con el entusiasmo de quien vive sólo por y para la música. Estas son las fechas: 11 Madrid (El Sol), 12 Barcelona (KGB)
y 13 Bilbao (Antzokia).

“Electric Blue Watermelon” (ATO/Discmedi, 06), la más reciente confirmación discográfica de nuestras palabras, ha sido producida por el mítico Jim Dickinson, el hombre que mientras trabajaba hace años con The Rolling Stones, The Replacements y muchos otros, veía cómo crecían sus dos hijos, los mismos que ahora están sacando tan buen partido de sus enseñanzas y de haber madurado junto a su fantástica colección de discos de rock, blues, country, soul, gospel, folk y jazz. De ello nos habla el mayor de sus vástagos, Luther. “Ésta es la colaboración más satisfactoria de todas las que ha habido entre mi padre y yo. Fue una visión compartida. Él supo ver dónde estaba el corazón del disco, me ayudó enormemente a expresarme y sacó lo mejor de la banda. Hay que saber confiar en el productor y dejarle hacer su trabajo. Eso es algo en lo que estoy mejorando, que no me sale de forma natural”. Es más, Luther confirma con sus palabras que su progenitor fue también decisivo en la presencia de artistas invitados en el disco.

"El verdadero rap de la calle es música folk. Está directamente relacionado con el blues y los cánticos de los campos de algodón"

“Todos los invitados fueron idea de Jim. Él dice que las canciones le hablan, le dicen qué necesitan y a dónde hay que dirigirlas. A medida que yo llevaba los temas al estudio, él decía: ´traedme a Robert Randolph, traedme a Lucinda Williams...´. Robert vino e hizo lo suyo en una toma. Es genial que Lucinda accediera a cantar con nosotros. Aportó mucho a la melodía, aspectos que luego yo incorporé a mi parte vocal. Y Dirty Dozen Brass Band estuvieron increíbles. Llegaron, aprendieron mi canción y la hicieron a su manera. Fue revelador para mí como compositor y me sentí muy orgulloso”. Quienes ya hemos disfrutado de NMAS en directo sabemos que sus conciertos son algo más que unas cuantas canciones tocadas en vivo. Al menos, eso es lo que pensamos cuando les vimos en San Francisco compartiendo cartel con Dirty Dozen Brass Band y Rising Star Fife and Drums, dos bandas con cuyos miembros no dejaron de entremezclarse durante horas, deleitándonos así con múltiples improvisaciones. “¡La música es una celebración de la vida! Lo que intentamos es recuperar el sentimiento que experimentábamos en los buenos tiempos de los juke joints (“pequeños locales tradicionales del sur de EEUU donde antiguamente se tocaba blues y jazz”, nota del redactor) con R.L. Burnside, Jr Kimbrough y Otha Turner, así como en los picnics de Otha. Nuestra música es nuestro hogar cuando estamos alejados de casa, durante nuestras constantes giras”. Así es, las jams son algo natural para Luther Dickinson desde muy tierna edad, no en vano creció en el estado de Tennessee rodeado de leyendas locales del blues. “R. L. Burnside y Kenny Brown me sacaron a la carretera por primera vez. Ellos me enseñaron a vivir una gira y desde entonces he podido tocar con muchos músicos importantísimos. Si pudiera elegir ahora a uno con el que todavía no he tocado, éste sería Billy Gibbons de ZZ Top”. Siendo la propuesta de North Mississippi Allstars tan particular, uno se pregunta si ellos se sienten acompañados por otras bandas similares o realmente van tan por libre como parece. “Aunque nuestro nuevo disco es muy personal, geográficamente está profundamente arraigado y las letras son una vista atrás a toda mi vida, también puedo sentirme cercano a Mofro, una banda de Florida. JJ, su cantante y compositor, al igual que yo, está muy al margen de las modas. Ambos odiamos ver cómo los viejos estilos de vida se disuelven en formas modernas, y así lo transmitimos. Por otra parte, comprendo a muchos artistas de mi generación que fusionan todos los distintos estilos con los que nosotros crecimos: blues, punk, rock´n´roll, jazz, hip hop y gansta rap...”. Efectivamente, aunque a más de uno le pueda sorprender, NMAS están influenciados por el rap y así lo han plasmado en su nuevo disco. “¡El verdadero rap de la calle es música folk! Está directamente relacionado con el blues y los cánticos de los campos de algodón”.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Sangre joven
Entrevistas / Sondre Lerche

