“Yo voy a seguir escribiendo por mi alma no por el éxito”
Entrevistas / Hozier

“Yo voy a seguir escribiendo por mi alma no por el éxito”

Marcos Molinero — 08-02-2016
Fotógrafo — Archivo

Minutos antes de hacer la prueba de sonido en la sala La Riviera de Madrid el irlandés Hozier nos atendió por espacio de media hora, donde se mostró amable y muy dispuesto a hablar de cualquier cosa.

Su canción “Take Me To Church”, incluida en su magnifico disco de debut titulado “Hozier” (Island Records 2014), fue la canción elegida por el publico de la BBC como canción del año pasado entre otras distinciones. El error es creer que el compositor de Bray es un One hit Wonder. Su álbum esta repleto de canciones en mayusculas y tras dos años de gira por todo el mundo tiene uno de esos directos rotundos e incontestables. Pronto se enfrentara al reto del segundo disco.

¿Que canción, disco o artista te hizo coger una guitarra o sentarte al piano y componer tus propias canciones?
Hay dos cosas que quiero explicarte, siempre me gustó cantar, siempre quise ser cantante pero no me siento cómodo como guitarrista o al menos como guitarrista solista. Primero estuvo la música blues, un amigo me paso un bottleneck para tocar slide con la guitarra. Así que al principio estuvo Screamin’ Jay, Robert Johnson, la música del Delta. Más tarde quede fascinado por la música de Tom Waits lo descubrí siendo un adolescente y fue una gran influencia.

Para mucha gente lo tuyo ha sido un éxito fulgurante, muy rápido. Pero pasaron tres años desde que dejaste la universidad para dedicarte a la música hasta que la grabación del Ep de “Take Me To Church”. ¿Como recuerdas esos días?
¿Cuando deje el Trinity?” (Suspira) “Lentos y no muy bonitos. Me mude a la ciudad con todo mi dinero. Me sentía viejo, consumido por Dublin. Es una ciudad muy cara y mas pagando un alquiler. Gaste la mayor parte del tiempo componiendo y grabando en diferentes proyectos. Toque en muchos lugares de “Open Mic”, acompañando o abriendo para otros músicos… Todo parecía ir muy lento. ¿Que pasa? me preguntaba. Tarde en encontrar mi camino y mi propia voz. No fue fácil.

Me comentaste antes que tu vida y tu música cambio al descubrir a Tom Waits. ¿Te asusta que tú y tu música cambiéis la vida de alguien?
Si y esa no debe ser la razón por la que escribir música si no que ha de ser una razón por la que seguir escribiendo música. Es lo que a mi me motiva, la música de Tom Waits o Stevie Wonder, Nina Simone o Paul Simon. Que alguien disfrute mi música como disfruto la de ellos ya es suficiente para mi.

“Tom Waits y Stevie Wonder son los artistas que más han influido en mi música”.

Al principio te costo encajar tu música con productores ajenos acostumbrado a trabajar en solitario. no estabas cómodo hasta que llego Rob Kirwan. Entonces tu música fluyó libremente. ¿En tu segundo y próximo disco volverás a trabajar con él?
Si, me gustaría. No se como ni en que manera pero él colaborara en mi próximo álbum. Tenemos una gran relación. Es muy calmado, me aporta tranquilidad, no es de esos productores que están “ahí” siempre en el centro. Su virtud es dejar las manos fuera de la música, no se inmiscuye. Algunos productores sabes, siempre quieren imponer sus ideas, su sello personal. Rob no es así, por eso funciono. Él logro dar vida a mis ideas instrumentales y fijar mis ideas… Definitivamente volveré a trabajar con él.

Muchos fans y seguramente tu sello discográfico,la industria musical etc… Esperaran de ti un nuevo “Take Me To Church” ¿Es eso presión extra?
Puede serlo si….

El reto del segundo disco…
Si. El difícil segundo disco. Hay que tener en cuenta que nunca tuve expectativas respecto al éxito comercial, ni con el álbum ni con esa canción. Intentare seguir mis instintos. No puedo sentir lo mismo de nuevo, intentar hacer lo mismo otra vez no seria honesto. Esa presión de seguir teniendo éxito comercial esta en los sellos discográficos no en mi cabeza. Yo voy a seguir escribiendo por mi alma no por el éxito. Pero veremos… no quiero pensar mucho en ello. (Risas)

Se que eres fan de James Joyce sobretodo de su libro “Retrato del artista adolescente”, ¿Te sientes identificado con él?
Creo… Me he leído el libro varias veces y encuentro similitudes en el lenguaje empleado en el disco y en el libro. Creo que los irlandeses tenemos una relación especial con Irlanda y con lo que significa ser irlandés. Con las expectativas de ser irlandés, pero si me identifico con ese libro. La presión de llevar un país y un legado detrás, el nacionalismo y la cultura irlandesa.

