Great Spans Of Muddy Time
Discos / William Doyle

Great Spans Of Muddy Time

7 / 10
Raúl Julián — 04-05-2021
Empresa — Tough Love
Género — Pop

Hace un tiempo que William Doyle dejó de ampararse en East India Youth –proyecto con el que dejó títulos tan recomendables como ‘Total Strife Forever’ (Stolen Recordings, 14) y, sobre todo, Culture Of Volume (XL, 15)– para pasar a firmar sus discos en primera persona. En uno u otro caso, la carrera del británico incluye numerosos bandazos estilísticos que poco o nada tienen que ver entre ellos, por lo que el contenido algo caótico de la presente entrega tampoco debería suponer una sorpresa.

‘Great Spans Of Muddy Time’ (Tough Love, 21) es un cajón de sastre que despista más de una vez a lo largo de sus trece composiciones, pero sin duda es también un conjunto que, con frecuencia, propicia en el receptor consecuencias maravillosas, casi sanadoras. De hecho, y la afirmación procede sin más demora, la referencia incluye algunas de las canciones más incuestionablemente bellas que han visto la luz en lo que va de campaña, luciendo su autor la aureola de los superdotados en ese arte. Unas destacadas que comparten espacio salteadas con piezas de corte más ambiental, electrónico o cinematográfico (incluso cercanas a la ciencia ficción). Las primeras apuntan al orfebre pop de olfato infalible y trazo tradicional, al estilo de King Creosote, Beirut o Villagers, e incluye la dupla inicial formada por “I Need To Keep You In My Life” y “And Everything Changed (But I Feel Alright)”, a las que añadir “Nothing At All” o “Semi-bionic”. En el segundo apartado cabría incluir títulos como “Somewhere Totally Else” (con ecos de Arab Strap), “Shadowtackling”, “A Forgotten Film” o el epílogo “[A Sea Of Thoughts Behind It]”, todos ellos de sensaciones más inquietantes, experimentales y deudoras de Brian Eno o John Carpenter según la ocasión. El elepé también alberga canciones bisagra entre ambos mundos, como “Who Cares”, “Theme From Muddy Time” o “Rain Falls”. Aunque inevitablemente irregular en su trazado, ‘Great Spans Of Muddy Time’ (21) es un disco seductor, que respeta la dispersión creativa en diferentes direcciones de su autor y prueba su pericia para concretar paisajes con diferentes motivos.

Se aconseja bucear en la presente entrega en busca de las no pocas joyas que el músico ha tenido a bien colocar a lo largo y ancho de un lanzamiento que, dicho sea de paso, se adorna con una portada clásica apropiada e igualmente acertada. Y todo, a pesar de que es difícil no preguntarse cómo hubiera sido el álbum protagonizado en exclusiva por ese pop majestuoso que aquí aparece en intermitencia. Sobre todo, teniendo en cuenta la convicción latente de cualquiera de las piezas antes mencionadas.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.