Y su poca simpatía por Podemos

Andrés Calamaro no ha dudado en dar su opinión acerca del reciente anuncio de abdicación del rey y en alabar la labor del mismo, primero en la ovación que el monarca recibió en la corrida de la beneficencia celebrada el miércoles pasado en la plaza de toros de Las Ventas y, más tarde, en una entrada de su blog personal.

Bajo el título “Principio de libertad”, el músico justifica los numerosos aplausos de la plaza de toros porque “entiendo que ser señor y caballero es aplaudir de pie a Juan Carlos, un rey abdicando que va a ser querido para siempre”, comenta.

Además, Calamaro llega a defender la monarquía haciendo una comparativa con la historia de su país natal, Argentina: “todos le aplaudimos, incluso republicanos decididos a ser simpáticos y agradecidos con un hombre que consagró su vida al servicio de la corona, palabras más palabras menos. Yo nací en una republica que, entre otras cosas, torturaba, asesinaba, suspendía las actividades del congreso, y perseguía nuestra moral y nuestra ideología a pesar de ser una republica. Quizás, entonces, un rey hubiera servido para que la sangre (esto es literal) no llegue al río”.

Todo el artículo se puede leer como un elogio a la figura de Juan Carlos I, el que aún es rey de nuestro país. “¡Viva el Rey!”, llega a escribir el artista, “lo grité pudorosamente ayer tarde y lo repito hoy. Si el rock tiene reyes y la tauromaquia los tiene, España tiene uno en tránsito hacia una jubilación real. Prometí lealtad a este señor cuando me fue dada mi segunda nacionalidad y aquí estoy respetando lo prometido”.

Pero el tema no se queda ahí. Calamaro aprovecha esta entrada también para dedicar unas palabras en contra de la irrupción de Podemos en la política: “Por izquierdas no me corre casi nadie, ni siquiera el “coletas”, escribe. “No termino de creerme una serie de tendencias por el simple hecho de ser tendencias, que cada uno coma lo que quiera y vaya las veces que quiera a ver los toros para siempre.
Se llama principio de libertad”
.