No eres un hombre religioso, algo extraño para un irlandés, pero si eres una persona espiritual. Tu música esta llena de referencias a la Biblia y sobretodo al concepto del pecado original.
He hablado de ello muchas veces, es cierto no soy una persona religiosa. Hay una gran diferencia entre religión y la relación de las personas con lo que se puede llamar divinidad o dios o… ya sabes. No estoy ciego. La religión esta para controlar a las masas. Control mental. Pero esa influencia religiosa en mi música viene del blues, del soul o de la música gospel. También de la cultura celta e irlandesa. La manera en la que los irlandeses hablamos o tocamos música tiene siempre ese toque religioso en el lenguaje. Es parte de nuestro carácter. El tema del pecado original es el motivo principal de “Take Me To Church”, para mi ese concepto es ridículo, afirmar que un recién nacido nace en pecado y que necesita del catolicismo para ser limpiado y perdonado de ese pecado es absurdo. ¿Un recién nacido que debe ser perdonado por Dios? imponer esos pensamientos en la sociedad y en la cultura es diabólico.

Has llegado a decir que estar enamorado es como la muerte. ¿Puedes explicarme eso? Suena muy duro…
Es difícil de explicar… Yo he vivido ese gran final, he vivido eso, esa muerte.

¿La muerte de tu individualidad?
Exacto, esa muerte. La muerte de tu individualidad, como destrozar tu ego, la liberación de ti mismo, liberarte de lo que crees que eres, de lo que te define o te definió durante toda tu vida. Dejar atrás todas tus creencias sobre la vida y sobre ti mismo, ver como se hacen añicos. Porque a partir de ahora, y esta es la parte más difícil del amor, crees en otra persona, depositas toda tu confianza en tu persona amada. Creer en ella sin pensar en que te puede estar mintiendo, forzarte a creer en eso y en no pensar en que se romperá o se marchará… eso es creer en otra persona más que en ti mismo. En ese instante tu vida empieza de nuevo. De ahí el concepto de la muerte, no una muerte física si no de tu individualidad.

Entonces… ¿Enamorarse es como nacer de nuevo?
Exacto. Es nacer de nuevo junto a otra persona, ya no existe el tú sino el vosotros.

¿Como fue tocar en la gala de los Grammy delante de toda la industria y enfrente de gente como Prince?
Terrible, imaginate a Prince, Stevie Wonder y a Kanye West en la misma fila de asientos”. (Risas) “Es real, fue algo increíble tocar mi música delante de artistas como Prince o Stevie Wonder fue aterrador. Pero Annie Lennox (con quien interpreto Take Me To Church en la gala) estuvo fantástica, maravillosa. Es una mujer muy fuerte y una verdadera inspiración para mi. Fue un honor estar en ese escenario y compartirlo con ella mucho más.

“Nunca tuve expectativas respecto al éxito comercial, ni con el álbum ni con ‘Take Me To The Church”‘

Retomando el tema de tu próximo disco, has comentado en alguna otra entrevista, que quieres que tu próximo disco sea más funk. No puedo imaginármelo…
¿No Puedes?

No. (Risas)
Puedo entenderte, se lo que quieres decir. La influencia funk esta ahí, solo quiero explorarla un poco más. Disfruto de la música funk, como disfruto de la música rap o del R’ n’ B. Cuando miras el arcoiris de la música afroamericana del gospel a la música soul, del blues al Rhythm Blues, del principio de la música funk con James Brown al hip hop de los ochenta el funk esta ahí. ¿Cual era la pregunta? (risas). No sé si será en un proyecto aparte o en cosas para mi pero quiero buscar ahí. No sé si en el próximo trabajo pero quiero profundizar en el funk. No sé que pasará, estoy excitado. Necesito algo de tiempo libre y poder poner en orden mis ideas.

Si pudieras elegir un artista y una canción tuya para que la interpretara… a quien y que canción escogerías.
¡Dios!” (Risas) “No sé que decir… Amo a Tom Waits, escogería a Tom Waits. Él cambio mi vida con su música o a… Stevie Wonder. Son los artistas que más han influido en mi música. ¿Que canción?” (Se lo piensa) Me gustaría ver que hace Stevie Wonder con “Jackie and Wilson” sabes…

Parece escrita para él…
Si…” (Risas) Me encantaria escuchar a Tom Waits en “To Be Alone” o en “It Will Come Back”. Me encantaria eso.

