Bombino es uno de los artistas más necesarios del rock africano reciente y uno de los de los pocos en llevar la música tuareg a macrofestivales indies. Ahora publica “Azel” (Partisan/Pias, 16), que presentará en Caprichos de Apolo (Barcelona, 16 mayo).

Tres años después de la publicación del celebrado “Nomad” (13) y una gira estratosférica que le ha llevado a tocar en escenarios de todo el globo (incluidos Primavera Sound o BAM), el guitarrista y cantante de Níger Omara Moctar regresa con “Azel”, un trabajo con el que vuelve a hacer eco de la música tuareg y en el que se atreve a fusionarla con complejas y límpidas líneas de guitarra y ritmos jamaicanos, en una versión más optimista del blues de raíces de Ali Farka Touré o Tinariwen. “Mi mánager se inventó el término ‘tuareggae’ mientras grabábamos el disco. Es el resultado de mezclar música tuareg y reggae”.

Los cortes “Timtar” o “Iwaranagh” son, según él, buenos ejemplos de este género inventado y que define buena parte del sonido de este álbum, cuya producción corre a cargo de Dave Longstreth (Dirty Projectors). “Me gusta pensar que acerco un trozo de mi cultura a personas de diferentes partes del mundo. La mayoría de la gente nunca ha oído hablar de los tuaregs. Mucha gente piensa que África es un país con un único modo de vida. Yo soy africano, soy musulmán, pero también soy tuareg. Y como tuareg tengo una identidad que no se reduce a lo anterior. Creo que es importante que el resto del mundo sepa quienes somos. No puedes amar algo que no conoces”. De ahí también el título con el que ha bautizado el disco, “Azel” (“es el nombre de un pueblo al norte de Níger, cerca de Agadez, en el que yo crecí y el sitio en el que se encuentra la primera y única escuela tuareg”). Pero la música de este artista que en su día fuera expulsado de su propio país a causa de las revoluciones no solamente entiende de misiones geosociales (“aquella experiencia me volvío agrio con el mundo, pero a la vez me hizo más fuerte y me motivó para llevar un rol modelo para las nuevas generaciones de tuaregs”), también respira del desparpajo y de la técnica de guitarristas que han dejado perenne su huella en la historia del rock, como Jimi Hendrix, Mark Knopfler o Jimmy Page. “Son quienes más me inspiran a la hora de crear. La música de Jimi o de Dire Straits fue la que me dio ganas de hacer música por mi cuenta”.

Bombino actúa este mes en Lleida (15 mayo, Café del Teatre), Barcelona (18 mayo, Caprichos de Apolo), Madrid (19 mayo, SON Estrella Galicia, Teatro Lara) y Sevilla (20 mayo, Festival Territorios).