El madrileño Nikone se presenta el día 21 en la Sala Island de Vigo con su particular y exitoso estilo de  rap, el biribibae, a caballo entre el reggae y el hip hop.

Diego García se convirtió en Nikone hace ya algunos años, “cuando estaba en Cuarto de la E.S.O. comencé a participar en batallas freestyle, por entonces eramos pocos los que en el instituto nos dedicábamos a rapear”. Su potente y expresiva voz serviría para modelar un estilo propio, en el que rimas y métricas fluyen a la perfección entre los beats sobre los que suele navegar la música de este inquieto artista urbano contemporáneo. A partir de entonces el biribibae,  término con el que bautizó su estilo, comenzaba una evolución ascendente a través de las vídeo-maquetas publicadas en plataformas de streaming para transmitir a miles de personas el mensaje de vitalidad presente en las letras de canciones como Armarme de ganas, Se compone de amor, o, Aviones de papel, “me considero un tío curioso, positivo, siempre con ganas y propósitos”.

Tras acumular millones de visionados en You Tube, en 2017 llegaría el gran salto para Nikone con la publicación de Onirikone (Sony Music) bajo el amparo de una discográfica. La experiencia no funcionó todo lo bien que esperaba, pero su paso por la multinacional le sirvió para conocer buena parte del funcionamiento de la industria y sus mecanismos, “Estoy muy contento de haber pasado por ahí, he aprendido que la paciencia es algo fundamental para seguir adelante en esto”.  Todo el saber adquirido durante la última década, sumado a las nuevas tendencias surgidas en la música urbana, queda al descubierto en las composiciones de la nueva etapa que ahora atraviesa Nikone; “he estrenado algunas canciones en los últimos meses, y  sigo trabajando con más material a la espera de terminar siete u ocho temas para subirlos todos de golpe”.

El próximo día 21  de marzo en la sala Island de Vigo, “Escenarios Vibramahou”  ofrece la posibilidad de escucharlos en directo.