“Podemos pensar en la gente en casa poniendo una atención real en la música más allá de la diversión”
Entrevistas / Red Passenger

“Podemos pensar en la gente en casa poniendo una atención real en la música más allá de la diversión”

María Villa — 30-05-2020

En un mundo que acota sus fronteras apresuradamente Red Passenger tienden cada más la mano. A nuevos miembros por un lado, que renuevan el engranaje, y a sonoridades que en Lottogatika (Movistar Sound, 2020) proponen ese viaje a un planeta imaginario en compañía de pasajeros como Fritz Lang, George Orwell o Air. De la vieja Europa a los confines del Universo, de la reflexión social al hedonismo.

En una ciudad prolífica culturalmente como es Granada, nos llegaba en 2015 una “maqueta” o “demo”, como denominó Red Passenger a Four Collisions. Un trabajo con cuatro temas bastante dispares entre sí, que se había grabado a finales de 2014 por tres componentes del grupo, Luis Martín, Víctor Costela y Monty, junto a Carlos Marqués, que hizo de productor en esta primera incursión sonora. Desde entonces, la banda no ha dejado de cambiar y evolucionar.

Destacaba especialmente en aquella maqueta un tercer corte Spectator, cantada en un tono lánguido por Luís Martín, en inglés. A partir de ahí, el minimalismo irrumpe en la forma de entender la música de Red Passenger y empiezan a prescindir de letras y arreglos que habían utilizado en sus comienzos, para adentrarse en una fase mucho más experimental y a la vez compleja.

Tuvieron que pasar tres años más para que, en 2018, con una formación más inclinada a los nuevos sonidos por los que se había interesado la banda, presentan dos trabajos simultáneos Studio di uno Spetro, banda sonora de una película inexistente y In Spain They Put You In Gail For Writing Lyrics Like These (Instrumental Version), un trabajo que giró desde el hiphop al neosoul de inspiración afroamericana.

Tras el letargo de un confinamiento que a cada uno le ha servido para reubicarse de alguna manera, y tras la incorporación a la banda de Daniel Levy y José Manuel Sánchez, Red Passenger irrumpieron hace unos días con su tercer LP Lottogatika (Movistar Sound, 2020), que presentan como una historia de ficción interplanetaria en la que la música del grupo es enviada a través del espacio y descubierta por los habitantes del planeta Lottogatika, un imaginario y unas influencias que hay que escuchar para intentar entender este universo en el que ellos son mucho más que un simple pasajero.

 

Cinco años desde que la banda empieza a presentar sus primeras grabaciones y, como resultado, un cambio radical en la forma de entender la música ¿qué ha pasado en este tiempo para que Red Passenger haya evolucionado de esta forma?
Entendemos que desde fuera haya podido parecer un cambio muy radical, pero desde dentro ha sido una evolución lógica, que dependía de las distintas formaciones que el grupo ha tenido, la música que escuchábamos en cada momento y el afán por ocupar un espacio no ocupado por nadie, buscando obtener una identidad reconocible. Al fin y al cabo, imagino que cada proyecto vive en una constante de ensayos y pruebas, y esa experimentación permanente nos ha llevado a la situación actual, la de sentirnos muy cómodos realizando música instrumental.

En 2018, a falta de un disco, presentáis dos discos simultáneamente ¿no fue esta una propuesta muy arriesgada?
Sin ninguna duda, aunque creo que lo volveríamos a hacer. Si tal como se suele decir, la parte puramente artística de la música es lo primordial, sacar dos discos de manera simultánea fue para nosotros un gesto de honestidad y transparencia. Las canciones de ambos discos habían sido compuestas de manera simultánea, y publicarlos a la vez era la forma de transmitir en qué estado de forma se encontraba el grupo en dicho momento.

“Imagino que cada proyecto vive en una constante de ensayos y pruebas, y esa experimentación permanente nos ha llevado a la situación actual”

Entre ambos trabajos ¿cuál creéis que ha sido el que mejor ha entendido el público? ¿con cuál estáis más contentos?
Creo que es una cuestión de gusto o de preferencia, más que de entendimiento, lo que lleva a la gente a decantarse por nuestro disco rojo o por nuestro disco amarillo. Hemos obtenido buenas críticas y palabras sinceras sobre lo que intentamos transmitir con cada disco y, no es por no mojarme, pero a día de hoy no puedo escoger solo uno de ellos. Con ambos aprendimos todo el esfuerzo que has de poner en esto, así que imagino que dependiendo del momento pondría uno u otro.

Un par de cambios en la formación y con ellos un nuevo concepto en vuestra música ¿han influido estos cambios en el último trabajo?
La base compositiva del grupo ha sido la misma con las distintas formaciones que ha tenido, pero sí es cierto que cada persona que ha formado parte de Red Passenger ha dejado su propia huella: tal como ha pasado con Dani y José en Lottogatika. Es una cuestión que me parece muy interesante, me recuerda a una especie de contrato. El músico sabe a qué tipo de proyecto llega, y debe deducir la manera de adaptarse con éxito. Si bien el proyecto debe ser permeable a las aportaciones que puedan llegar, lo que puede llevar a nuevas formas de enriquecimiento.

Indudablemente, Red Passenger es un grupo que no puede asimilarse a ninguna otra banda granadina ¿qué os hace diferentes con respecto a lo que se cuece en vuestra ciudad?
Siempre cuesta definirse a uno mismo, pero el simple hecho de ser una banda instrumental te diferencia de otras propuestas. Eso nos obliga a crear muchos recursos tímbricos, armónicos y melódicos para llenar la ausencia de voces, que por lo general suelen guiar la atención del oyente.

Con sonidos tan experimentales la banda no parece buscar el hueco del gran público que abarrota festivales ¿a quién va dirigida vuestra música?
Realmente no creo que nuestro público tenga un perfil muy definido. Por descarte, podría parecer que no es música muy propia de un festival, pero no es algo que nos hayamos planteado.

“Está bien hablar de escena granadina, pero el camino de Red Passenger, y el de muchos más proyectos, ha sido fruto de esfuerzos individuales muy concretos”.

¿Cómo encaja una banda como la vuestra en una escena como la granadina?
Realmente creo que Granada está en un momento dulce, y es una pena que no exista un tejido capaz de absorber todas las propuestas interesantes que hay. El chovinismo siempre me ha causado rechazo, pero en los últimos tiempos he visto a bandas como Elemento Deserto, Papaya Club o Nu! (ya desintegrados), y que me han hecho llevarme las manos a la cabeza con cada canción y pensar en quién es el culpable de que esta gente no tenga una repercusión más amplia. Por primera vez veo una voluntad real de diferenciarse de la masa, con calidad y dedicación. Está bien hablar de escena granadina, pero el camino de Red Passenger, y el de muchos más proyectos, ha sido fruto de esfuerzos individuales muy concretos.

¿Qué expectativas tenéis con respecto a Lottogatika? ¿Dónde os gustaría llegar con vuestra música?
La expectativa siempre es la satisfacción artística. Obviamente, cada uno quiere llevar su obra al mayor número de personas posible, pero al final lo importante es poner tu disco y pensar: “esto es un buen trabajo”. Aunque como decía, toda repercusión es positiva.

Acabáis de presentar trabajo, el 29 de mayo, en plena crisis de la industria musical ¿qué formato vais a adoptar para defender este trabajo en tiempos de coronavirus?
Estos meses van a suponer una hostia gigante para la música en directo, eso es obvio, y buscar la cara buena de esta situación es difícil. Si acaso, imagino que están siendo buenos tiempos para los streaming y las plataformas digitales. Como antes he comentado, es difícil imaginar a 40.000 personas cantando un estribillo de Red Passenger, pero sí podemos pensar en la gente en casa poniendo una atención real en la música que vaya más allá del concepto de diversión. Para directo iremos con la formación completa.

Nos desescalamos con vosotros ¿podéis revelarnos ya fechas en las que podremos veros en directo?
De momento, esta situación nos ha hecho abortar todos los planes de directo. Aun así, decidimos seguir adelante con la publicación y esperar las buenas noticias para poder defenderlo en directo más adelante.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.