“Ahora puedo decir que estoy consiguiendo el sonido que siempre he querido hacer”
Entrevistas / Cora Novoa

“Ahora puedo decir que estoy consiguiendo el sonido que siempre he querido hacer”

César Méndez — 11-05-2020
Fotógrafo — Alexandra Cepeda

Desde el confinamiento, Cora Novoa acaba de publicar nuevo Ep, “The Hive” (Citizen Records, 20). Lo hace de la mano del sello de Vitalic, uno de los artistas electrónicos que la inició en su amor por la música electrónica.

En este nuevo trabajo muestra la faceta más oscura que la gallega ha mostrado desde el inicio de su carrera musical hace más de diez años. En esta entrevista Cora nos da más detalles de cómo fichó con el sello del artista francés, cuál ha sido su proceso creativo en esta ocasión y cuáles son sus predicciones para la industria musical después de la crisis del Coronavirus.

Hablemos de la experiencia de fichar por Citizen Records. ¿Cómo llegaron a ti?
Fue por casualidades de la vida y a través de la agencia de agencia de Booking en la que estoy, Dif Productions, que están muy conectados dentro de la industria musical francesa. Me conectaron con la mano derecha de Pascal (Vitalic). A ella le gustaba mucho lo que yo hacía y a mí me gustaba mucho el sello, que estuvo parado unos años y ahora mismo han retomado actividad con Kompromat, el nuevo proyecto de banda de Vitalic dentro de Citizen, y ahora están fichando artistas para volver a darle dinamismo al sello y apoyar el proyecto. Estuve trabajando por navidades en Galicia cuando fui a ver a mi familia, el resultado fueron estos dos tracks, se los envié, les encantaron, así que es estupendo todo.

¿Qué representa para tu vida artística trabajar con Vitalic y su sello discográfico?
Yo empecé en la época del electro de The Hacker, Miss Kittin… Fue en esa época cuando conocí la música electrónica y a Vitalic, que siempre fue un icono junto a una serie de artistas que para mí son clave. Si me lo dicen hacen unos años no me lo hubiera creído. Es cumplir un sueño.

¿De dónde viene el título de “The Hive”? ¿A qué colmena te refieres?
El track principal me recuerda a una colmena, como si hubiera muchísimas abejas alrededor que van in crescendo. A veces diseñas un sonido y te recuerda algo, y vas trabajando por ahí.

“The Hive” suena a techno puro e intenso. ¿Cómo fue el proceso de creación?
Mi ritmo de creación es bastante lento porque soy muy perfeccionista. Trabajo con un equipo analógico y también con digital e intento que todo suene perfecto. Son muchas horas de ecualización, de darle vueltas a las ideas. Para esto inicié con la parte percusiva primero, y ya cuando cada cosa está en su sitio empiezo a trabajar con los sintetizadores, a encajar cosas. Tenía una estructura principal hasta que ya di en la clave. Tenía algo empezado de este track en Barcelona, me lo llevé a Galicia y lo terminé con la laptop. A veces no se necesita más que un ordenador y una tarjeta de sonido.

Por otra parte, la línea industrial y repetitiva de “Hey” se complementa perfectamente con “The Hive”. ¿Cómo vino la construcción de este track?
Hice “Hey” primero. A veces me cansa un poco la línea de cuatro por cuatro y me parece interesante un poco de break y cambiar los ritmos, que no sean tan cuadrados. En este track trabajé más por esta línea, algo más industrial, diferente a lo que la gente se esperaba y que complementara a “The Hive”.

Siempre te inspiras de diferentes fuentes para tu trabajo. ¿Cuál fue la inspiración para este EP?


Sobre todo en mi estado emocional, porque pasé una pequeña crisis creativa y fue a través de experimentar con nuevos ritmos que pude reconectar otra vez con esa parte interior creativa. Por eso “Hey” es tan importante para mí. Tropezar por el camino y avanzar siempre te da una enseñanza.

