Los estadounidenses Black Lips pisaron de nuevo nuestros escenarios, y  todos sabemos cómo se desenvuelven en sus enérgicos y vibrantes directos. Momento que aprovechamos para preguntarle a su guitarrista Cole Alexander por sus discos favoritos de todos los tiempos.

Link Wray And The Wraymen – “Mr. Guitar” (1995)
En realidad no se trata de un álbum exactamente, sino de una colección de todas las grabaciones primerizas de Link Wray. Estoy convencido de que Wray es uno de los artistas más importantes de la historia del rock’n’roll. Aprendí como tocar la guitarra escuchando sus canciones y te aseguro que mi vida cambió después de escuchar esta recopilación. Es preciosamente crudo y simple, pero muy intenso. Un material esencial.


 

Bo Diddley – “Bo Diddley” (1958)
También es una recopilación de singles, pero es que en los cincuenta todo se basaba en los singles y la gente todavía no pensaba en álbumes. Bo Diddley creó su propio beat e influenció a la mayor parte de mis artistas favoritos. Es el rey.


 

The Rolling Stones – “England’s Newest Hit Makers” (1964)
Es complicado elegir un disco de los Stones, pero creo que este es el trabajo que lo empezó todo. Es realmente cool y además fue el disco que me hizo querer estar en una banda cuando era un chiquillo. Incluye un montón de versiones, pero amo cuando los primeros Stones tomaban una canción y la hacían más rápida y más jodida.


 

Ramones – “Ramones” (1976)
Ramones han sido siempre una de mis bandas favoritas desde que empecé a escuchar música. Es pura diversión y, para mí, representan la quinta esencia de una banda americana (las partes buenas). Tomaron lo mejor del bubblegum pop, de los girls groups y del rock’n’roll primigenio y lo convirtieron en algo más estúpido desde un punto de vista inteligente. Creo que no podría ser amigo de nadie a quien no le gusten Ramones.


 

The Cramps – “Songs The Lord Taught Us” (1980)
The Cramps tenían el mejor mal gusto que jamás haya existido. Reintrodujeron a los punks en las más perturbadoras y psicóticas obras maestras de los cincuenta y los sesenta y las hicieron a su manera. Lux y Ivy fueron el auténtico dúo del rock’n’roll. Este fue su primer álbum y creo que es el mejor.


 

Germs – “(GI)” (1979)
Me hice a mí mismo un tatuaje de Germs en el tobillo cuando tenía catorce años. Eso te puede decir lo importante que es este disco para mí. Me cambió la vida. Para bien o para mal, dependiendo de a quién le preguntes. Cuando vi grabaciones en video suyas y escuché este disco descubrñi que no iba a ir a la universidad o a trabajar en una oficina. Decidí que iba a montar mi grupo. Con eso quiero decirte que este es el disco sencillo más importante para mí y el que me ayudó a romper con un montón de cosas en mi vida.