Para conseguirlo, los de Orange County deben publicar discos interesantes y en cada uno de ellos incluir algún éxito potencial. Y aunque el conjunto acostumbre a hacer aguas, nadie va a negarles su capacidad para dar forma a hits de esos que se escriben con todas las letras. Sin ir más lejos, su nuevo trabajo, “Conspiracy Of One” (Columbia/Sony, 00; producido por Brendan O´Brien), debuta con “Original Prankster”, una canción que, sin duda, seguirá los pasos de “Come Out And Play” o “Pretty Fly (For A White Guy)”. En cuanto al resto del disco, nos encontraremos desde los clásicos temas de la banda (“Come Out Swinging”, “Million Miles Away”, “All Along”…) hasta algún que otro experimento (“Want You Bad” suena a old school, “Living In Chaos” se queda a un paso del nuevo metal, en “Denial, Revisited” se acercan peligrosamente a Pearl Jam, en “Special Delivery” se atreven a samplear el “Hooked On A Feeling” de Blue Swede…). Al otro lado de la línea telefónica, Kevin “Noodles” Wasserman nos descubre las claves de un disco que, sin sorprender, cumple con las expectativas. Las positivas y las negativas, las que evidencian que The Offspring siguen vivos y las que dejan claro que poco nuevo queda bajo el sol.

“Al principio daba la impresión de que Sony nos iba a dejar llevar a cabo nuestro experimento, pero en el último momento los abogados empezaron a meterse y todo esto acabó siendo una locura”

El resultado, ni lo uno, ni lo otro. Un empate, tablas, una X en la quiniela. “No teníamos demasiadas ideas preconcebidas a la hora de empezar a grabar el disco, solamente que queríamos hacer un disco más hard rockero desde el principio al fin y lo hemos conseguido. También creo que es nuestro mejor disco y el más directo. La variedad es lo que consigue que cada disco siga siendo algo nuevo para nosotros. Disfrutamos haciendo cosas diferentes, así que si alguien pretende etiquetar este disco lo va a pasar mal, porque hay sonidos de muchos estilos distintos. Eso lo convierte en algo fresco e interesante”. Aún así, resulta indudable que The Offspring, aún permitiéndose esos leves cambios, siguen sonando como siempre, dentro de sus coordenadas. Incluso en esa “Original Prankster” de aires funk/latinos. “Es cierto que tenemos un estilo que nos identifica y la gente puede reconocernos con facilidad. Este disco suena definitivamente con un auténtico disco de Offspring a pesar de toda su variedad. Lo que ocurre es que tenemos un groove particular que es distinto a lo que están haciendo muchos otros grupos. En cuanto a “Original Prankster”, ese sonido está inspirado en War. Dexter es un gran fan y eso se refleja en la canción, aunque no creo que sea tan distinto al concepto de canciones que hemos hecho en el pasado, como “Come Out And Play”, “Pretty Fly” y cosas así”. De todas formas, más que en War, uno piensa en Smash Mouth o en los devaneos caribeños de Sugar Ray o Sublime. Si a eso le unimos la colaboración de todo un Redman en los coros, el resultado es un hit potencial que bromea a costa del “Original Gangster” de Ice T. “Nosotros nunca hemos estado cerrados a las colaboraciones, aunque es cierto que no hemos hecho demasiadas en el pasado. Pero cuando nos estábamos planteando este disco, el nombre de Redman no dejaba de aparecer. Es una persona a la que todos admiramos y por eso le preguntamos si le apetecería poner unas voces en “Original Prankster” y aceptó. Dexter y Brendan se llevaron las cintas a Nueva York y grabaron con él. Esa misma noche estaban de vuelta a Atlanta y unas horas más tarde estaba todo listo”.
Cambiando de tercio, si algo ha puesto a The Offspring en boca de los periodistas de medio mundo ha sido ese concurso mediante el que la banda pretendía premiar con un millón de dólares a uno de los fans que se descargasen “Conspiracy Of One” de la red. Tras fuertes problemas con Columbia, el concurso se ha acabado centrando entre todos aquellos que se conformen con descargar ese “Original Prankster”. “Es algo de lo que estuvimos hablando todos juntos. Fue una idea que se le ocurrió a uno y a todos nos gustó la idea. Decidimos llevarla adelante, pero nos sentimos muy afortunados de estar en nuestra posición, la de ser un grupo al que las cosas han ido muy bien. Por eso sentimos que le debíamos algo a nuestros fans por todo su apoyo. Queríamos hacer algo que hiciese hablar a la gente sobre este disco, que funcionara también a nivel promocional. No sé cuánta gente se habrá bajado el single hasta el momento, pero lo que sí sé es que todo el mundo se lo puede bajar de forma gratuita desde cualquier parte del planeta. Ahora la relación con el sello está bien, pero nos sentimos un poco decepcionados de no poder hacer lo que teníamos planeado. Comunicamos en Internet lo que queríamos hacer con este disco y pensábamos que iba a funcionar perfectamente, que ayudaría a difundir la información sobre el disco. Al principio daba la impresión de que Sony nos iba a dejar llevar a cabo nuestro experimento, lo parecía de verdad, pero en el último momento los abogados empezaron a meterse y todo esto acabó siendo una auténtica locura. Por un momento pensamos que el disco no iba a poder editarse hasta dentro de un año. Nosotros habíamos grabado el disco y queríamos salir inmediatamente de gira para presentarlo, así que no queríamos que lo tuviesen retenido por ninguna razón. Llegamos a un acuerdo con Columbia y al final todo ha salido bien. Hemos tenido que aceptar algunas condiciones, pero se hace lo que se puede”. Pues ahora solamente faltará mejorar esa puesta en escena que en España les ha impedido ofrecer jamás un concierto destacable. De momento, esa gira con Cypress Hill y MxPx, que les llevará por los Estados Unidos, les servirá de entrenamiento para sus conciertos europeos a principios del próximo año.

”Conspiracy Of One” está publicado por Columbia/Sony.