MondoSonoro Discos

Dave Grohl ha soltado el pie del acelerador. Baja el tempo, y parece que ya no le interesa dar gritos y mantener la actitud punk. Esa es la sensación general al oír el nuevo disco de Foo Fighters, que tendrá el nombre de “Echoes, Silence, Patience And Grace” y verá la luz el próximo 25 de septiembre.

Dave Grohl ha soltado el pie del acelerador. Baja el tempo, y parece que ya no le interesa dar gritos y mantener la actitud punk. Esa es la sensación general al oír el nuevo disco de Foo Fighters, que tendrá el nombre de “Echoes, Silence, Patience And Grace” y verá la luz el próximo 25 de septiembre. El álbum comienza con “The Pretender”, probablemente la mejor canción de las doce que forman este trabajo, y que según parece, será el single de presentación. Además, muestra la esencia de los californianos: estribillo pegadizo, velocidad e intensidad variable y pasajes de distorsión. Pero ahí acaba todo eso. A partir de ese momento nos encontramos con una banda de medios tiempos, susurros y guitarras acústicas que de repente – y sin avisar – explotan. Y no vuelven a aparecer los Foo Fighters de “Breakout”, “Best of You” o “All My Life”, aunque el cuarteto gane en sonoridad, ejecución y variedad estilística: desde el poso blues de “Strange Things Have Happened” al country instrumental y casi virtuoso de “Ballad Of The Beaconsfield Miners”. Quizás sea la hora de tomarse en serio a Foo Fighters en este otro registro, aunque todavía cueste acostumbrarse.

MÁS SOBRE FOO FIGHTERS

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies