NO SOMOS NADA
Entrevistas / Placebo

NO SOMOS NADA

César Luquero — hace 21 años
Fotógrafo — Archivo

AUTOREFLEXIÓN, DESAZÓN, PERFECTAS MELODÍAS, ESTRIBILLOS ADHESIVOS… PARA SORPRESA DE TODOS, PLACEBO HAN ENTREGADO UNO DE LOS MEJORES DISCOS DEL AÑO. PARA SORPRESA MÍA LA ENTREVISTA CON EL TRÍO BRITÁNICO ACABÓ ENTRE RISAS Y “BUEN ROLLITO”. SEPAN POR QUÉ.

Acabo de llegar y debo tener el pulso acelerado y la boca seca. Hace dos días que me han pasado una copia de “Without You, I´m Nothing”, el nuevo disco de Placebo, y todavía no me he repuesto. Su primer álbum me encanta, pero no me hizo daño. Este sí. Ahora me toca entrevistarles y nada más llegar me avisan que tenga cuidado. Antes han dejado alguna entrevista a la mitad y además soy el último. Me enseñan el planning del día y se me hace un nudo en la garganta. La idea de la entrevista que se va al garete porque el grupo, ya cansado, se contenta con el monosílabo o el autismo no me seduce en absoluto. Además Placebo ya no son un grupo más de las Islas. Placebo son un grupo importante. A Radiohead no se les tomó en serio y miren, en cuanto pudieron taparon bocas con “OK Computer”. Todo el mundo se reía de Manic Street Preachers y cuando entregaron “Everything Must Go” se agotaron las existencias de alfombra roja. Pues con Placebo va a suceder lo mismo. Su debut (“Placebo”, 96) ya nos ponía sobre aviso: una imagen epatante, un puñado de buenas canciones y un par de singles incontestables. Ahora, además, ponen la piel de gallina con una colección de canciones en carne viva, de melodías pegajosas y altamente emotivas. Cinco minutos de respiro y comenzamos. Brian Molko (voz y guitarra) y Steve Hewitt (batería) desaparecen. Queda el bajista Stefan Oldsdal, que pide un Absolut con tónica y muy educadamente me tiende la mano y se presenta. Me enseña el último single de Sexy Sadie y me pregunta que si les conozco y que si lo he escuchado. Mientras, le contesto vuelven a aparecer Molko y Hewitt. Ya estamos todos. Brian bromea en privado con sus compañeros y les pasa un enorme canuto mientras les pregunto qué creen que se debe de hacer para perdurar en un mundo tan caprichoso y exigente como el del pop. También es Bryan quien primero contesta. “No ser cínico” dice mientras Steve en un arranque de cinismo se conforma con un “con estar muerto es suficiente”. Horror -pienso- no sólo van a ser escuetos sino que se lo van a tomar a guasa. Stefan me hace albergar algo de esperanza.“Lo que hay que tener son ganas de llevar la música más allá, de dar siempre una vuelta de tuerca, de no conformarse”. Respiro hondo y continuamos.

Vosotros lo habéis hecho con este álbum. Me ha dejado un regusto amargo, parece ser que a pesar de que las cosas os van bastante bien no sois demasiado optimistas.
(Brian) “Creo que en realidad aunque nuestra música nos ha llevado muy lejos nosotros nos hemos quedado un poco ahí, hablando en términos reales pero buscando desesperadamente la belleza. Ese es nuestro principal objetivo, efectivamente la música nos ha aupado mucho, pero nos hemos quedado un poco colgados en nuestro propio mundo”.

¿Pero esa forma de hacer las nuevas canciones se queda en una simple búsqueda estética o también refleja un mal momento a nivel emocional?
(Brian) “Absolutamente. Es un disco que va más allá. Es íntimo, muy personal y que refleja también nuestro estado de ánimo. Creo que es también más ambicioso que el primer disco, que era más simple y casi una excusa para poder tocaren directo, que es lo que hemos estado haciendo durante los últimos tres años. En realidad hemos buscado más complejidad, más profundidad en las canciones y creo que lo hemos conseguido”.
(Stefan)“Es muy emocional. Refleja la identidad de cada uno y de los sentimientos por los que estamos pasando los tres”.

Continúa la entrevista. Comienzo a preguntarles por su show en Benicàssim…
“¡Benicàssim!”,- espeta Brian emocionado- “Que divertido, queremos volver el año que viene, nos lo pasamos muy bien… ¿Estuviste tú?…¡Sí!..¡Fue fantástico!”…-continúa emocionado, luego mira la grabadora y ve la pegatina de Groucho Marx que ésta lleva-….“¡Oh,mirad!”-dice a sus compañeros- “¡Es Groucho!”.Le explico que es el logo de una radio comunitaria de Madrid y termino la pregunta planteada.

Os decía que en Benicàssim, antes de tocar “Bruise Pristine” preguntasteis al público si habían estado el día anterior viendo a Sonic Youth ¿Era una broma o iba enserio?
(Brian) “Completamente. Conocí la música de Sonic Youth cuando tenía dieciséis años y cambiaron mi forma de entenderla, fueron una gran influencia. Además creo que esa influenciase nota en nuestra música e incluso creo que a la gente que le guste Sonic Youth le vamos a gustar nosotros, son muy importantes”.

Mientras tocabais esa canción, Steve se perdió y tú enseguida te diste la vuelta y empezaste a sonreír, quitando importancia al asunto ¿Mantenéis una buena relación a pesar de todo el tiempo que pasáis juntos?
(Brian) “¡Pero si fui yo el que se perdió!” (Steve)”¡Eres un bastardo, yo no me perdí fue Brian!” (risotadas)…(Stefan) “Sí, lo recuerdo, se hicieron un lío, pero por suerte esas cosas nos pasan, queremos tocar bien, pero no somos perfectos,no somos máquinas y en los conciertos a veces hay fallos y también estas pequeñas faltas nos hacen estar más unidos”.

Volviendo al disco, “You Don´t Care About Us” es uno delos temas que más me ha gustado, quizá porque me recuerda a The Cure un montón. Se parece a “Just Like Heaven”. ¿Os gustan The Cure?
(Brian) “¡Vaya, nos has pillado! Sí, sí se parece. Es que amamos el pop y The Cure nos encantan. Esta canción nos salió así y cuando estaba terminada nos dimos cuenta del parecido”.(Steve) “Nos gusta sobre todo la época de “The Head on the Door” y “Kiss Me, Kiss Me, Kiss Me”, eran dos buenos discos y es una prueba de nuestras influencias. No fue escrita copiando esa canción pero ha salido muy parecida”.

A estas alturas de entrevista abrimos un paréntesis para hablar de los textos de las canciones, sobre las que planean los fantasmas de la rabia, la desesperación y la desorientación. En su primer disco ya hacían alusión al dolor adolescente y no parece que hayan conseguido soltar esas amarras. ¿Las letras de las canciones son un striptease emocional, una vía de escape o simplemente literatura sin ningún fin terapéutico?
(Brian) “Creo que striptease emocional es una de las mejores formas para describir las canciones. Lo son. Son una catarsis, en realidad lo que hago es escribir sobre situaciones difíciles, para mí y para cualquiera y procuro hacerlo de la manera más objetiva. Me parece muy acertada tu descripción”.

Lo que me parece acertado es el momento en que llega este álbum, con grupos británicos de guitarras reconquistando el terreno perdido en los clubs. Con Embrace en lo más alto de las listas, con Six By Seven ganando notoriedad, con Pulp mitificados, con Mogwai en boca de todos(los que han escuchado sus discos y los que no). Les pido su opinión acerca de esto y Brian intenta darme alguna pista. “Creo que lo que ha habido es un recambio generacional. Ahora los más jóvenes sí conocen música más guitarrera, además no saben muy bien qué es lo que ha habido antes”. Steve también interviene apuntando “tampoco es para tanto, depende más dela gente que escribe, porque hay un cierto equilibrio entre dance y rock que sólo a veces se rompe. La gente está muy pendiente delos medios de información y estos son decisivos a la hora de empujar una temporada el rock o la música de baile”. Después indago acerca de su participación en las últimas giras de U2 y Bowie. “Las dos estuvieron muy bien. Con U2 pudimos tocar con la banda más importante del mundo y con Bowie afianzamos una amistad que habíamos comenzado tiempo atrás”. Más tarde hago una breve referencia a su hoja promocional (promotional sheet en inglés) y Brian se parte de risa. “¿Promotional shit?… ja, ja, ja,que divertido”. Les pregunto por su aparición en la película “Velvet Goldmine” donde aparecen interpretando a T-Rex y se descojonan. No entiendo nada. Azuzan al traductor para que conteste él y sus risas se deben oír hasta en
Polonia. “Cuéntale, tú sabes la respuesta” -le dicen- y se
vuelven a descojonar. Por lo visto se lo pasaron bomba durante el
rodaje. El traductor termina la charla y le aplauden entre más risas.
Les anuncio que es la última pregunta y vuelven a aplaudir e incluso
simulan el clamor de un estadio de fútbol. “Bien, ha sido un día duro
y largo”
.¿Sois conscientes de vuestro atractivo a nivel sexual? “Claro-dice
Brian- y además tenemos el triple de atractivo que el resto de las
bandas porque cada uno tenemos nuestra forma de manifestarlo”
. No
creo que quepan dudas.

“Without You, I’m Nothing” está publicado por Virgin.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas, ver nuestra Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies