Soy una matagigantes (reedición)
Comics / Ken Niimura

Soy una matagigantes (reedición)

9 / 10
Joan S. Luna — 23-08-2021
Empresa — Norma Editorial
Fotógrafo — Archivo

Hace poco que el estadounidense Joe Kelly y el español de ascendencia japonesa Ken Niimura han vuelto a trabajar juntos. Quizás se sintiesen incapaces de enfrentarse a una nueva obra juntos justo después de “Soy una matagigantes”. Y si así fuera, les entendería. Porque no siempre, del trabajo conjunto de dos mentes en apariencia tan distintas, nace un título tan completo y disfrutable como este. Con el paso del tiempo, “Soy una matagigantes” se ha convertido en un clásico reciente para público juvenil, llegando incluso a adaptarse al cine en un largometraje dirigido por Anders Walter en 2017. Han pasado más de diez años desde que ambos creadores –Kelly al guion, Niimura al dibujo– lanzasen este cómic, pero nadie lo diría. Así que su esperada reedición tras mucho tiempo descatalogado era prácticamente obligatoria.

Releyéndolo una vez más, uno tiene la impresión de que su magia es la misma que la del primer día. Su forma de emocionar, su capacidad para divertir, su dibujo alocado y fresco a partes iguales (Niimura en estado de gracia), todo encaja y, como los buenos ingredientes de cualquier plato suculento, el resultado final crece al sumar las virtudes de todos ellos. Podríamos destacar también lo bien caracterizado que está el entrañable personaje protagonista, esa aventurera chica llamada Barbara Thorson, que se enfrenta a sus miedos y dolores a partir de la imaginación y la fantasía. Sin ninguna intención de generar spoilers, hay un fondo en “Soy una matagigantes” que establece ciertos puentes con una historia no menos emotiva, la que Patrick Ness escribió en “Un monstruo viene a verme”, convertida en largometraje de la mano del barcelonés Juan Antonio Bayona. Así que ya pueden ustedes saber por dónde puede moverse la historia. Para redondear y justificar sobradamente esta nueva –y repito, obligada– edición, el tomo incluye bocetos de los personajes, notas diversas e incluso el guion completo del cómic, algo que vale la pena revisar una vez concluida la enésima lectura. Un emotivo y divertido cómic juvenil para todas las edades que debería estar en todos los hogares familiares.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.