Los discos de mi vida por Sara Zozaya
Especiales / Sara Zozaya

Los discos de mi vida por Sara Zozaya

24-06-2019
Fotógrafo — Pepa Ferreiro

Sara Zozaya nos presenta la selección de diez discos que han sido importantes en su vida.

La joven cantante, compositora y multiinstrumentalista donostiarra Sara Zozaya lleva tiempo dando que hablar a través de los proyectos en los que está involucrada. Además de ser la voz del grupo Nerabe, el año pasado publicó el debut de su proyecto personal. Esto le llevó a ser seleccionada para el circuito Katapulta Tour Gipuzkoa 2019 por el programa Kutxa Kultur Musika 2018-2019 y a aparecer en el top 10 de las mejores demos/EP de la edición de Euskadi – Navarra – La Rioja de nuestra publicación. Su trabajo ha sido reconocido con varios premios: en el concurso de Hiriko Soinuak de Barakaldo obtuvo el de Igualdad, y en Rockein! se llevó el premio principal.

Para conocer un poquito mejor a Sara y sus influencias, aquí nos deja su listado de 10 discos que han sido imprescindibles en su vida:

1. Sade – Love Deluxe
Creo que la voz que más me impactó cuando era pequeña. Me trasladaba a un paisaje desértico y me hacía viajar solo con escuchar los arreglos de los temas. Es uno de los discos que más me puso mi aita de pequeña en casa y junto a la de Diana Krall, su voz se convirtió en casi un ritual para el final del día.

 

2. Stand High Patrol – Midnight Walkers
Tuve una temporada de escuchar Reggae y todo bien escuchando a Protoje o a Collie Buddz, pero fue descubrir a Pupajim y volarme la cabeza. Es oscuro, sus bajos te matan y simplemente la voz es magia aguda que se inventa melodías que no te esperas.

 

3. This Will Destroy You – Young Mountain
Como previene el nombre de la banda, escuché su tema ‘Quiet’ y me destrozó completamente. Recuerdo acabar llorando con la primera escucha y creo que nunca más me ha pasado eso. Creo que todos pasamos por una etapa Post y este disco fue el principio del mío.

 

4. Alicia Keys – Songs in A Minor
Creo que es cuando empecé a cantar. Me recordó a Sade pero esa tesitura interminable y ese pequeño rasgado me enseñaron un swing volcado en temas más poperos y dije, aiba mira, esto puede sonar en la radio pero tiene clase. Una superwoman.

 

5. Madeleine – Su Hura
Esto es cuando de pronto el disco de tus colegas se convierte en tu favorito de mucho tiempo y por consiguiente, su directo el más esperado. No sé qué tiene pero me apetece escucharlo en cualquier momento y se ha convertido en bucle rutinario. Creo que en un tiempo lo odiaré por haberlo escuchado tanto, pero seguro que para entonces han sacado algo fresh.

 

6. Napoka Iria – Napoka Iria
Un tesoro que como casi toda la música, alguien me mostró en un momento turbulento de mi vida. Después vinieron Anari y casi todo Bidehuts. El tema de “Ezin baitut” no está en Spotify y siempre tiro de Youtube cuando quiero entrar en ese estado tan real.

 

7. Yann Tiersen – Amélie
Son los únicos temas que sé tocar ahora cuando cojo el acordeón e intento recordar temas de cuando era más chiquita. Es un compositor que junto a Joe Hishashi crean mundos maravillosos mediante canciones y realmente te hacen sentir en otra piel, como si fueses un personaje de anime y el tiempo fuese una invención (más).

 

8. Bring Me The Horizon – Sempiternal
Gracias a unos muchachos con los que toqué descubrí el metal. Dimos un bolo en el cual creo que el 1/3 del repertorio pertenecía a BMTH. Los escuche en un momento en el que ingenua de mí, dividía la música en buena / mala y de repente evolucionan a una cosa que no eran y dices, ostras, estaba equivocada, la evolución es legítima y necesaria.

 

9. Erramun Martikorena – Un casette viejo
Los Zozaya tenemos un caserío en Sunbilla y cuando iba para allá siempre estaba este casette puesto (sino era alguna de rancheras). Cuando ahora voy siempre está ahí, visible, entre docenas de casettes envueltos en polvo. Su música y sobre todo el tema ‘Xorieri mintzo zen’ me llevan a mis raíces.

 

10. Viva Belgrado – Flores, Carne
Música para el coche y de echo, muchos kilometros recorridos acompañadas de este disco, casi siempre de vuelta y casi siempre, de noche. Creo que es uno de los directos que más quieta escucho, como si ya todo el resto tuviese suficiente movimiento y fuerza, y me lleva a un estado de parálisis en el que viajo lejos y casi siempre, hay poca luz.

Outro. Varios artistas – Varios Títulos
La mayoría de discos que consumo los compro en conciertos que me gustan y van directos al coche para poder descubrirlos como es debido. Siendo honesta, de normal casi siempre escucho temas sueltos y en bucle. Spotify muy bien pero no reemplaza lo otro.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.