Si con su anterior disco, Libélula, Pardo se adentraba en el sendero de la música latina fundiendo su reconocible identidad rock’n’roll con otros estilos,  el avance de su próximo trabajo que ahora estrenamos, anticipa un pletórico tratado de música americana.

Las canciones de “Santa Cruz”, este es el título escogido por el cantante y compositor coruñés para su quinta entrega discográfica,  fueron grabadas en cinta analógica  a principios de este mismo año por Pike Cavalero en Desert City Studio (Almería), bajo la producción de Mario Cobo, y en ellas resaltan los adecuados arreglos que traen al presente armonías clásicas del country y el blues, junto a la espléndida interpretación realizada por Pardo en compañía Cobo, Cavalero y los músicos  Alfonso Alcalá -bajo /contrabajo – Lucas Albaladejo, -teclas-  y Jesús “El Ogro”, -batería-,

El videoclip  de“Mi fuego no quema”  fue dirigido por Alberto Castaño (Agencia G), y en el intervienen Tania Morenilla y Néstor Pardo.