Chicos mayores
Entrevistas / The Robocop Kraus

Chicos mayores

Redacción — 11-02-2008
Fotógrafo — Archivo

The Robocop Kraus empezaron en 1998, y hacían rock. Más tarde, con “Living With Other People” (Day After, 02) y “They Think They Are The Robocop Kraus” (Anti, 05), se les apuntó sin preguntar al carro del post-punk. Ahora acaban de publicar “Blunders And Mistakes” (Anti-PIAS), un disco en el que no dejan de ser ellos, pero que muestra su lucha por quitarse las etiquetas pasajeras de encima.

Mientras que prueban si son solventes como grupo de pop potentísimo, sobre todo porque 2008 tiene en común con 1998 que no hay post-punk que valga, y Robocop Kraus están como al principio, definiéndose. (Thomas Lang, guitarra y voz) “No nos dejaron elegir cómo nos veían los demás, pero a veces me tengo que pellizcar para saber que este gran momento no es un sueño”. Han de pasar la prueba del tiempo, y desde luego, tienen más papeletas que algunos compañeros de generación.

“Quiero que nuestra música se mantenga, que dé calidez, que sea más pop”

“Porque cada vez que hemos dado un concierto, aunque sea delante de cinco personas, hemos querido que fuera el concierto de su vida. De hecho, para nosotros, la excepción es que nos vea mucha gente, como ocurre en España. No importan el nombre o las etiquetas que le pongas. Desde el principio hacíamos lo nuestro. Empezamos cuando nadie sabía quiénes eran Gang of Four, y ahora tenemos otra posibilidad de demostrar quiénes somos porque ya nadie se acuerda de ellos otra vez”. Por eso “Blunders and Mistakes”, musicalmente resulta tan dulce al lado de sus predecesores. “Quiero que nuestra música se mantenga, que dé calidez, que sea más pop. ¿Por qué? No lo sé. Tocamos como locos y nos planteamos hacer algo nuevo, con más melodía y, a ser posible, muy poco disco-punk”. ¿Eso es que se acabaron los The Robocop Kraus de antes? “No, en directo lo mezclamos todo, pero no queremos ser esclavos de nuestro pasado, necesitamos tener libertad para cambiar. Llegamos incluso a pensar en cambiar el nombre al grupo en el momento en el que cambiamos de bajista, pero al fin y al cabo, nuestro nombre significa experimentación, así que decidimos no darle tanta importancia a esos detalles y seguir adelante”. O sea, que ha llegado la madurez a The Robocop Kraus. “No es eso, somos infantiles y juguetones, y seremos siempre así, pero eso no significa que seamos inmaduros. Mira, cuando escribimos, no escribimos letras, nos inventamos sonidos, es música pura sin texto. De hecho, me gustaría guardar así nuestras canciones, pero hay que transmitir una sensación también con las letras”. Y ahí también hemos cambiado, ¿no? “Ahora las letras son más contemplativas, pero haciendo un gran esfuerzo, porque personalmente, no puedo leer y escuchar música, y hasta ahora nuestra música era para salir y bailar, y realmente si no decías nada, tampoco importaba. A veces dábamos un concierto y probaba a inventarme parte de la letra de una canción y a la gente le parecía fantástico, pero ahora no queríamos hacer más indie-disco, sino música para escuchar, así que nos metimos en un coche y condujimos mucho por valles y montañas que nos hicieran conseguir algo que no fuera agobiante”. O sea, que se puede decir que ahora The Robocop Kraus son un grupo de pop. “Tampoco es eso. Con este disco siento que podemos hacer de todo, y para The Robocop Kraus, lo primero es la música, conseguir que la gente se levante y que sienta una vibración que les guste, y luego, que nos dejen mezclarlo todo”. Y si hasta ahora os han descrito casi siempre a través de las comparaciones con grupos como Radio 4, Art Brut o Editors, después de “Blunders and Mistakes”, van a cambiar todas las referencias. “Eso nos encanta, porque hasta ahora, como no somos ni americanos ni ingleses, la prensa nos ha tratado con mucha vagancia, simplemente comparando, pero sin entrar en el fondo. Sé que es duro escribir sobre música y que para describirla hace falta saber aplicar una metáfora o saber poner en palabras un sentimiento, pero cuando se hace una crítica, eso es vuestro trabajo, ¿no?” Pues hala, a empezar.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.