joaquin-pascual-cd

30.- Joaquín Pascual

“Una nueva psicodelia”

(Subterfuge)

(POP) Grabado en casa junto a su hija Ángela y a algunos buenos amigos como José María Castillo (Travolta), Enrique Borrajeros y Mario Zamora (Cachalote), ha contado con la siempre inspiradora mano de Paco Loco en las mezclas y algunas guitarras. Nueve canciones sencillas, sin alardes instrumentales pero con muchas historias que contar y dos pequeños himnos de andar por casa: “Una nueva psicodelia” y “Maridos”, con un estribillo muy en la línea de Mercromina y unas texturas sintéticas que abrazan una melodía monocorde realmente interesante. Las capas de sintetizadores son las verdaderas protagonistas (un terreno en el que Pascual siempre ha sido muy activo), y son la base de temas como “El secuestro de JP” , “El misionero” o la épica “Alguien tiene que hacer algo”. J. Batahola

 


 

Guadalupe Plata disco 2

29.- Guadalupe Plata

“Guadalupe Plata

(Everlasting)

(BLUES) Entrando en el terreno de las variables, en este nuevo trabajo aparecen novedades a nivel vocal, con un Pedro de Dios que echa a volar, y estilístico, con influencias inéditas en lo instrumental: Howlin’ Wolf, Gene Vincent o Charlie Parker. El creciente poder narrativo de la guitarra de Pedro de Dios, que ya ha cuajado de forma brillante en otros álbumes (“Funeral de John Fahey”, por ejemplo), sube el listón de manera que las canciones consiguen sonar exactamente a lo que dicen sus títulos: “Agua turbia”, “Mecha corta”, “Tormenta”… pero, como decíamos, su voz es lo que ha dado un salto cualitativo más claro. Sorprendente, sólido pero consecuente con su desparpajo habitual, Pedro alcanza un nivelazo inesperado (“Serpientes negras”) e incluso increíble (en la mencionada “Mecha corta” uno llega a preguntarse si no han fichado a un veterano rockabilly para la ocasión). Nacho Serrano

 


 

za-loloismo

28.- ZA!

“Loloismo”

(Gandula)

(EXPERIMENTAL) Puede que quizá ahora se haya ampliado la cuota del rock de vanguardia -aquel que ellos mismos empezaron a practicar desde sus inicios en claro paralelismo con bandas como Mr. Bungle o This Heat- más que cultivar ciertas extravagancias de antaño, o que hayan establecido conexiones más reconocibles -incluso hasta llegar a la convencionalidad, véase sino “Don Autoleyendas”-, pero algo más de compacidad y ligazón -conceptos a priori antagónicos y difíciles de asimilar a un grupo como ellos- se notan en este cúmulo de canciones. Eso sí, sin olvidar fijaciones ya habituales, como las de sus guitarras entrecortadas o su enorme aprecio hacia lo africano, pero teniendo en cuenta otro mérito: el de convertirse en el álbum más lírico de toda su discografía, ya sea por añadir todo un tema de rap enterito o emplearse a fondo en el uso de unos coros que, más allá de la musicalidad de los sonidos, también moldean mensajes. En todo caso, otro salto sin red del dúo catalán hacia la vorágine creativa y la destreza bizarra, elaborada sin más cortapisas que las de su propia y bendita locura. Francesc Feliu

 


 

el-coleta-movida

27.- El Coleta

“M.O.vida madrileña”

(Autoeditado)

(RAP) El madrileño se compone este disco él solito (bajo el aka de Ramsés Gallego) y lo cierto es que no le falta creatividad ni precisión; sirviéndose de sampleos de grupos como Las Grecas, Camarón, Paco de Lucía, Raza, La Unión u Obús, fusiona el rap con otros géneros creando una música que resulta original y diferente sin discusión alguna. Valga como ejemplo el primer tema del disco, “Despegando”, en donde utiliza un estribillo de Camarón para repetirlo en forma de loop y encajarlo perfectamente en el bombo-caja de la canción. Innova y toma riesgos, y así es como evolucionan e incluso nacen las músicas. Alfonso Gil Royo

 


 

mujeres-marathon

26.- Mujeres

“Marathon”

(Canadá)

(ROCK) Adalides del rock de garaje en nuestro país, el cuarteto no deja de darle al pedal del fuzz pero buscando con más insistencia que nunca los dos minutos y medio de sublimación melódica. Desde que debutaron con una maqueta que revolucionó la escena underground barcelonesa, la carrera de Mujeres ha sido una aventura de largo recorrido que les ha llevado, años más tarde, a firmar su mejor trabajo hasta la fecha. Oriol Rodríguez