MondoSonoro Discos

Mayúsculo, entrañable, inspirado, próximo, impecable… todas las loas y parabienes que hayas leído por esos mundos de Dios sobre el sexto y doble trabajo de Mark Oliver Everett son totalmente ciertas. Pocos discos encontrarás este año que tengan la capacidad de poner tan de acuerdo a la crítica especializada como éste.

Mayúsculo, entrañable, inspirado, próximo, impecable… todas las loas y parabienes que hayas leído por esos mundos de Dios sobre el sexto y doble trabajo de Mark Oliver Everett son totalmente ciertas. Pocos discos encontrarás este año que tengan la capacidad de poner tan de acuerdo a la crítica especializada como éste. Un doble que lo tiene todo: Un leit-motiv que da vida a las treinta y tres canciones (según el propio Mr. E el disco habla de Dios y todas las cuestiones relacionadas con él); unas colaboraciones de puro lujo que dejan su huella aunque sin robar protagonismo (desfilan desde Tom Waits a Peter Buck pasando por John Sebastian de los míticos Lovin’ Spoonful e incluso el perro de Mr. E tiene su minuto de gloria); temas que pueden extraerse del conjunto sin perder el sentido, aunque el autor desee que el álbum sea devorado de principio a fin pese a lo titánico del esfuerzo. Y por último, un elaborado entramado desarrollado a lo largo de varios años de esfuerzo en el apartamento angelino de su protagonista y que entronca directamente con el ejercicio de exorcismo de penas y dolores que representó “Electro-Shock-Blues”. Como en aquel, Mr. E se enfrenta a sus fantasmas personales y familiares pero con la perspectiva que da el tiempo. Una obra mayúscula no apta para todos los públicos.

MÁS SOBRE EELS

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas, ver nuestra Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies