A Frank T podríamos calificarle como la memoria histórica del rap en España, mientras que Juancho Marqués es todo un referente de la actualidad, tanto por su trabajo en solitario como formado parte de Suite Soprano. La industria musical tiende cada vez más a ser fugaz y regenerativa por el modelo de consumo y la tecnología y, siendo básicos en miras, podríamos presentar este encuentro como la “vieja” versus la “nueva” escuela. La cultura que promueven lleva arraigada en España unos treinta años y entre ellos la diferencia de edad no supera los veinte. El hip hop más que diferenciar trata de unir, así que podríamos hablar también de una única escuela, pero no existe verdad absoluta más que las miles de percepciones individuales que tratan de conformar una única realidad…


Empecemos por el contexto. ¿Qué momento está viviendo el rap en España y como les beneficia y afecta?

(Frank) Piensa que yo llevo en el rap desde los ochenta, he visto muchos cambios, estamos ante un ciclo nuevo y cada ciclo aporta sus cosas buenas y malas. Ahora tenemos un sonido nuevo destacando dentro del rap, el trap, y muchos grupos nuevos que se han sumado a esa onda a nivel sonoro. Beneficia en el sentido de variedad de estilos, afecta en la falta de consenso entre los hipotéticos nuevos y los hipotéticos viejos. Y digo “hipotéticos” porque es muy relativo, estás hablando de alguien que tiene casi treinta años y le acabas de llamar joven promesa. Y cuidado que Juancho ya no es tan joven, cuidado ¡eh!

(Juancho) ¿A qué edad se considera vieja a una persona en el rap?

(Frank) En el rap a los 29 años ya eres bastante mayor. Es lamentable pero es así…

(Juancho) Bueno, yo creo que está por llegar un poco el que haya ancianos en el rap. ¿No? Lo he pensado muchas veces, en el rock sí se ha llegado…

(Frank) Ya llegaremos a eso, ya… Los Rolling Stones… esa es mi meta.

(Juancho) Pero volviendo a la pregunta, para mí en la época actual hay mucha más diferenciación que antes. También hay mucha más gente haciendo esto y a su vez está más normalizado el rap, supongo que cuando tú empezaste Frank, te mirarían como el bicho raro…

(Frank) Naturalmente!

(Juancho) Supongo que esa diferenciación que tenían ellos respecto a la sociedad, les hacia estar más unidos de lo que estamos ahora. Por otro lado a nivel social, la sociedad de consumo necesita esos cambios constantes, los ciclos. Son tendencias.

Frank T: “En el rap a los 29 años ya eres viejo. Es lamentable pero es así”

Hablamos de vieja escuela y nueva escuela como si la vida, el mundo y la música que conocemos fueran tan viejos; el rap y la libertad de expresión, entre otros hechos, son fenómenos que no tienen ni cincuenta años en comparación a los miles que tiene la historia, la tierra… Hasta nuestro fin, cada día nos estaremos reinventando, experimentando, constituyendo y siendo nuevos seres. No obstante a artistas que pasan de cierta edad se les considera viejos y hasta “no aptos”. ¿No es un error categorizar y delimitar a las personas y artistas por sus edades?

(Frank) Vivimos en un mundo que tiende a etiquetar, necesita etiquetar para colocar y situar e incluso para que podamos entender por qué cada uno hace una cosa. Es una cuestión mental, la edad no tiene nada que ver. La cuestión es de conducta. Si coincides en una idea con una persona que tenga veinte años menos que tú, no está prohibido, al contrario. Yo no diría que una cosa es para niños y otra para adultos. Cada uno se siente identificado con lo que escribe, con lo que se define, con lo que hace y eso hay que respetarlo más allá de la edad. Creo que hay que empezar a no poner tanto la edad.

(Juancho) Un poco siguiendo lo que dice Frank, creo que la edad no es una cuestión de cifras sino de actitud. El arte no tiene que ver con eso, tiene que ver con los sentidos, no tienes que entender nada. ¿A ti te transmite? Pues ya está. Paradójicamente mi caso es el contrario: yo llevo tiempo tratando de escribir de la manera más adulta posible y distinguirme un poco de eso. Seguramente sea un poco “viejoven”.

(Frank) ¡Tienes toda la razón! Teniendo en cuenta las letras que escribes, sí que se nota esa madurez que dices… ¡Madre mía, tan jóvenes y tan serios! Pero lo que dices es cierto, puede venir alguien que no tenga ni idea de cultura, que sea joven, que lo escuche y simplemente le transmita. Lo que estamos haciendo con el rap es sensibilizar a la gente, que sienta algo para bien o para mal y no debemos poner edad ni etiquetas.

¿Ha hecho el actual ritmo tecnológico y vital que videoclips, singles, discos, etc., tengan una vida más fugaz en comparación con antaño?

(Juancho) ¡Es así!

(Frank) Yo creo que hay una cosa de la que no nos hemos dado cuenta los artistas. Tenemos la sartén por el mango y no lo sabemos. La tecnología también te permite hacer que la vida de ese videoclip se estire. La gente dirá, “bueno que pesadez con esto”. ¡Pesadez no! Si el disco salió a finales de enero y estamos en abril, el que yo haya retuiteado una vez cada mes que el videoclip de mi nuevo disco lo puedes ver, no es tan descabellado. ¿Qué quieres? ¿Un nuevo videoclip cada mes? ¿Por qué? Disfruta de éste, disfruta de la canción, mastícala y digiérela que dentro de poco ya te voy a sacar otra..

(Juancho) Desde esta perspectiva yo soy algo nostálgico, nosotros siempre hemos sido de sacar discos, no de bombardear con singles. A día de hoy las redes sociales han cambiado un poco el juego y es verdad que es un poco mierda. La permanencia de las cosas es mucho menor, pero de acuerdo con Frank, tenemos la sartén por el mango. Podemos utilizar las redes sociales en nuestro favor para la promoción.

(Frank) El nuevo juego lo hago yo utilizando las redes sociales. Se trata de entrar en el juego de la industria, pero al tiempo ser tu el que diga, vale, el disco ha salido pero no voy a sacar uno nuevo en dos meses, el disco tiene que durar un tiempo. Creo que la idea está en mantenerte ahí.

(Juancho) El rollo es no desaparecer, es más fácil que te olviden. Pero si que es verdad que el consumo ha cambiado en cuanto a esto, la gente ya no se escucha un disco entero teniendo tanto por escuchar… Seguramente el proceso es tratar de enganchar a la gente con tu música a través de un single para que se escuche tu álbum entero, pero para que permanezcan contigo con un single no te vale, debes tener un trabajo que te respalde.