Back Of My Mind
Discos / H. E. R.

Back Of My Mind

8 / 10
Álex Jerez — 28-06-2021
Empresa — RCA / Sony BMG
Género — Soul

“Creo que tenemos la oportunidad y la responsabilidad de decir la verdad al escribir nuestra historia. El conocimiento es poder, la música es poder y, mientras yo siga en pie, siempre voy a luchar por mi gente”. Estas fueron las palabras con las que Gabi Wilson cerraba su discurso al ganar este año el Oscar a Mejor Canción Original por “Fight For You”, tema principal de la banda sonora de “Judas And The Black Mesiah”. Su madre, emocionada, observaba con orgullo desde el público cómo la artista volvía a hacer historia y dejaba claro el enorme talento que posee. Una sensación compartida también por una industria musical que se ha volcado con H.E.R. al cien por cien, quitando los problemas con el sello al inicio de todo cuando jugaba a ocultar su identidad, y ha estado siempre ahí para aplaudir sus decisiones, respetarle y abrirle las puertas del cielo. Por esta razón, cuesta mucho definir este “Back Of My Mind” como su debut porque su figura está más que asentada en el mercado. Pero, lo cierto es que sus lanzamientos previos fueron recopilatorios de esos maravillosos EP’s que la convirtieron en lo que es a día de hoy. Una figura libre, creativa, poderosa y con las ideas muy claras. Y, como no podía ser de otra forma, este nuevo álbum lo refleja a la perfección.

“Back of My Mind” es de nuevo un diario, un viaje emocional sobre la vida de Gabi. La artista ya ha demostrado en numerosas ocasiones la capacidad que tiene para desnudarse a través de su música sin ningún tipo de complejos. Es un álbum que revisita todo lo logrado en sus previos proyectos para ir un paso más allá y pulir la identidad definitiva de H.E.R. como artista. Siguen siendo canciones sencillas, con un alto contenido acústico, pero a su vez muestra un claro interés por perfilar todos los sonidos trabajados con anterioridad y sonar mejor que nunca. Como prueba el precioso solo de guitarra de “We Made It” o ese cierre instrumental largo, sin prisa, que sostiene el final de “Lucky”. No hay grandes experimentos, no vas a conocer a una nueva H.E.R escuchando “Back Of My Mind”, pero sí vas a encontrarte con la mejor hasta la fecha. Con la ayuda de productores de lujo, la artista ha construido una lista de canciones con las que cuidar su propio universo y, a la vez, enriquecerlo. Sin ser un disco político, sí que posee ciertos guiños que hacen aún más grande el proyecto. Uno de ellos es “Bloody Waters”, en el cual critica el racismo institucional y la falta de búsqueda de soluciones (“Bloody waters baptize me. Can’t stand the rain, oh Lord please come save me from all of this pain”). Tema que además cuenta con dos colaboraciones de lujo, la de Thundercat y la de Kaytranada en la producción. Sin embargo, para esta entrega H.E.R. busca claramente indagar más en las emociones, y toda esa vulnerabilidad que desprende su voz, que la rebelión social. Por ello, uno de los mejores temas del álbum es ese “Cheat Code” bajo la producción de DJ Camper, con el que trabajó en el recopilatorio homónimo, y en el que samplea “The Sweetest Thing” de Refugee Camp All-Stars junto a su adorada Lauryn Hill.

Otra de las grandes apariciones en el disco es la de Make WiLL Made-It firmando la producción de una fantástica “Come Through” que sirvió como single de presentación del proyecto. Lástima que la participación de Chris Brown y todas las polémicas que le rodean hayan ahogado la canción y no hayan dejado que se convierta en el verdadero hit que estaba destinado a ser. Una versión solo con Gabi habría sido otra cosa, aunque eso le obligara evidentemente a posicionarse ante la situación de Brown. Por último, no podemos dejar escapar la aparición de Darkchild en la producción de “Exhausted”, uno de los temas que mejor reflejan esa capacidad de H.E.R. para agrupar el dolor y transmitirlo sin filtros de la manera más directa y clara posible (“After all of this shit I’ve been taking? When do I get a break? I need a new bae, need a vacation. I need to stop givin’ my heart and lettin’ ’em break it waitin’ for it to get better”). Es un lujo cuando la artista apuesta por sacar su lado más acústico y nos hace viajar acompañada únicamente por un pequeño apoyo instrumental o incluso solo con su guitarra como en “Hard To Love”. Ahí es donde la voz de Gabi se hace grande, las letras brillan y se ve en todo su esplendor que poco le hace falta a la artista para lucirse.

“Back Of My Mind” es largo, pero es un buen disco cargado de logros vocales que te emocionan y temas bellos que no estás dispuesto a saltar. Si tuviéramos que quitar algo de él sería la inclusión por un lado del “I Can Have It All” con DJ Khaled, que poco aporta a esas alturas ya del disco y también aparece en el último álbum de este, o el “Slide” con YG que sacó en 2019 y que ya nos sabemos de memoria. Por lo demás, da gusto certificar una vez más que H.E.R. es una de las mejores artistas de R’n’B de los últimos años y que el futuro que le espera va a ser digno de las grandes estrellas de la música. Y es que, solo por el hecho de que en todos estos años no se haya vendido a los charts, haya seguido haciendo homenajes a través de sus canciones a sus ídolos y chupando todo lo que puede de los clásicos. H.E.R. se merece el respeto de todos nosotros y el aplauso de la crítica una vez más.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.