“El reggeatón es el nuevo pop, y te va a joder escucharlo”
Entrevistas / Ms Nina

“El reggeatón es el nuevo pop, y te va a joder escucharlo”

Diego Rubio — hace 2 semanas
Fotógrafo — Archivo

Venida desde Argentina, Jorgelina Andrea Torres ya no es esa chica que reventó internet con la canción para un anuncio de la tele. Han pasado casi cinco años de entonces y todos, nosotros, los artistas, la escena, hemos cambiado mucho, y seguramente por todos esos procesos de cambio llevamos esos mismos casi cinco años esperando la que por fin es la primera mixtape de Ms. Nina: Perreando por fuera, llorando por dentro (Mad Decent / Altafonte, 19).


Has grabado la mixtape en Los Angeles, ¿verdad?
Sí, en Los Angeles, en Madrid, en Barcelona, en Londres también he grabado algunas canciones.

¿Cómo surge esa posibilidad?
Porque viajo mucho por trabajo, estoy con un productor y me invita al estudio. Viajo mucho por la música, todavía no he viajado por placer desde que estoy con esto, de verdad, no me he ido de vacaciones todavía.

¿Y te sientes cada vez más en pleno control de lo que haces?
Sí, la verdad es que desde el principio, desde hace cuatro años hasta ahora me siento mucho más confiada conmigo misma y con más control de mi carrera. Porque yo era una persona muy desastrosa y muy desorganizada y como que hacía las cosas como…”Venga las hago y punto”. Y ahora las cosas las hago con una intención, organizadas… Como la mixtape: a lo mejor ni sabía cómo hacerlo ni sentía que fuera el momento, sino que era como “pues hago una canción y tal y algún día haré una mixtape”. He cambiado mucho en dos años.

¿Y has conseguido finalmente el sonido que estabas buscando?
Obviamente no hago la música que hacía al principio, ha evolucionado mucho. Ahora quiero hacer otras cosas, mas melódicas, mas cantadas. Me gusta la Nina que había antes, pero esta guay evolucionar también, porque tú creces como persona. A lo mejor ahora no me sale andar cantando canciones de hace dos/tres años, así que los cambios siempre son buenos.

¿Tenías este objetivo cuando de repente salió todo lo del Chic para mí?
Me gustaba hacer música desde el principio, pero como yo nunca creía en mí antes. Nunca creía que iba a estar viajando a Los Angeles a grabar, o que iba a estar hace dos meses en Chile o en Argentina… Hago muchas fechas por Europa, y nunca pensé que fuera a ser así. Lo de meter Chic en una publicidad, por ejemplo, fue en plan “me pagan, grabo y punto”. Pero luego pensé: “Joder, si me gusta hacer música”…

“La música urbana va a marcar una etapa en la Historia de la música española”

Eso supuso un empujón en tu carrera…
No fue exactamente un empujón, pero sí que dije “Hostia, estoy escuchando mi voz en la televisión, a lo mejor sí que es verdad que puedo hacer música”. Y seguí, dejé mi trabajo y dije: “Voy a intentar hacer lo que me gusta, apostar por mí, porque si no luego me voy a arrepentir”. Y lo hice. No quería que me quedara la espina de decir:  “Buah tío, no lo intenté”. Así que lo hice, y ahora no soy superfamosa ni tampoco quiero ser Madonna, pero me va bien, puedo hacer lo que quiero. Me gusta hacer canciones, que la gente las escuche, viajar con mi música y la verdad es que no sabría hacer otra cosa ahora mismo, estoy muy contenta.

Y en ese momento, viendo así con retrospectiva y comparándolo con otras canciones de la época como el Ratxetas de La Zowi, por ejemplo, ¿había algo de broma entonces o es que no nos lo tomábamos en serio en ese momento? Que no estábamos “preparados”…
Había un poco, no de broma, pero sí de “hago esta canción, no tiene mucho sentido, pero la hago y ya está”, sin plantearte mucho más. Había de broma por eso, pero también había algo de verdad. Lo que pasa es que, ya te digo, era como “venga, voy a hacer esta canción y a ver qué dice la gente”. Y la gente por lo general la criticaba y no la tomaba en serio. Pero al final esta es la música que se ha acabado escuchando todo el mundo y que se ha terminado convirtiendo en lo que ahora se llama música urbana. Al principio la gente decía que esto no es música, que cómo va a cantar con autotune así pasado. Pero es que la música urbana es esto ahora en España. Yo creo que va a pasar, no sé si a la Historia, pero desde luego fue una etapa clara en la música española. Gente que ha salido de internet y que ha hecho música, o bien solos o en algún estudio o en casa, que puede hacer una gira en Mexico, una carrera de nivel sin una discográfica. Es parte de la Historia algo así.

