Su epé de debut ha sido, con ventaja, el descubrimiento más exquisito de 2017. El propio nombre del proyecto, la juventud de sus componentes y alguno de sus videoclips despistan sobremanera, aunque no tanto como para no acabar atrayendo, inevitablemente, a las almas ávidas de calidez.

Poco conocíamos de esta banda que, a la chita callando, ha ganado la pasada edición del concurso municipal Popyrock. Acaban de sacar a la luz su ópera prima, ‘Mumbo Jumbo Adventures Chap.1’, y ya hay impaciencia por leer el siguiente capítulo. Manuel de la Cueva contesta con humildad mis dudas y hace esa espera algo más corta. “No nos hemos planteado grabar ni lanzarnos a las redes hasta tener un material que consideramos de cierta calidad. Desde luego nos queda muchísimo por aprender y por crecer musicalmente, pero estamos muy orgullosos y consideramos que nuestro debut es una carta de presentación muy digna”. El epé está grabado desde Zaragoza, en Estudios Inguz, con la producción a cargo de ellos mismos junto a Juan Miguel Sánchez y Chabi Benedé. “La experiencia de trabajar con Chabi ha sido tremendamente enriquecedora. Se ha volcado con nosotros y gracias a él hemos depurado mucho el que consideramos ‘nuestro sonido’.

El proceso ha sido más largo del que cabía esperar para un disco de media duración. “Comenzamos el trabajo de preproducción a finales de la pasada primavera y no hemos tenido el máster final hasta finales de año”. Las canciones muestran multitud de referencias musicales y cinematográficas. Letras y sonidos poco habituales en grupos tan jóvenes y con mayor madurez de lo que cabría esperar. “No eres el primero que nos habla de cierta madurez musical a pesar de ser un grupo joven. Todos hemos invertido parte de nuestras vidas en estudiar música. Quizá eso se note, pero tampoco creemos que sea algo de lo que debamos alardear. La vida lleva a cada uno por un camino diferente, y cada uno hace música con los recursos que tiene. Simplemente este es el punto en el que nos ha situado la vida y es la manera que nos gusta de hacer música”.

El pasado diciembre ganaron el  concurso Popyrock del Servicio de Juventud del Ayuntamiento de Zaragoza como nombre casi desconocido con la consiguiente sorpresa. “Supuso la constatación de que todo el esfuerzo realizado había merecido la pena. Ese reconocimiento por tu trabajo es una importante inyección de moral para seguir trabajando en el mismo camino. Te sitúa en el ojo de Zaragoza, que es lo más importante, y nos ha ayudado a publicar el epé con cierta repercusión. Ahora tenemos que seguir trabajando para consolidarnos como una banda importante en la escena local”. Para ello, nada como permanecer activos. “Estamos preparando sorpresas varias para YouTube y, a la vez, cerrando conciertos para mover el epé. Estaremos el 18 de marzo en la Feria del Disco Anual del CC Delicias de Zaragoza y el 7 de abril, con Zuma Birds, en La Leyenda de Madrid. Mientras tanto seguimos trabajando tanto personal como colectivamente. Trabajo, trabajo y trabajo, es la única manera”.

La banda presentará en Zaragoza el 13 de abril este primer EP en la Sala King Kong.