“En breve saldrá una sorpresa con Citizen Records que en este momento no podemos revelar”.

Para ti lo visual es igual de importante que la música, y el artwork del EP da impresiones oscuras, fetish e incluso hasta religiosas. ¿Cómo surgió?
Cuando estoy trabajando con otro sello me gusta dejar claro que quiero estar involucrada en todo lo relacionado al lenguaje estético que vayamos a diseñar. Me dieron carta blanca y les dije que quería trabajar con el diseñador en toda la identidad e inicié todo con un artista con el que ya he trabajado y que ahora está grabando todas las visuales de Grimes. Nos entendemos muy bien, le pasé una serie de imágenes que voy recopilando, y siempre he sentido un poco de fascinación por los rostros tapados y por jugar con la identidad. Esta línea va en consonancia con mi estética y con lo que a mí me gusta.

Este nuevo trabajo suena diferente a lo que habíamos escuchado de ti. ¿Cómo resumirías la evolución de tu composición musical desde tus inicios a la actualidad?
Yo vería mis inicios como algo muy melódico, ingenuo e inocente, tanto mi visión profesional del sector como artísticamente. Antes no tenía tan claro qué era lo que quería. Tocaba un poco todos los palos, ya que me encantan muchos estilos de música y tengo otros proyectos paralelos en los que los desarrollo. Pero ahora además puedo decir que estoy consiguiendo el sonido que siempre he querido tener. Mi evolución ha sido más oscura, industrial y mental. Más electro y techno.

¿Podemos esperar más trabajos con Citizen Records?
En breve saldrá una sorpresa con Citizen Records que en este momento no podemos revelar. Primero va a ser este single y al poco tiempo saldrá otra cosa. Seguirán saliendo cosas, pero aún estamos creando. Estoy muy contenta porque da gusto trabajar con sellos como Citizen.

¿Cómo estás pasando tu tiempo en esta época de aislamiento social?
Yo no llevo tan mal el aislamiento social. Estoy con mi chica, no estoy sola, pero lo que me da miedo es pensar en el futuro. Pienso que vienen cambios y habrá que adaptarnos a ellos. Por eso prefiero vivir día a día, pero sí creo que el modelo de negocio como lo conocemos y la industria va a cambiar mucho. No sé en qué aspectos, eso habrá que verlo, pero sí que cambiará.

Con toda la crisis global que atravesamos por el Coronavirus. ¿Cuál crees que va a ser su impacto en la industria de la música electrónica?
A corto plazo habrá más precariedad en la industria, tanto en caché como en la oferta y en festivales. La libertad tal y como la conocemos va a estar recortada. Eso nos hará hacer un ejercicio de introspección, de valorar nuestros datos, libertad y movimientos. Al final vamos a estar más controlados y si lo llevas un mercado musical podrías pensar en consumir música desde casa, tipo streamings. Era impensable asistir a un concierto desde casa. Esto se hará, ya se está haciendo, pero creo que cambiará la industria o el modelo de negocio. Los macrofestivales de cincuenta mil o sesenta mil personas se tendrán que reducir, controlar accesos, etcétera.

El encierro, las calles solas, la limitación de movimiento, la falta de fiestas. Suena a musa artística pura. ¿Puedes verte tomando inspiración de este escenario para futuros trabajos?
Totalmente. Yo soy muy casera, puedo salir puntualmente. De viajar tanto los fines de semana siempre estás deseando volver a tu casa. Pero esto nos va a inspirar porque vamos a crear de otra manera. Esto es como estar en un Gran Hermano en tu casa. Cosas como el trato humano, las casualidades de encontrarte a alguien por la calle o en los aeropuertos y las cosas aleatorias ya no existirán, todo será muy medido y preparado.

¿Qué viene de nuevo con tu sello, Seeking The Velvet?
Ahora mismo estoy preparando el Acto III y estamos mirando para fichar a unos artistas nuevos y lanzarlos. También habrá colecciones de ropa que veremos con el tiempo cuándo lanzar.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.