Al final es un movimiento…
Exacto, aunque la gente diga “No, si eso no es música, es una mierda”. Pues aunque te joda, que a lo mejor viene luego otro movimiento con el que conectas más, es verdad, este es un movimiento que ha pasado en España.

¿Lo has tenido difícil siendo mujer durante estos años?
Yo no lo he tenido difícil, pero creo que a veces hay situaciones, no solo en música sino en general, todas las mujeres en el trabajo, sean enfermeras, limpien un piso, en la calle… sean lo que sean van a pasar seguro alguna situación desagradable en algún momento. Yo, como soy, como me ha criado mi madre siempre, soy una persona a la que le da igual si eres hombre o mujer, a mí me tratas bien y si no me gusta pues te voy a decir algo. Creo que todas las mujeres, en cualquier situación y en cualquier trabajo, han pasado algo, o no las han tomado en serio. Pero que le den a la gente.

¿Y siendo mujer en un mundo tan sexualizado y tan masculinizado como es el reggeatón?
La verdad que nunca he tenido un problema. Ni estando grabando en un estudio y diciendo “ay papi, no-sé-cuanto”. A ver, me he sentido quizá un poco incómoda diciendo esas cosas, pero yo la verdad es que siempre soy como un hombre más, soy una persona más, sin diferencias. No me quiero victimizar todo el rato por ser mujer, sino que yo voy a trabajar, como todos los que están ahí. Hago mi trabajo y punto.

¿Hay algún tipo de mensaje ahí, aparte de lo que es el puro baile, el puro perreo?
Yo no me cierro sólo a hacer reggeatón. En mi mixtape hay un poco de trap, hay salsa, hay música movida y un poco de todo lo que yo escucho. Pero yo en mi música, por ejemplo, hago canciones sobre lo que pienso, y que la gente lo interprete como quiera. No en todas mis letras digo “papi”, tengo canciones románticas, canciones que hablan por ejemplo de la resaca, que son más para reírse. Cada uno tiene un mensaje y que la gente lo interprete como quiera. Por ejemplo, en la mixtape hago como un funk de Brasil, trap… Cada canción tiene detrás una historia y tiene una letra y no todo es “papi papi papi”. Y si fuera todo así, aunque a no todo el mundo le va a gustar, hay gente que lo va a consumir..

Siendo argentina, ¿has experimentado racismo creciendo aquí?
Yo siendo emigrante de Argentina no he sentido racismo fuerte pero sí que obviamente cuesta venir a otro país a empezar de cero porque dejas tu vida, y más por tu situación económica, porque yo no era rica, la verdad. No he sentido racismo pero sí situaciones desagradables. Si hubiera sido de otro país sí que creo que la gente hubiera sido más desagradable, la verdad. Porque los argentinos son muy españoles. Con otros países la gente es peor.

¿Siempre has tenido claro que querías hacer música?
Siempre me gustó la música, lo que pasa es que veía imposible hacer música, porque yo pensaba que para eso la gente tiene que cantar bien y tener buena voz. Y en realidad no es así, así que lo intenté, me gustó y di con la mejor manera que tengo de expresarme. Dices lo que quieres, con tu propia voz, la gente te escucha. Buah, esto es lo mío. Y ahora mismo vivo de la música… a ver, no soy millonaria, pero me va bien. Y si algún día pasa algo haría algo creativo, siempre seguí mi instinto. A lo mejor en 5 años digo “no quiero hacer más música, me voy a poner a pintar”, pero voy a seguir haciendo cosas artísticas porque otra cosa no sé hacer, no tengo estudios. Yo que sé, pintar, dibujar, cocinar, algo de eso.

“Creo que todas las mujeres, en cualquier situación y en cualquier trabajo, han pasado algo, o no las han tomado en serio. Pero que le den a la gente”

¿Pudiste pensar al principio “hace falta dinero para hacer música”?
Yo antes de hacer música trabajaba en una consigna fregando platos, estaba puteada, pero ahorraba dinero y me venía a Madrid a conocer gente. No mucha gente tiene la suerte de vivir de lo que le gusta y más de la música porque hay mucha competencia. Decir que “puedo vivir de esto” está muy bien, pero al principio me cagué de hambre porque no tenía dinero, cobraba un bolo y tenía que pagar el alquiler, tenía que comer… Vivía con lo justo, pero al principio es así, si uno quiere ser artista es difícil llegar a vivir de ello porque no es como ir todos los días a una oficina y tener un sueldo fijo. Tú comes de lo que tu cabeza crea, ganas dinero de lo que te inventaste y sale de dentro de ti. Si no tienes nada, ese mes no vas a cobrar. Es muy difícil ser artista y ser independiente. Por eso estoy muy agradecida de poder hacer lo que me gusta y dedicar todo mi tiempo a esto. Cuando trabajaba en la consigna pensaba: “Buah, quiero hacer música pero también tengo que trabajar”, y en el tiempo que me sobraba hacía lo que me gustaba. Y así fue como con lo poco que tenía ahorrado pude concentrar mis esfuerzos en hacer lo que verdaderamente quiero.

