MondoSonoro Discos

Qué manía, lógica, nos ha entrado a
todos con saber quiénes se parapetan tras The Suicide Of Western Culture
con lo fácil que es ir a verles en directo y se acabó el misterio. ¿O es dónde
realmente comienza? Si por sus evidentes habilidades retro-motoras, en vez
de llamarles músicos, los denomináramos mecánicos sonoros estaríamos en lo
cierto. Más cerca de M83, Neu!, Motor o Extrawelt, que de sus
inevitables Fuck Bottons por cercanía y contemporaneidad, las constantes
del fascinante sonido motorik de
TSWC son lo apocalíptico y lo desasosegante. No obstante bajo la aparente
crudeza lo-fi de su propuesta se les nota la sapiencia, lo diestros que están
en ingeniería y un importante número de horas de trabajo en estudio detrás de
tanta emo-tormenta eléctrica. Temarrazos como “This Is The
Last….”, “Battle Of The Ebro” y la brutal
por descarnada “The Italian Chapel” coloca este disco en lo
más alto de la cosecha electrónica -¿o sería mejor decir rockera?-patria
de este 2010 que agoniza. Dios salve a Marinetti, a Tesla, a Maureen
Tucker y a The Suicide Of Western Culture; por ese orden, vamos.

MÁS SOBRE THE SUICIDE OF WESTERN CULTURE
Comentarios Un comentario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas, ver nuestra Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies