Dr. Strange In The Multiverse Of Madness
Cine - Series / Sam Raimi

Dr. Strange In The Multiverse Of Madness

7 / 10
Luis de la Iglesia — 11-05-2022
Empresa — Walt Disney Pictures
Fotógrafo — Cartel de la Película

¡Alabado sea Sam Raimi! Con esta primera afirmación no estoy diciendo que “Dr. Strange In The Multiverse Of Madness” sea una gran película, pero sí el toque de aire fresco que Marvel, no, el cine de superhéroes en general, necesitaba. Nos sabemos la estructura, más o menos acertaríamos el minutaje en que nos vamos a encontrar peleas llenas de CGI y, al ser una fórmula de éxito, poco se puede cambiar. Lo que aporta este director es una edición cercana a sus películas de serie B, como su saga “Evil Dead”, y una mezcla de géneros que nunca antes había funcionado tan bien: el terror y los superhéroes. Es cierto que él mismo lo probó en “Darkman”, pero ver a la Bruja Escarlata de Elizabeth Olsen abrazar su locura es de lo más terrorífico que he visto en una película de este estilo.

Aunque lo que realmente daba miedo antes de verla era que fuese una excusa para ser recargada con ese multiverso que Marvel Studios está cociendo y abarrotasen la película de subtramas y cameos. No obstante, han sabido ser comedidos y centrar la película en lo que importa: Dr. Strange.

¿Y qué la aparta de ser una película revolucionaria? Los diálogos. Son explicativos y poco inspirados. Había momentos que llegabas a sentir que ni Benedict Cumberbatch (actor que convierte en oro todo lo que hace) estaba cómodo con las palabras que salían de su boca. Por lo que “Dr Strange In The Multiverse Of Madness” no es la panacea ni Sam Raimi su salvador absoluto, pero sí que es un gran paso hacia delante en un género que está pidiendo a gritos que experimenten con él antes de volverse monótono.

 

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.