“Formar ahora parte de una banda es mucho más difícil”
Entrevistas / Tokyo Sex Destruction

“Formar ahora parte de una banda es mucho más difícil”

Eduardo Izquierdo — hace 7 años
Fotógrafo — Archivo

Hacía tiempo que no teníamos noticias suyas, de hecho, la banda, según nos explican estuvo al borde de la desaparición, pero su regreso con “Sagittarius” (B-Core, 13) nos ha pillado por sorpresa.

Estábamos en que el retorno de Tokyo Sex Destruction había sido una sorpresa, y además agradable. “Han pasado muchas cosas y precisamente no todas muy agradables. Después del lanzamiento de nuestro anterior disco ‘The Neighbourhood‘ parecía que todo iba a ser diferente, intentamos hacer las cosas diferentes, trabajando conscientes de cada uno de los pasos que íbamos a dar, cambiamos nuestra forma de componer, comenzamos a trabajar con un productor, etcétera. Finalmente por unas causas o por otras, la cosa no cuajo y el disco no consiguió alcanzar las metas que buscábamos. El desgaste dentro de la banda comenzó a afectarnos de manera notable. Ahora mismo creo que formar parte de una banda es mucho más difícil, anteponer la idea común de un grupo a las individuales, es lo que hace que funcione”. Por eso no ocultan que el abismo estuvo cerca. “Prácticamente el grupo dejo de existir hace un par de años. Las cosas se precipitaron de una manera muy rápida y sin tiempo para reaccionar”. Pero la noticia es que su retorno al primer plano musical tiene nombre propio, el del horóscopo de su cantante RJ Sinclair. “Yo soy sagitario y el disco se grabó bajo el signo de sagitario a finales de noviembre, principios de diciembre del año pasado. Aunque todo viene de la idea que quería darle al disco, como bien dices algo místico. Durante estos años he leído muchos libros sobre ocultismo, satanismo, sectas, asesinos en serie, grupos armados, gente como el reverendo Jim Jones, Charles Manson, la Iglesia del Juicio Final o la SLA han dado forma a este disco. Todo ello proviene de una época de la cual sigo enamorado y que me sirve de inspiración tanto personal como musical. Me refiero a finales de los sesenta y principios de los setenta, en un país como Estados Unidos. Eso y lo que te comentaba antes de que han sido una etapa oscura y difícil para mí”.



Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.