¿Cuándo conseguiste dejar el trabajo y centrarte en la música?
En el 2016. Tres añitos ya. Pasaba ya de estar puteada, con mi jefe, y tomé la decisión. Me fui a Valencia y poco a poco fui creciendo.

Has dicho alguna vez que has encontrado algo así como tu trinidad artística en La Favi y Jedet…
Con ellos tengo una conexión especial porque somos amigos. La Favi me introdujo en la música, es la primera que me llevó con ella al estudio y sigo haciendo canciones con ella. Y con Jedet también, es mi mejor amigo y también grabo música con él y conectamos muy bien.

Parece que a día de hoy la escena está más asentada y también se ha polarizado más en torno a varios sectores, como Yung Beef con La Vendición, C Tangana y el Miami español, Bad Gyal y su propio entorno, el reggeatón pop al que quizá pertenecéis tú, Mygal X… ¿Cómo ves tú la escena y cómo ha cambiado todo desde que tú empezaste hasta ahora?
Ha cambiado mucho porque hay muchos artistas independientes como yo que han ido creciendo y que se están haciendo fuertes incluso fuera de España. Aquí tenemos unos artistas urbanos que valen mucho, lo que pasa es que no se apuesta mucho por la música. Es una pena, porque tú te vas fuera de España y la gente flipa con los artistas de aquí, hay artistas buenísimos de música urbana, como Bad Gyal, Yung Beef, C Tangana, La Zowi, la Bea, Albany, por ejemplo, que me encanta… Pero es muy difícil dar con un estudio o con una marca que te ayude, y ya te digo que es una pena porque desde hace cinco años hay muchos artistas muy buenos. Al final tiendes a buscarte la vida fuera.  Cuando yo empecé a hacer música no había muchas chicas y ahora son casi mayoría, eso es súper bueno.

También has colaborado con Alaska, ¿qué tal la experiencia?
Con Alaska muy bien. Para mí no tenemos nada que ver en cuanto a la música, pero ella es una mujer admirable. Por ejemplo, Reinas, con Jedet, la escribimos pensando en A quién le importa. Cuando nos llamó para colaborar en su nuevo disco me alegré, me pareció bien que esa generación quiera colaborar con la nuestra. Está bien tender puentes. Fue un sueño cumplido, luego tocamos en sus dos shows y súper bien, nos tenemos mucho cariño.

¿Con que artista sueñas con colaborar?
J Balvin (risas). También me gustaría con Ozuna, con artistas de ese estilo.

Reinas en su momento llegó a convertirse en casi un himno del Orgullo. ¿Os consideráis de alguna manera Jedet y tú iconos LGTBI+?
Yo no me considero nada, ni una diva ni un icono ni nada de eso. Somos personas que nos exponemos y la gente nos escucha. Reinas la hicimos para que la gente que nos sigue, que nos envía mensajes diciendo que no se sienten bien con ellos mismos. Entonces pensamos  que ya que podemos hacer música, tenemos voz y nos van a escuchar, pues era buena idea hacer esta canción. Es una de las canciones a las que más cariño tengo, porque conseguimos hacer lo que teníamos en la cabeza al principio. No creo que sea icono de nada, pero fue una canción muy bonita y más el hacerla con mis amigos.

¿Qué opinas de eso, de la necesidad de expresar que no estamos del todo bien o todo lo bien que podríamos estar?
En mi música hablo mucho de mí misma, de si no estoy bien, si estoy triste, de que tengo celulitis, de que soy una persona normal. Me lo tomo con gracia e intento hacer música que siempre tenga ese punto de tomarse las cosas con humor. No sé, por eso hago música, para expresar lo que siento y lo que tengo en mi cabeza.

