Más allá de la rumba
Entrevistas / Gertrudis

Más allá de la rumba

Miguel Amorós — 30-09-2011
Fotógrafo — Archivo

Tras cuatro años sin nuevas canciones y dos años sin actuar en Catalunya, era de prever que estos jóvenes inquietos, cercanos, rumberos y festivos volvieran con ganas de comerse, de nuevo, el mundo. ¿Sus herramientas? la fiesta, la música, el cambio, la evolución… en sus mismas palabras: la trivolución. Su nuevo disco se titula “Tripolar” (Música Global).

Xavi Ciurans, Xavi Freire y Edu Acedo son el trípode sobre el que se sostiene esta banda. Piensan, componen, tocan y hasta discuten, si hace falta, aunque después se sumen más elementos para crear una dinámica, que en directo resulta difícil de superar. Ahí está ese disco grabado en vivo con su concierto número 500 desde la sala Razzmatazz, y certifico que fue una gran fiesta. Han vivido desde su infancia en La Garriga, ciudad cercana a Barcelona y cuna de Dusminguet, reyes de la verbena. Quizá por ello es lógico que se declaren amantes de la “Festa Major”, sin embargo, en este disco han cambiado algunas cosas, pero que nadie “s’espanti” porque hay cambios en las formas pero no en el fondo. Lo explican los Xavi’s individualmente o a la vez: “después de grabar el concierto 500 teníamos la idea de parar, pero no pudimos con las ganas de volver. Lo que si cambiamos fue la forma de trabajar. Coincidió que Xavi C. se fue a vivir a Reus, yo me vine a vivir a BCN y Edu seguía en La Garriga. Los temas los hacemos entre nosotros y antes los hacíamos ensayando en el local. Esta vez fuimos construyéndolos cada uno en su casa, nos los íbamos enviando por Internet y cada uno sumaba su parte. Se crearon entre todos pero sin estar juntos físicamente. Después sí que nos juntamos una semana antes de grabar. De está manera mantuvimos la frescura que tenía cada tema, algo que no queríamos que cambiara cuando nos juntáramos todos para tocar. La idea era hacer canciones sin tener que rellenarlas de instrumentos”. Les comento que este “Tripolar”, su quinto disco, suena diferente de los anteriores. Entiéndanme, se mantiene el espíritu rumbero, el violín de Edu sigue marcando ese aspecto distintivo en su sonido, las letras siguen teniendo ese marcado aire personal, poético, social y surrealista, pero en general se apuesta más por la canción y la melodía. “Grabando este disco lo hemos pasado muy bien, no hemos tenido problemas de tiempo, además nos está pasando que, a diferencia de los anteriores, una vez acabado lo seguimos escuchando. Y sí que a nivel personal lo afrontamos y grabamos de manera diferente. También la implicación en la coproducción de Roger Rodés, con el que nos hemos sentido muy a gusto, ha sumado. De hecho cuando había algo que para nosotros sonaba más arriesgado, él siempre nos decía, ¿por qué no? y tirábamos para delante. Edu también ha trabajado mucho las melodías”. De alguna manera eso explica que no hayan tantos temas que de entrada suenen rumberos, que los hay y preciosos, como “Qué Bonica” o “Ríete”. Pero por ejemplo “Satinfecció” suena bien trallero, “salió casi de broma. En esos días escuchábamos una banda alemana, My Babe Wants To Eat Your Pussy que cambian mucho de ritmo y nos dijimos que nosotros también podíamos hacerlo”. “Cortines” que destila ritmos balcánicos con un Edu desbordante. “No sé si” una balada encantadora. O “Curiós” con ligeros apuntes electrónicos. Otros como los divertidos “Tontolava” o “La Marrana del Jersei de Llana” son inexorablemente gertrudianos. A resaltar tres colaboraciones vocales para contrastar con la personal y efectiva voz de Xavi, Òscar de Delafé y Las Flores Azules, Roger Mas y el rapero Winston Ducati. Pero repito que no hay que temer que el espíritu de fiesta disminuya en sus conciertos, Gertrudis es feliz cuando su gente baila con ellos y las presentaciones que ya han estado haciendo del disco, han sido auténticas celebraciones. Para despedirnos les comento que ellos siempre han esquivado el estrellato. Antes los grandes fueron Dusminguet, después la rumba pareció comérselo todo, ahora La Pegatina ha tomado el timón de la popularidad. “No estamos en el mundo del mestizaje, ni en el del rock català, ni en el fundamentalismo rumbero, ni en el de los directos hardcoretas. Estamos en medio de todo, pero no nos quejamos”.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.