María José Llergo vs María Peláe. Las entrevistas cruzadas del Inverfest
Entrevistas / María José Llergo

María José Llergo vs María Peláe. Las entrevistas cruzadas del Inverfest

Redacción — 19-01-2021
Fotógrafo — Archivo

Aprovechando su participación en el ciclo madrileño Inverfest, hemos invitado a varios artistas a que se entrevisten entre ellos. Y es un placer iniciar esta serie de entrevistas cruzadas con María José Llergo y María Peláe entrevistándose mutuamente.

Podrás ver a María Peláe en el Inverfest el día 27 de enero (Teatro Circo Price, Madrid) dentro de su tour “La Niña”.

A María José Llergo podrás verla en el Inverfest el 5 de febrero (Teatro Circo Price, Madrid) dentro de su tour “Sanación”.

María Peláe entrevista a María José Llergo

Te he escuchado mucho hablar de los cantes y letras que te han enseñado desde pequeña y el amor con el que hablas de tu abuelo y sus enseñanzas. ¿Crees que tu amor al cante es heredado? ¿Qué te supone eso a la hora de investigar nuevas formas dentro del propio flamenco?
Mi abuelo Pepe me enseñó con su ejemplo que el cante es un compañero de vida. Tiene noventa y un años y sigue encontrando una letrilla para cada cosa que nos pasa en la vida. Es una relación tan intima la que hay entre él y el cante que es mi mayor ejemplo, y mi maestro, no de cante, sino de vida. Yo quiero llegar a su edad con esa ilusión y entusiasmo por la música. Por eso busco en nuevas formas y en cada experimento musical que llevo a cabo los mismos valores que me transmite mi abuelo con su voz, salud y libertad. Es una forma infalible de encontrar la paz.

"Aunque no lo parezca, soy mega tímida y prefiero pasar desapercibida y no llamar mucho la atención, así que casi siempre canto solo si me lo piden". (María José Llergo) 

Tengo unas ganas inmensas de verte en cantes festeros, en bulería de Jerez o tanguillo. ¿Cómo es María José en una noche flamenca, de las que se arranca o las que mueven las manos y hacen compás?
Qué bonita eres. ¡Las bulerías me encantan! Cuando tengo la suerte de encontrarme en una reunión flamenca me siento tan privilegiada… Me siento como siendo testigo de las aportaciones de cada uno de los asistentes, como quien asiste a un ritual, así que activo el modo escucha y devoción. Aunque no lo parezca, soy mega tímida y prefiero pasar desapercibida y no llamar mucho la atención, así que casi siempre canto solo si me lo piden y mientras tanto observo y acompaño haciendo compás mientras absorbo la información y energía que allí se fragua. Con eso ya, soy inmensamente feliz.

¿Cuál es tu concepto de ser flamenca? De puertas para adentro.
Dignidad y libertad ante todo. Que tus alas estén enraizadas y tu raíz te haga volar a donde tú quieras, cuidando siempre tener camino de vuelta. Cantar por soleá cuando te rompen el corazón; por peteneras para maldecir el mundo cuando ves que es injusto; cantar fandangos a tu gente, tangos y bulerías cuando hay que celebrar o burlarse del dolor. Que tu plato estrella sea un buen puchero, y compartir lo bueno y lo malo (como decía Ray Heredia) con los que quieres.

¿Qué semilla te gustaría dejar a otras mujeres que ahora te escuchan y aprenden el flamenco a través de ti? ¿Con qué te gustaría que se quedaran?
Me gustaría que, a través de mi música, puedan interesarse por cantaoras como La Niña los Peines o Sandra Carrasco, que conozcan mejor mi cultura y al pueblo andaluz, y que se sientan fuertes a través de mis letras, que sepan que lo pueden todo, como lo pudo Pastora Pavón hace un siglo, cuando el mundo era aún más precario, o como Lola, que no renunció a su esencia en ningún momento, sino que la puso en valor y conquistó el mundo entero con su arte.

¿Qué sientes justo ahí, en mitad de un “A través de ti” mientras cantas “La luz” con toda la profundidad que conllevan esas canciones, justo al cantarlas en directo y ver los ojos del público como platos?
Cuando conecto con el público con mi música siento que toman su verdadero sentido… Les estoy entregando mi música, que fue creada para ellos. Se cierra el círculo y ellos le dan sentido a la obra. Es mi momento preferido, lo que más feliz me hace, y a veces me emociono tanto que lloro (risas).

María José Llergo entrevista a María Peláe

He escuchado tu música y me encanta. En alguna de tus letras dejaste caer que la primera vez que buscaste suerte en Madrid como música, la cosa no salió muy bien, y tuviste que volver a casa. Yo me veo reflejada en esas palabras y me gustaría saber cuál es el mayor aprendizaje que sacaste de esa situación que estoy segura hizo de ti una artista mejor. Gracias por no rendirte.
Que nada es tan fundamental, ni ninguna situación crucial. Al principio todo te lo tomas como momentos importantísimos en los que tienes que dar la talla para que “te vaya bien” para conseguir esto o aquello. Con el tiempo aprendes que todas esas situaciones algunas más complicadas, otras más esperanzadoras, algunas supuestamente importantes y otras a las que no les prestabas tanta atención, eran todas necesarias, sólo tenía que estar en paz, seguir adelante y no perder los porqués. Gracias a ti, María José. ¡Admiración mutua!

"Siempre digo que me imagino mi vida como un musical cómico folclórico dramático". (María Pelaé) 

Para quienes te seguimos en Instagram, es una alegría disfrutar de la hemeroteca de memes y vídeos graciosos que cosechas y aplicas a las cosas más cotidianas del día a día. ¿Cómo desarrollaste este noble arte? ¿Años de estudio y dedicación? (Gracias por las risas que nos patrocinas todos los días).
Vengo entrenada. Me avalan treinta años de tontería mental, siempre digo que me imagino mi vida como un musical cómico folclórico dramático. Intento mostrar justo eso en Instagram. Por un lado para quitar hierro a las situaciones duras que veo y por otro señalar aquellas otras que creo que merecen ser puestas en el foco, pero desde un punto relajado y con cero incitación al enfado o a la crispación. ¡Que ya hay mucho de eso!

Teniendo en cuenta lo gran artista que eres y lo embobadas que nos tienes a todas ¿Qué le dirías a la María Peláe de hace cinco años?
Que se relajara, me hubiera ahorrado mucho en valerianas (risas) y en ansiedad.

Si hubiera un solo objeto que meter en la funda de tu guitarra en forma de amuleto. ¿Cuál llevarías?
La Lola Flores de mi abuela, aunque no la saco de casa porque me daría algo si la perdiera! También es cierto que si va la funda sin la guitarra, se queda un hueco perfecto para una pata de jamón (risas). ¡Es broma!

¿Cuál es tu color preferido? ¿Y tú flor preferida? ¿Tu flor preferida coincide en color con tu color preferido?
Mi color preferido es el rojo y en algunas cosas el blanco. Mi flor preferida es más bien una flor creada, como malagueña que soy, la biznaga es mi flor preferida. Es olerla y se me pasa toda mi niñez por la cabeza. Y quizás, una de las cosas hermosas de la biznaga es precisamente el color blanco que le da el jazmín.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.