¿Qué le dirías a una persona que sigue pensando que las letras del reggeatón son machistas y se siguen cantando algunas bastante heavies de los Rolling, etc?
Yo siempre digo que la gente que piensa eso es un poco ignorante, porque hay canciones de rock que son más machistas que el reggeatón. Seguramente mucha de la gente que lo critica luego lo baila, igual que baila otras músicas movidas. Obviamente que hay canciones machistas, pero depende del artista. Yo hago reggeatón y música latina y no creo que diga cosas machistas. Es un prejuicio que tiene la gente siempre, el reggaetón fue muy discriminado y hay mucha gente que todavía no lo valora, pero lo siento ahora el reggaetón es el nuevo pop, así que te va a joder escucharlo, y la gente que dice que no es música y que el rock sí pues que siga escuchando rock. En cualquier caso, siempre existe la sombra de la sexualización, porque puede ser a la vez necesaria y a la vez peligrosa… El reggaetón es para hacerte pasar un buen rato, olvidarte de tus problemas, para bailar. Obviamente no te vas a tomar al cien por cien en serio las letras de todo porque hay algunas cosas que no tienen sentido, pero es una canción para divertirse. La gente tiene muchos prejuicios si quieres mover el culo bailando pues lo mueves, y si te quieres sentir sexy bailando pues te sientes sexy.

¿Es una forma de empoderarse a través del cuerpo, al final?
Es una forma de expresarse libremente, más que de empoderarse. De soltarse, de liberarse, de bailar. En mi música siempre me gustó bailar y soltarme, por eso hago la música que hago. No me sirve solo el reggaetón, yo hago música de baile.

“La gente tiene muchos prejuicios. Si quieres mover el culo bailando pues lo mueves, y si te quieres sentir sexy bailando pues lo haces”

En la mixtape veo muy claro el “Perreando por fuera”,  pero no tan claro el “Llorando por dentro”. ¿Hay que leerlo más entre líneas?
Es más bien el reflejo de una situación tipo “Estoy triste, salgo de fiesta y me lo paso de puta madre y al día siguiente levantarse con una resaca horrible y querer morirse, menuda mierda, estoy triste, quiero llorar”. Es más o menos así, cómo me río ahora sabiendo que voy a llorar después.

Has colaborado con varios productores top en la mixtape, ¿Con quién te sientes más cómoda musicalmente?
Me gustan todos. Cada uno es diferente pero con Beauty Brain me entiendo mucho y con King Dodou me encanta trabajar porque es muy rápido siempre y conectamos muy rápido.

¿Ha sido fácil el proceso de grabar la mixtape?
Ha sido fácil pero también difícil, porque para mí un trabajo nunca queda acabado. Ahora escuché una canción y pienso “le cambiaría esto”, “esto no me gusta”, pero es que si me pongo así no acabaría nunca. Ha sido un trabajo de muchos meses porque escirbir una canción tampoco es tan fácil, te tiene que pillar en un momento de creatividad bueno y hay momentos en los que yo no tengo esa creatividad que tiene otros artistas… ha habido momentos de ponerme a escribir y que no saliera nada. Ha sido un proceso más o menos lento, de varios meses, con momentos de decir “esto no sale”. Cambiaría cosas, y sé que cuando saque otra mixtape, o este año que voy a seguir sacando singles todo irá sonando siempre mejor.

¿Te han tentado sellos discográficos?
La mixtape sale con Mattisen en EEUU.

¿Y tú prefieres seguir a nivel nacional siendo independiente?
Por ahora me va bien de independiente. Hago lo que quiero, me gustaría tener más dinero para currar más y tener cosas, ir a estudios y grabar, hacer videoclips… pero prefiero no deberle nada a nadie y estar a gusto. A lo mejor en un futuro pues sí, pero por ahora la verdad que no me interesa.

¿Qué opinas del futuro del feminismo, de la necesidad que tiene la mujer de tomar posiciones?
Hay muchas chicas al poder haciendo cosas. Ha cambiado mucho estos últimos años pero todavía queda mucho. Por ejemplo lo de la manada, yo pensaba que no iban a ir a la cárcel esos hijos de puta, y al final, aunque después de dos años, ver que finalmente van a ir pues te da esperanzas para seguir luchando, poco a poco vamos avanzando. Las cosas van avanzando pero poco a poco y queda mucho.

¿Es por eso necesario que existan artistas como tú o La Zowi, que digan cosas incorrectas y que trasciendan ciertos límites?
No solo lo que decimos, sino el hecho de haberlo trabajado y haberlo conseguido solas, al menos en mi caso. Es una forma de señalar a todas esas mujeres que lo hacen solas todos los días, que sacan a sus hijos y familias adelante, que trabajan 12 y 14 horas y que tienen que hacerlo todo solas. Yo me expongo y se ve lo que hago porque estoy de cara al público, pero también hay que valorar, incluso más, a las que no se ven.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas, ver nuestra Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies