“En México en general estamos yendo poco a poco, encontrando la manera”
Entrevistas / Natalia Lafourcade

“En México en general estamos yendo poco a poco, encontrando la manera”

Pablo Tocino — 24-07-2021
Fotógrafo — Archivo

La pandemia de Coronavirus no ha detenido a Natalia Lafourcade en su proyecto Un canto por México ni lo que implicaba: la reconstrucción del Centro de Documentación del Son Jarocho, devastado tras los seísmos de 2017. Ahora presenta “Un canto por México II” (Sony, 21), que incluye colaboraciones con leyendas como Caetano Veloso o Rubén Blades. Hablamos con ella sobre cómo ha sido continuar con el proyecto en estas circunstancias, y sobre lo que le ha aportado personalmente.

“Este disco no iba a ser un disco sino un concierto con causa, y al final dijimos que no lo íbamos a dejar solo en un concierto”. Esto comentaste en una entrevista promocionando el anterior volumen… pero al final ni siquiera ha sido solo un disco, sino dos. Y, por lo que dices, se te ve contenta con este álbum doble.
Muchísimo. Son dos volúmenes que fueron agarrando vida y que contienen mucha información, discos en los que hay música que le hace un homenaje a la vida pero también a la muerte. A la alegría pero también a la pena, al dolor. Es el canto de las mujeres, de la protesta, de lo místico, a nuestras leyendas y tradiciones… tiene tantos géneros mezclados y tantos mundos entrelezados… No sé, siento que son dos volúmenes muy densos, con mucha fuerza, muy de México. Un México de hoy encapsulado en estos dos volúmenes.

Los beneficios vuelven a ser en gran parte para la reconstrucción del Centro de Documentación del Son Jarocho. He leído un poquito sobre el Centro, que no lo conocía, y veo que tiene una historia de casi veinte años de formación de músicos, de bailarines, de profesionales de la alfarería, de cocina y de saberes del pueblo de Veracruz.
Sí, es un espacio súper importante para la comunidad de allá. A nosotros nos tocó emprender esta aventura, esta misión de levantar de nuevo este espacio, que se vio dañado con los temblores de 2017. Es algo que nació de una tragedia, pero que hemos reconstruido desde el amor a la música y al trabajo de este lugar, y al hecho de ir vinculando mundos. El lugar está quedando precioso.

¿Cómo se ha vivido allí (o cómo se está viviendo, porque no ha terminado) toda la crisis sanitaria, pero también económica y social, que ha traído la pandemia de Coronavirus?
Ha sido muy complicado. Por supuesto alteró los tiempos de construcción. Estamos yendo poquito a poco, pero ha sido increíble ver la fuerza de los trabajadores, cómo han querido continuar a pesar de todo. En México en general estamos yendo poco a poco, encontrando la manera.

“Aunque uno va andando solito, lo que hace puede impactar en el mundo y en el espacio de otras personas”

Me pareció muy interesante juntar a Rubén Blades y a Mare Advertencia Lirika en la misma canción, y el resultado tan bueno que tiene. Es juntar dos mundos, ¿no?
Sí, sí. Para mí era importante que en “Un canto por México” pudiésemos tener la presencia de grandes artistas consolidados, leyendas, que vinieran a darle fuerza y sustento a lo que estábamos haciendo, pero también era importante traer a artistas emergentes, que vienen ya ahí. Y quedó una pieza súper choncha.

Con Jorge Drexler por ejemplo ya habías colaborado, pero hay artistas enormes como Caetano Veloso o Rubén Blades con los que creo que es la primera vez que colaboras, ¿no?
Sí, y ha sido maravilloso. Ha sido disfrutar y agradecer, ha sido reposar y escucharlos. En otra realidad tal vez habría podido viajar a donde ellos estaban para grabar juntos, para cantar, para hacer visuales presenciales… Pero aquí nos tocó hacerlo en la distancia. Este tiempo ha traído el valorar las cosas, entonces yo agradecí que ellos estuvieran dónde estuvieran se dieran el tiempo y el espacio para hacerlo.

La nota de prensa dice que “’Un canto por México’” significa comunidad, unión de voluntades, trabajo en equipo”. ¿Estamos en un momento en que cuesta ver esto? Como que triunfa más el individualismo y el desprecio a la diferencia, en lugar de la unión. Lo pregunto también porque en canciones como en “Nada es verdad”, que recoges en este disco, hay un mensaje social muy potente.
Totalmente. Yo lo que rescato de los aspectos más poderosos de este proyecto es ver la fuerza de crear y de construir en comunidad. Hoy en día en el mundo que vivimos, lo que nos va a ayudar a salir adelante es darnos cuenta de que existe una cantidad de universos que se contraponen, que existe tanta diversidad en el mundo, que cuando ves eso, lo reconoces y fomentas esa unión y unes fortalezas, surgen cosas maravillosas. A mí me tocó en este proyecto ser testigo de ello, por el hecho de tener tantos invitados pero también tantos géneros musicales, y que todo esto construye. Eso me hizo ver que, aunque uno va andando solito, lo que haces puede impactar en el mundo y en el espacio de otras personas.

“Hasta la raíz” es una de las canciones más queridas por tus fans, y el año pasado cumplió su quinto aniversario. ¿Qué significa para ti cuando han pasado seis años de su publicación?
Siento mucha gratitud, como que “Hasta la raíz” se ha convertido en un tema que no puede faltar. Si hubiera una canción que constantemente va a volver a mi vida y me va a ayudar a andar y a aterrizar, sería “Hasta la raíz”. Tiene tanto significado, lo sigue teniendo, y yo sé que lo seguirá teniendo a lo largo de mi vida… Es una canción universal.

Sacaste una versión de “Alfonsina y el mar” recientemente, pero no está en los volúmenes. ¿Decidiste no incluirla, o es que nunca formó parte de este proyecto?
Desde siempre supe que no iba a estar. Llevaba mucho tiempo con “Un canto por México”, y sentía la necesidad de explorar otros mundos. Con “Alfonsina y el mar” quise regalarme, en ese mes de la mujer, poder sacar un tema que tiene que ver con la vida, con la muerte, con la feminidad, etcétera. Quería hacerle un homenaje a mi modo, y no formaba parte de estos volúmenes.

Por lo que me cuentas, entiendo que no habrá un tercer volumen. El proyecto termina aquí, ¿no?
Así es. “Un canto por México” pretende ser esta estructura que apoye proyectos, entonces sí me gustaría hacerlos en el futuro e ir apoyando distintas causas, pero de momento tenemos que terminar el centro que estamos construyendo.

Colaboras en este volumen con Mon Laferte, que justo publicó hace poco un disco en el que hacía también un homenaje a la música tradicional mexicana. Te quería preguntar si lo escuchaste y qué te pareció.
¿Qué te digo de Mon? Es una gran amiga, compañera, colega, la admiro, la quiero, la adoro… En este disco tenemos la dicha de tener dos canciones con ella. Mon es una de las mejores compositoras que tenemos en México hoy día, así que estoy muy feliz de tenerla aquí. Me gusta además que en el disco tengamos a una María Claver pero también a una Mon Laferte o una Silvana Estrada.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.