“Generar incomodidad hace despertar emociones interesantes”
Entrevistas / Tiger Menja Zebra

“Generar incomodidad hace despertar emociones interesantes”

Oriol Rodríguez — 26-02-2018
Fotógrafo — Ullnu

Tiger Menja Zebra cierran su trilogía sobre la autodestrucción del ser humano con “Anarquia i mal de cap” (Hidden Track, 17). Entrañas y visceras, lacerantes e hirientes como un cuchillo de carnicero oxidado, a 140bpm y sin interrupciones, con una alineación actual que incluye dos bajos y dos baterías, han llevado su propuesta, cruce de caminos del rock industrial y el indie rock menos complaciente, al extremo.

Podemos entender “Anarquia i mal de cap”, el último capítulo de la trilogía que iniciasteis con “Com començar una guerra” (Music Or Nothing Recordings, 12)?
Exacto, es la trilogía sobre la autodestrucción del ser humano. Cuando empezamos con “Com començar una guerra” no nos lo habíamos planteado, pero con el siguiente álbum “Super Ego” (Music Or Nothing Recordings, 14) se generó una cierta continuidad y ahora hemos creído que era necesario cerrar el círculo. En esta trilogía exponemos nuestra particular visión de la especie humana. En “Com començar una guerra” experimentábamos con las reacciones que pueden surgir de una provocación. En “Super Ego” nos proclamamos ganadores y orgullosos de aplastar a los enemigos y en “Anarquía i mal de cap” se descompone todo el orden para prepararnos para una nueva guerra futura, con desgana, decepción y servilismo. Y así vamos haciendo, hasta que no quede nadie. Esta vez, nuestra principal influencia ha sido la observación del entorno y de nosotros mismos en cada momento que estamos en pleno proceso creativo. Hay situaciones que suceden y que te hacen reaccionar. Se trata de trasladar a la expresión musical y artística la propia percepción de la realidad.

La formación actual del grupo incluye dos baterías y dos bajos, lo que ha acentuado la parte más contundente, incluso marcial de vuestra música.
Sin duda. Cuando Eduard Novoa nos dijo que quería tomarse un tiempo sabático (para el próximo disco volverá a estar con nosotros pero él no lo sabe), enseguida vimos claro que teníamos que ir por este camino, sobre todo en cuanto a la parte rítmica, incorporando un segundo batería.También lo hemos grabado a 140bpm y sin interrupciones. Teníamos la idea de hacer un disco como si fuera una sesión de un Dj, que la tensión se mantuviera en todo momento, sin dar tregua al oyente. Pensando sobre todo en los directos, era un formato que nos atraía mucho.

La idea generalizada es que la música debe generar sentimientos agradables. ¿A vosotros os gusta explorar el otro extremo, provocar sensaciones incómodas?
Sí. En nuestro “estatuto” (es un decálogo que escribimos cuando pusimos en marcha el proyecto Tiger Menja Zebra), uno de los puntos mas importantes era ir hacia los extremos. Efectivamente, se pueden generar emociones con palabras, pero también con sonidos y generar cierta incomodidad a veces hace despertar emociones interesantes.

Tras la contundencia e incluso virulencia que puede transmitir vuestra música, más o menos soterrado se esconde un corrosivo sentido del humor fácil de percibir en los títulos de algunas de las canciones: “Genocidi hipster”, “Els Amics de les FARC” o “Durruti t’estimo”. ¿Con humor todo entra mejor?
El humor es vital en nuestras vidas. Desde nuestros inicios, en proyectos anteriores, siempre ha estado muy presente, no lo entendemos de otro modo. Lo que pasa es que hay gente con la piel muy fina y muchas veces no nos entienden. Tampoco es algo que nos preocupe demasiado, más bien nos hace gracia.

¿Cuántas veces has tenido que escuchar que vuestra música provoca dolor de cabeza?
(Ríe) Menos veces que “¿tienes canciones propias?”.

Y a vosotros, ¿qué os provoca dolor de cabeza?
Pep Sala

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.