Glow On
Discos / Turnstile

Glow On

8 / 10
Adriano Mazzeo — 31-08-2021
Empresa — Roadrunner Records
Género — Hardcore

Hace tiempo que se piensa en la palabra hype cuando se habla de Turnstileaunque su anterior “Time & Space” ya fue mejor disco internacional de hardcore para Mondo Sonoro en 2018, esta joven banda oriunda de Baltimore que con un pie y medio en el hardcore está haciendo las delicias de un público no tan joven como ellos. Y aquí surge el interrogante ¿estamos los nostálgicos de Fugazi, Jane’s Addiction, Suicidal y Refused habilitados para hablar de un hype 100% actual? ¿O directamente Turnstile juegan el papel de promediar mucho de lo bueno que sonó décadas atrás con una energía que a más de un canoso le devuelve las ganas de moshear a lo bestia? (aunque a cambio de esa imposibilidad pandémico-física se conforme con hacer gimnasia por Zoom con algo más de  actitud de lo habitual)

“Glow On” es el cuarto disco de la banda y tiene la misión de agrandar la leyenda que dejó el genial Time and Space de 2018 y sí, destraba el logro otra vez..

El aspecto musculoso de la banda sigue intacto incluso más afilado que nunca en esos riffs que pesan como un yunque intratable y al mismo tiempo flotan en la vital dinámica que los define.

La sensibilidad y apertura de miras estilística de la banda, quizá el gran plus que los hace especiales, ha crecido desde 2018 al día de hoy, dando a este trabajo el posible mote de “laboratorio hardcoreta”: digamos que las intenciones parten del bruto género, pero tienen la suficiente salud como para salir a relacionarse con el mundo exterior y seducir a un público completamente ajeno al estilo; al mismo tiempo como disco de crossover, “Glow On” es una joya repleta de breakdowns de piel de pollo.

Son 35 minutos de placentera intensidad, monolitos de enorme voltaje y algunos valorables pasajes de introspección, como “ALIEN LOVE CALL” en la que participa el talentoso Blood Orange, acercándose a los sonidos que lo marcaban en la época que era Lightspeed Champion.

“MISTERY” y “BLACKOUT” ofician de bulldozers asesinos, el primero con su intro infantiloide y posterior épica noventera y el segundo a base de un riff cortante cual guillotina romana, una impecable creatividad percusiva y un estribillo emocionante.

“DON’T PLAY” suena a 311 a tope de mala leche y hasta coquetea con arreglos caribeños con ese beat (atención) reggaetonero y una suerte de steel drum adornando el puente del tema, mientras las breves pero influyentes guitarras líderes traen a la memoria al gran Rocky George de Suicidal Tendencies, Cro-Mags y Fishbone. Una preciosa ensalada de delirio.

Promediando la placa “ENDLESS”, toca fibras sensibles como buen un proto groove metal que es.

De a ratos “NEW HEART DESIGN” y “UNDERWATER BOI” están más cerca de la New Wave de The Sisters of Mercy o Soda Stereo que de Sick of it All y el interludio “NO SURPRISE” te mete en una nube psicodélica de inmediato disipada por “LONELY DEZIRES” un perfecto cierre a todo punk rock melódico con voces casi de dream pop.

“GLOW ON” brilla por propio mérito, tomando influencias claras y reformulándolas con efectividad pasmosa, una buena manera de dar con un objeto artístico de peso, el cual probablemente no llegue a cambiarte la vida, pero seguramente funcionará como un gran baño de frescura reivindicante de un movimiento tan noble como necesario para entender el rock de guitarras.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.