Tindersticks, sobran las palabras
Conciertos / Tindersticks

Tindersticks, sobran las palabras

9 / 10
Yeray S. Iborra — 30-10-2010
Empresa — Live Nation España S.A.U.
Sala — Apolo, Barcelona
Fotógrafo — Fernando Ramírez

Tindersticks es de esas bandas que llenan el escenario y no solo porque sean media docena de tipos elegantes y apuestos –que también-. Stuart A. Staples y los suyos son precisos y equilibrados, una mezcla soul y pop en la que cada uno tiene su papel. Piano, batería, bajo, guitarras, saxo, harmónica, violonchelo… y David Kitt. El cantautor dublinés tuvo una noche de lo más completa, encargándose primero de abrir el recital con una apuesta acústica y confesional -más bases esporádicas con cierto regusto sintético- y realizándole coros y algún guitarreo a los de Nottingham, con los que ha trabajado en el magnífico “Falling Down A Mountain”, octavo trabajo de la banda. Habla por si solo el hecho que, pese a la embriagadora y profunda voz de Staples, Tindersticks sea mucho más que una orquestación para el crooner. Desprenden sensualidad y profesionalidad a partes iguales, ni una fisura. Baterías jazzísticas, eléctricas tocadas con baquetas, cuerdas directas a la creación de atmosferas e incluso un metrónomo como base, metáfora fidedigna de su brillante ejecución. Con tanto instrumento y buen músico sobre el escenario muchos podrían pensar que de ampuloso puede pecar el tema, para nada. Aquí reside la magia de la banda, pasar de la tormenta a la calma en cuestión de compases, la pausa y el silencio son miembro de pleno derecho. Tormenta de ritmo en “Harmony around my table”, ya hacia el final del concierto, o la íntima “Keep you beautiful”: sensibilidad, texturas palpables y sensualidad con luz tenue. Perros viejos sobre el escenario, dominan el concierto de principio a fin, generando intensidad, expectación, marcándose dos bises y transportándonos por momentos a los clubes más selectos. Por si la noche no tuviera suficientes alicientes, pusieron punto y final con “Tiny Tears” para despedirse con un ensoñador y escueto “thank you”, sobraban las palabras.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.