El rapero zaragozano Lírico, miembro de Violadores del Verso, ha entrado en prisión tras ser detenido por una agresión a una mujer que tuvo lugar en Alcalà-Alcossebre (Castelló) el pasado fin de semana.

Tal y como confirma la edición valenciana de El Mundo, Lírico está acusado de un delito de lesiones contra una mujer de 27 años que, según la Policía Local, no tenía ninguna relación sentimental conocida con el rapero zaragozano, razón por la que han descartado que se trate de un caso de violencia de género. El Juzgado de Instrucción número 1 de Vinaròs ha decretado su ingreso en prisión mientras continúa la investigación.

Los hechos tuvieron lugar en la madrugada del pasado sábado, cuando el propio Lírico habría llamado a la policía alertando de que una mujer estaba causando molestias en la urbanización de Alcalà-Alcossebre en la que reside. Agentes de la Policía Local llegaron allí y se encontraron al rapero zaragozano, que les explicó que había discutido con una mujer que le estaba increpabando continuamente, con un “alto nivel de nerviosismo” y posibles manchas de sangre en un zapato. A raíz de ello comenzaron una búsqueda, junto a la Guardia Civil, en la que acabaron encontrando a la víctima con graves lesiones en todo el cuerpo -politraumatismos y contusiones con pequeños cortes- tirada en una zanja a 200 metros de la vivienda de Lírico. Fue ingresada inmediatamente en la UCI del Hospital General de Castellón y permaneció allí hasta ayer jueves, cuando se le dio el alta para que fuera trasladada a otro centro de la comunidad de Castilla y León.