“En ‘El tejido de las cosas’ intento crear atmósferas que no puedo hacer en la música”
Entrevistas / Confeti De Odio

“En ‘El tejido de las cosas’ intento crear atmósferas que no puedo hacer en la música”

José de Montfort — 23-09-2020
Empresa — Libros Walden
Fotógrafo — Archivo

Como ya dijimos en la reseña que publicamos hace unos días, nos gustó mucho “El tejido de las cosas” (Libros Walden, 20), la novela debut de Lucas Vidaur. Por esta razón, quisimos saber más sobre este proyecto, sobre la vertiente literaria del alma mater de Confeti de odio, sus filias literarias y su proceso de trabajo. Así que le hicimos unas pocas preguntas para que nos lo descubriera.

Cuéntanos de dónde surge la idea de “El tejido de las cosas” y cómo fue el proceso de escritura del mismo.
Siempre había querido empezar un libro, de hecho hubo dos novelas que dejé a la mitad. El día que tuve la idea de hacer una colección de relatos unidos entre sí es cuando vi que podía comenzar algo que iba a llevar a término. Las ideas de los relatos se me ocurrían en diferentes sitios y las grababa como notas de voz en el móvil, algunos incluso los llegué a escribir al completo en las notas del móvil. Las conexiones entre ellas y demás elementos curiosos que se repiten durante el texto fue lo más laborioso. Fueron muchas más horas de las que puede parecer por lo corto que es.

¿Habías hecho antes alguna tentativa previa de otro texto literario? Háblanos un poco de tu relación con la literatura y tus gustos literarios.
Como antes decía, ha habido tentativas y también algunos relatos que publicaba en diferentes blogs. Leo mucho menos de lo que me gustaría, pero quiero pensar que se me da bien escoger qué leer. Actualmente mis mayores referencias son David Foster Wallace, Richard Brautigan y Sylvia Plath.

¿A los fans que te conocen por tus diferentes encarnaciones musicales qué les dirías que encontrarán en “El tejido de las cosas”? ¿Crees que reconocerán tu voz o se sorprenderán?
Creo que se sorprenderán. Les diría que no esperen el mismo tono que pueden encontrar en mis letras, aunque hay gente que sí que ha visto similitudes. En “El tejido de las cosas” exploro temas e intento crear atmósferas que no puedo hacer en la música debido al formato.

Uno tiene la sensación de que tu cabeza va a toda hostia y que eres muy fructífero realizando proyectos, ¿cómo es el hecho de pasar las ideas al papel (o a una composición musical, un video, lo que sea)? ¿Te cuesta mucho “aterrizarlas”? ¿Descartas muchas?
Yo no me considero especialmente rápido. Tengo muchas ideas y a veces me saturo a mí mismo, aunque suelo tardar bastante en decidirme por una y más aún en llevarla a cabo. Sin duda lo que más me gusta es planificar y bocetar las cosas y a veces me quedo en ese mundo demasiado tiempo.

Te he oído decir muchas veces que eres un tipo alegre. Sin embargo, en “El tejido de las cosas” hay un cierto pesimismo que recorre todo el libro, aunque es verdad que siempre en un tono jocoso. ¿Forma parte esto de tu personalidad más oculta?
Creo que soy una persona optimista y feliz a quien la tragedia le persigue y le da sustos de vez en cuando. De momento parece que gana el bien. En todo lo que hago me gusta que haya contrastes y que no se vea sólo una dimensión ya que yo nunca lo veo así.

¿Por qué una piscina? ¿Por qué un protagonista que es socorrista? ¿Tienes tú algo que ver con este personaje?
Aunque el protagonista puede ser mi voz quería ponerle en un contexto alejado de mi vida para salir de mi zona de confort y con un mundo de posibilidades de cara a los relatos. Las piscinas me parecen agradables y mágicas.

El libro salió publicado justo cuando comenzó la pandemia, en marzo de este año, así que entiendo que no has podido presentarlo ni tampoco realizar eventos físicos para poder encontrarte con tus lectores. ¿Cómo has vivido esta situación siendo que es tu primera novela? ¿Tienes pensado realizar algún evento próximamente para presentarlo, aunque sea virtual?
Voy a esperar a poder presentarlo en condiciones, cuando tenga que ser. Lo bueno de los libros que no le pasa a la música es que no parecen caducar, lo malo es que el impacto de estos siempre es una milésima parte de lo que sería un disco.

¿Estás trabajando en algún otro nuevo proyecto literario? ¿Nos lo puedes contar?
¡Sí! Y no, sólo puedo decir que es mucho más largo y ambicioso, espero no quedarme a mitad del camino.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.