Sangre joven

Redacción — 01-10-2002
Fotógrafo — Archivo

Una nueva promesa emerge desde un lugar que no sin ser la tierra prometida, se está convirtiendo en cuna de un buen puñado interesantes. Noruega y el pop se fusionan y paren una criatura que responde al nombre de Sondre Lerche y que nos presenta su disco “Faces Down”(Virgin, 02).

Me fastidia un montón el empezar a sentirme un poco mayor. Vas, por ejemplo, a un concierto de Millencolin y sientes que todo el mundo brinca más que tú; te desplazas hasta un festival y a la que llevas vistos cuatro grupos te caes de sueño y, para postre, te encuentras con entrevistados como Sondre Lerche, un chaval al que apenas le han salido los primeros apuntes de la barba. Eso sí, parece un buen chico. Esta es su historia en sus palabras. “A los once años yo era el mayor fan del mundo de A-ha, y eso me condujo a empezar a tocar.

“No me gusta lo que yo entiendo por rock prototípico. Me disgusta el primitivismo de todas aquellas bandas setenteras”

Durante unos años, hasta los quince, yo vivía muy a fondo todo esa movida de grupos de pop para adolescentes sumamente comerciales. A esa edad descubrí a Elvis Costello y mi percepción de lo que era el pop cambio por completo. Cuando empecé a tener un nivel me obsesioné con grabar y grabar, tenía un montón de demos acabadas, pero no las enviaba a ningún sitio. A través de un conocido en Virgin contactaron conmigo y a partir de ahí todo fue muy fácil y rápido. Al disco le dediqué todo el tiempo del mundo, unos cinco meses, porque no quería correr y estropearlo todo, buscaba sacar un disco lo más digno posible”.Y de veras que lo es. ”Faces Down” es pop meticuloso, de coros a lo Beach Boys, de orquestaciones pulidísimas y melodías adictivas. “Más de uno me ha comentado lo de Beach Boys, y quizá si sea verdad porque es uno de mis grupos favoritos, y eso no se puede ocultar tan fácilmente. Lo de los arreglos orquestados me apetecía mucho hacerlo, aunque ahora sea algo que está de moda. La gente no tiene gusto a la hora de aplicar violines, chelos y demás, simplemente los meten encima de la música de cualquier manera y ya está. A veces hasta suenan ridículos”. Su pop es, por lo conocido, casi de carácter excepcional en su país puesto que no hay demasiados artistas que se dediquen a facturar pop de un modo tan artesano. Pero maticemos que la guitarra tiene mucho protagonismo, aunque eso no le acabe de gusta a Lerche por lo de la conexión rockera que al chaval parece incomodarle. “No me gusta lo que yo entiendo por rock prototípico. Me disgusta el primitivismo de todas aquellas bandas setenteras y eso, hoy en día, todavía está muy presente en el mundo del rock”. A pesar de eso, a nuestro protagonista le gustaría que, con los años, se le recuerde como a Jeff Buckley por esa condición de artista sin parangón. Para acabar, no se pierdan la idea preconcebida que, de España, tiene este jovencito noruego. “Cuando vine para tocar en Festimad me sorprendió la movida que hay alrededor del pop y el rock. No sabía si había una escena de grupos y lo más perplejo me dejó es la cantidad de revistas que hay en el mercado. Pensaba que aquí lo típico era escuchar y tocar sólo flamenco”.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.