El olvido que seremos
Comics / Tyto Alba

El olvido que seremos

8 / 10
Joan S. Luna — 11-08-2021
Empresa — Salamandra Graphic
Fotógrafo — Archivo

Diría que ha sido el destino el que ha querido que la adaptación cinematográfica de la novela “El olvido que seremos”, del escritor colombiano Héctor Abad Faciolince, y esta al cómic firmada por Tyto Alba hayan coincidido recientemente a la hora de estrenarse cada una de ellas en su medio. Y me alegro, la verdad, porque eso no solamente subraya el peso y la importancia del libro de Abad Faciolince, sino que tiende puentes y amplía posibilidades entre disciplinas distintas. Fernando Trueba juega con la imagen en movimiento, con el ritmo y con la excelente actuación de Javier Cámara como Héctor Abad Gómez, el padre del escritor, mientras que el sobradamente experimentado Tyto Alba consigue que su novela gráfica no se quede atrás.

El dibujante catalán capta toda la emoción y el mensaje del libro que adapta en unas ciento cuarenta páginas, sin restarle intenciones y, sobre todo, manteniendo todo el sentido de la obra en sus distintos vértices. Alba echa mano de largas citas de la novela para que no se le escape nada, al tiempo que trabaja duro en las expresiones faciales de todos los personajes. Y eso es francamente importante a la hora de adaptar un libro en el que los sentimientos impregnan cada una de sus páginas. Si lo primero quizás podría llevarnos de forma equivocada a restarle valor al trabajo de Alba, lo segundo nos convence de su maestría para adaptar en viñetas la que es una de las novelas colombianas más exitosas de los últimos tiempos –en España se publicó en 2005, y desde entonces no ha dejado de reimprimirse. Alba mantiene su estilo habitual, añadiendo ligeramente algo más de color del que suele caracterizarle, y resume los momentos importantes de la trama manteniendo la emoción de su referente, una obra en la que surgen temas muy distintos, desde la situación política en la Colombia de finales del siglo XX hasta la forma en la que nos enfrentamos a la muerte de los seres queridos, pasando por cómo cada uno de nosotros decide tomar partido para hacer del mundo en el que nos ha tocado vivir un lugar mejor.

Por si no hubiera suficiente, Tyto Alba demuestra haber aprovechado bien estos meses de pandemia que quedan cada día más atrás, al haber publicado casi al mismo tiempo otro trabajo dedicado a un gran artista, en este caso al escritor y poeta Walt Whitman, de la mano de Astiberri. Un gran año para el Alba artista, sin duda.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.