MondoSonoro Discos

are we there

El suave bamboleo de “Every Time The Sun Comes Up”, a la manera de un Nick Cave dulzón, pone punto final al concierto de Sharon Van Etten en el Primavera Sound, al igual que hace con su último trabajo. Es lo más cerca que la artista estadounidense ha estado de convencerme durante su actuación que su salto de estatus en la composición del cartel estaba justificado. Sin embargo le han fallado las tablas para lograr ese epatante directo que las canciones de “Are We There”, su cuarto trabajo, puede proporcionarle. Un álbum más instrumentado, mucho más arreglado con la pompa que otorgan la cuerdas y alguna base arregladita que le confiere ese indiscutible toque arty tan molón que la han sofisticado, alejándola de la pizpireta y algo ingenua cantautora folk de sus inicios.

Hasta aquí todo correcto. Y más cuando la acierta en el típico crescendo emocional a lo PJ Harvey de “You Love Is Killing Me” o en la balada de amor sintetizado que es “Our Love”. Canciones corta-venas en las que escampa con dolorosa franqueza sus miserias amorosas, y que le confieren al disco un halo de melancolía misteriosa, tan etérea como la voz que nos arrulla con dulzura. Una voz que se instala con delicadeza en nuestra mente y que nos dice que Sharon Van Etten crece con cada nuevo disco y que su hábitat natural tiene que ser esa sala de formato medio y gran acústica donde despliegue la belleza de temas como “Nothing Will Change” hasta dejarnos exhaustos de tanto caramelo.

MÁS SOBRE SHARON VAN ETTEN
Comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas, ver nuestra Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies