Apisonadora australiana en estado puro
Conciertos / Airbourne ...

Apisonadora australiana en estado puro

8 / 10
Antonio López — hace 4 semanas
Empresa — Madness Live
Sala — Santana 27
Fotógrafo — David Mars

Noche de Rock’n’Roll en vena sin aditivos ni adulterantes. Guitarras potentes y el volumen al rojo. Los Airbourne nos visitan y a punto de sacar su nuevo disco. Algún tema de lanzamiento hemos podido oír y los fans pueden estar tranquilos. Con Airbourne sabes lo que te vas a encontrar. Rock’n’Roll de alto octanaje y directo como un misil. Ya van acumulando una gran trayectoria musical. Y si el Sr Angus Young dice que son su relevo natural pues amen.

Para abrir la velada tenemos a la autoproclamada mejor banda del Rock’n’Roll del mundo. Estamos hablando de los Supersuckers. Y lo dice su líder Eddie Spaghetti pero para muchos seguramente se merezcan ese trono. Su último disco “Suck It” les mantiene en plena forma y no defrauda en ningún momento. Y con la sala muy llena los Supersuckers nos ofrecieron un pase que se nos pasó en un suspiro pero que nos dejó más que satisfechos. Parece que el formato de trío se ha consolidado. Empezaron tocando unas cuantas canciones de su nuevo disco que funcionan de maravilla como “All of the Time”, “The History of Rock ‘n’ Roll”, “Dead Inside” ó “Breaking My Balls” para seguir con sus temas más emblemáticos. No faltaron “The Evil Powers of Rock and Roll”, “Rock-n-Roll Records (Ain’t Sellin’ This Year)” y “Get the Hell”. Con Marty Chandler en plan multitarea. Se curra la rítmica, los solos, le da tiempo para animar al personal y le tenemos de voz cantante en la versión de Michael Monroe “Dead, Jail or Rock ‘N’ Roll”. Pero esta faceta mejor que se la deje al bueno de Eddie. Acaban con “Pretty Fucked Up” que es la que más anima al personal y una macanuda “Born With a Tail”. Ganas de tenerles de nuevo en nuestros escenarios de cabeza de cartel.

Cuando salen los Airbourne la Santana está hasta las cartolas. El escenario de Marshalls hasta los topes para conseguir un sonido que aplaste al personal y te deje las cervicales dobladas. La comunión con el público es plena y los Airbourne no cogen enemigos ni se dejan nada para otro día. Salen como si sería el último día de nuestras vidas. Ya lo dice Joel O’Keeffe en “Live It Up”. Ni mañana, ni pasado mañana, ni dentro de un rato. Ahora es el momento de vivir. Así que a por todas desde el minuto cero y la gente metida en salsa desde ya. Así que no faltan las palmas y los hey’s puño en alto que empujan a la banda a dar el 1000 por 1000. Porque lo de Joel sobre el escenario supera lo musical para convertirse en algo físico. No para en ningún momento y cantando a la vez. Y ya para empezar nos pasan por encima con “Raise the Flag” qué es como si te arroyará un tren de mercancías. A la gente son estos temas los que les ponen como una cabra. Temas rompe cuellos y donde acompañan a la banda empujando con sus hey’s. Y ya no hay un minuto de respiro. Caen la vacilona “Too Much, Too Young, Too Fast” que sabe a gloria, “Back in the Game”, “Girls in Black” con Joel subiéndose a hombros de un roadie, bajando del escenario, paseándose guitarra en mano entre todo el personal vacilando con el “Satisfaction” y estallándose una lata de cerveza en la cabeza. Qué tío. En todos los temas la banda da un paso al frente y secunda a Joel pero en “Bottom of the Well” es Joel el que se lo guisa y se lo come. Está enorme tanto a la guitarra con unos solos magistrales y a la voz cantando de maravilla. Más madera con “Breakin’ Outta Hell” que te deja sin aliento. Nos sacan el Lemmy’s Bar. Y como no podía ser de otra manera preparan la bebida favorita de Lemmy. Joel hace unos Jack Danniels con Cola que sirve a todos los del grupo. Todos acaban en el público. Unos a la mano y otros directamente a la cabeza si te descuidas. No puede faltar “It’s All for Rock ‘n’ Roll” que es recibida por todo lo alto con sus “All For You, You For All”.

Siguen con el tema nuevo “Boneshaker” la gente ya conoce y que es marca de la casa. El sonido de una sirena que surge al darle a un manubrio que han colocado en el escenario y que el batería se encarda de menear nos anuncia “Live It Up“ que es toda una fiesta con la gente subiéndose a hombros de los colegas y recibiendo las birras que tira Joel desde el escenario. Acaban en plan apisonadora con “Stand Up for Rock ‘n’ Roll“ con la banda lanzada y el público en estasis.

Los “oee oee” del público piden más y no se hacen esperar porque la guitarra de Joel acompaña los “oee’s” y les tenemos en el escenario atacando “Ready to Rock“ con la gente metida de lleno con los ooooo’s que retumban en toda la sala. La última es “Runnin’ Wild” que saca los “hey hey hey” de la gente para acompañar a la banda con un guiño al “Let There Be Rock” de AC/DC.

En la calle un día de perros con lluvia y atascos pero con el cuerpo a gusto y la mente más que despejada. Ya lo dicen Airbourne o lo digo yo…..Y todo por el Rock’n’Rol!!!!!!

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas, ver nuestra Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies