MondoSonoro presenta el nuevo disco de The Birkins
Noticias / Birkins

MondoSonoro presenta el nuevo disco de The Birkins

Redacción — 20-02-2013
Fotógrafo — Archivo

“Châteaux en Espagne” se publica el próximo 25 de febrero con El Genio Equivocado

El grupo canario The Birkins tiene ya listo su nuevo disco, “Châteaux en Espagne”, que verá la luz el próximo lunes 25 de febrero a través de la discográfica El Genio Equivocado, que ya publicó su muy recomendable debut.

Para obsequiar a sus fans, la banda ha decidido estrenar su nuevo material en escucha abierta en MondoSonoro, y no solamente eso, sino que nos comentan las canciones una por una (lee sus comentarios bajo el player).

Dani Birkin, Cris Santana, Alby Ramírez y Sergio Miró han grabado este nuevo material en Puerto de Santa María, en los estudios de Paco Loco, y han contado con una larga lista de colaboraciones.


   

Las canciones de “Châteaux en Espagne” comentadas por The Birkins:

“Where Were We?”: Un puente que une el final de nuestro debut y el comienzo de este trabajo. Teníamos ganas de generar una sensación de “work in progress”, de obra en movimiento a la vista de quienes nos siguen, de ahí que el disco comience con una alusión melódica a una de nuestras canciones previas. También queríamos hacer una “intro” a la vieja usanza, una bienvenida en toda regla para lo que viene después. La ocasión merecía echar el resto: teclados, metales, theremin, guitarras a mansalva…

“Belle de Jour”: Comenzó como un blues primigenio, pero en algún punto del camino se fue convirtiendo en una de nuestras composiciones más intensas, rítmicas y sofisticadas. Paco Loco decidió unirse al batallón de guitarras con un interludio que es puro “Venus In Furs”.

“A. Rimbaud And His Long Way Home”: Un homenaje a un Arthur Rimbaud ya adulto, en su regreso de África hacia Marsella y su último drama. Es también un intento de recrear esa sensación de libertad al leer sus “Iluminaciones”. Por alguna razón, Paco quiso ver en este estribillo algo del Bowie clásico, y nos animó a invitar a Pablo R.A. (Edwin Moses) para hacer un guiño a Ziggy con unos coros muy especiales.

“La Chatte de Mon Amie”: Esta melodía convive con nosotros desde los primerísimos tiempos de The Birkins, pero hasta ahora no había encontrado su envoltorio adecuado. El camino a seguir se nos marcó en cuanto decidimos apoyarnos en un juego rítmico pseudo latino y en unas respuestas instrumentales a la voz que al final otorgamos al vibráfono. La guinda la puso Chris Charmichael al que le pedimos mirar hacia el Richard Hawley más majestuoso, y que respondió con un arreglo de cuerdas que superó la mejor de nuestras expectativas. La canción más “chanson” del disco.

“La Signature”: Un retrato de Dorian Gray pasado por el filtro Birkins. Pop enérgico y sin tregua para una canción que acabó tomando forma entre muchas escuchas a The Black Keys, The Last Shadow Puppets y al fondo de catálogo de la Motown. Una de nuestras intenciones iniciales al trabajar este disco era sumergirnos en el legado musical del Spaghetti Western; al final fuimos desechando la idea, aunque en esta canción se pueden encontrar algunos trazos de un viaje al oeste que nunca tuvo lugar.

“Ophelia (Just Sing)”: “Puedes conseguirlo, solo tienes que cantar”. Al optimismo por la vía del romanticismo, porque las panaderas también pueden tener su corazoncito y sus sueños artísticos. Ya partía como una de nuestras melodías más marcadas, y entre Paco y la sección de metales acabaron subrayando su carácter retro-festivo más allá de lo que teníamos planificado.

“Confessional Drinker”: Nuestro pequeño haiku folk al son de una caja de ritmos “vintage”. Puede ser vista también como la división entre las dos partes del disco, dando paso al reino de las guitarras acústicas para desembocar plácidamente en…

“Curtain Call”: Muchos retos personales acumulados en este canto a todo lo que sucede cuando las luces se empiezan a apagar. Tres voces armonizando al unísono durante la mayor parte de la canción (no somos CS&N; no somos Fleet Foxes, pero qué demonios… ¡seremos The Birkins!); esencias orientales y jugueteos puntuales con el “drone”; y sobre todo una unión entre folk, psicodelia y ritmo vigoroso que Paco se apresuró a bautizar con entusiasmo, “discodelia”…

“Tell Me What You Want”: Otra muestra de nuestra relación amor-odio con el blues. Por un lado acudimos a alguno de sus giros melódicos, y por otro nos resistimos haciendo uso de todos los trucos rítmicos y sonoros que podamos sacarnos de la manga. Se está convirtiendo desde ya en un punto fuerte de nuestros directos.

“Toute Cette Lumière”: Bendita intuición. Algo nos decía que The Birkins debían tener su propia canción recitada. Teníamos los acordes, pervertimos ligeramente el ritmo, trabajamos la atmósfera… y tan solo faltaba un estribillo que pusiera el contrapunto melódico, un reto al que Dani respondió con una de esas melodías que parecían llevar toda una vida esperando a que alguien la hiciera suya. Dejamos de manera consciente un hueco para las cuerdas de Chris Charmichael, sin sospechar que iba a fundirse con la canción como si hubiese formado parte del proceso creativo desde el principio.

“Brouillon #3”: Los “borradores” (“brouillons”) son nuestra forma de bautizar aquellas canciones que dejamos inacabadas por el mero gusto de trabajarlas y ultimarlas “in situ” con Paco en su estudio. En esta ocasión, el resultado fue que lo que partía como bonita balada, se acabó transformando en una explosión de pop sesentero impulsado por una entrada de batería que…. ¿se puede saber quién ha dejado entrar a la Pantera Rosa?

“Châteaux en Espagne”: La fiesta de la lengua, aunque se hayan olvidado las palabras. Rescatando las escenas perdidas, de nuestra película como peatones en la historia. Una pieza eminentemente acústica (aunque disfracemos el fingerpicking de distorsión por aquello de esquivar lo primero que nos pedía el cuerpo) en dos actos y con el grupo al completo poniendo la rúbrica cantando al unísono la frase “algo me dice que este es el fin”

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.