Para alguien como tú tan influenciado por la música de raíces como el blues de Chicago o la música del Delta ¿Como fue estar y tocar allí?
Muy interesante. El primer show que hice allí fue en Nueva York, para unos cientos de personas e inmediatamente, me influyó para escribir más, fue al principio, sobre marzo de 2014. Fue muy excitante al volver tras el verano, ya eran todo festivales y grandes audiencias. Mi música era aceptada a gran escala, fue excitante y enriquecedor. Pero nada comparado como actuar en el festival de Newport. Un festival como sabes legendario donde casi todos mis artistas favoritos han actuado, fue algo muy especial.

¿Más mágico y especial que tocar en los Grammys?
Es diferente, tocar en la gala de los Grammy es un honor, un reconocimiento a tu carrera. En cambio tocar en Newport es algo más sentimental y mágico para mi. Es el festival que más respeto.

Tu padre tocaba la batería en diferentes bandas de blues y tu madre es una artista que ha pintado las portadas de tus ep’s y de tu álbum. ¿Crecer en un ambiente artístico ha sido una influencia para ti?
Claro que si, mi madre ha creado muchas cosas aparte de las obras que ilustran mis portadas, diferentes proyectos artísticos y la colección de discos de mi padre han sido una gran influencia. Antes de la era de internet y todo eso, encontrar música por tu cuenta no era tan fácil. Esos discos fueron mi educación musical, eso y las cintas de la música que él tocaba cuando era joven. Muddy Waters, Howlin’ Wolf… él introdujo ese sentimiento, esa pasión por esa música en mi. El blues de Chicago ese sentimiento, no lo he encontrado en otra música.

¿Que sentiste cuando te subiste al escenario y pudiste decir: ¡Hola Las Vegas! ?
(Risas) Es divertido, pero fue algo especial. A veces en la gira estas tan cansado, extremadamente exhausto, ocupado o simplemente aburrido que algo así ayuda. A veces intentas no equivocarte de nombre de ciudad y eso, ¿Sabes?.

¿No has vivido ningún momento “Spinal Tap” nombrando a Cleveland en Pittsburg?
(Risas) Casi, he estado a punto sobre todo últimamente.

¿No te habrás perdido de camino al escenario?
(Risas) No pero mi bajista se quedó encerrado en el baño instantes antes de subir al escenario hace unos días. Tuvimos que romper la puerta para sacarlo… esas cosas pasan realmente. Como la broma de escribirse el nombre de la ciudad en la que estas en el reverso de la guitarra. (Risas) He estado haciendo promo en radios y he estado en tres ciudades distintas en un mismo día… así que alguien te susurra al oído donde estás y tu piensas…¡Gracias!.

(Risas) Bob Dylan odiaba que se usara su música para vender cosas o se usase en televisión, pero al final cambio de opinión. Tu música se ha usado en anuncios, programas, desfiles de moda etc… ¿Cúal es tu opinión al respecto?
(Suspira) Depende de para que se use. Es una decisión muy difícil. Sobre todo en el terreno comercial, marketing etc… Quizás en otros ámbitos del arte sea más fácil. Estoy de acuerdo con lo que dijeron Black Keys en una entrevista sobre este tema, sobre este conflicto y sobre que decisión tomar. Tienes la oportunidad de hacer llegar tu música a una audiencia de otra manera inaccesible y todos tenemos esa ambición. Si alguien te ofrece poner tu música en un spot o en un show televisivo o en un anuncio de un canal de televisión pondrán tu música o la de cualquier otro. Los músicos como los escritores quieren reconocimiento y llegar al mayor publico posible sin comprometer su arte, a no ser que seas Justin Bieber o alguien así. Así que en definitiva, o será tu música o la de cualquier otro.

Pero quien toma la decisión sobre tu música comercialmente, ¿Tú o el sello discográfico?
Normalmente yo, pero a veces es el sello quien decide. Si es para un anuncio o alguna programa de carácter comercial o sobre un producto, yo tengo el control. Si se van a utilizar mis textos, yo tengo el control sobre ello. Pero si es sobre un programa televisivo en el que van a cantar mi canción o se usa para anunciar un programa o un canal televisivo etc entonces yo no lo controlo. Así que a veces sucede que estas viendo la televisión y dices: “ Esa es mi canción” es raro.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.