“El mundo (y España) empieza a dar mucho miedo“
Entrevistas / Atención Tsunami

“El mundo (y España) empieza a dar mucho miedo“

Tomás Crespo — 29-04-2019
Fotógrafo — Archivo

En entrevistas previas comentabais que generalmente las ideas parten de Alvaro y posteriormente Miguel y Aaron le ponen estructura y David e Iñaki la magia. ¿Se ha mantenido este proceso también en Vltra?
Básicamente, sí.

¿Qué importancia tienen para vosotros las letras? En Vltra me resultan aún más cáusticas que en ocasiones anteriores…
Más que los números, eso seguro (risas). Ha quedado un disco bastante áspero. Pero es que el mundo (y España) empieza a dar mucho miedo. Aunque también hay una balada (Esta vez), que es nuestra primera canción de amor (¡evolucionando a tope!), y una despedida esperanzada (Nueva fuerza).

“El disco gira entorno a la idea del eterno retorno y los bucles”

Vuestros discos siempre parecen tener un hilo conductor, aunque generalmente rechazáis la idea de que sean “conceptuales”. ¿Diríais que hay un tema central en el disco o surgió accidentalmente?
Desde distintos ángulos, el disco gira entorno a la idea del eterno retorno y los bucles, los mentales-personales y los político-sociales del momento de regresión generalizada y repliegue nacional-identitario que vivimos. Pero aferrándose también a la esperanza de que esos bucles pueden y deben romperse (“vltra” significa también “más allá”). Claro que sí. ¡Vamos!

 Al margen de Atención Tsunami participáis también en otras bandas como Incendios, Paracaídas y Karen Koltrane… ¿Cómo distribuís vuestro tiempo entre tantos proyectos?
En tiempos los compaginábamos haciendo malabares. Ahora, básicamente, secuenciándolos. Ahora hemos sacado disco con Atención Tsunami y estamos a tope con eso y, si Ángel Valiente nos reclama desde Barcelona, con Karen Koltrane.Incendios y Paracaídas están en stand-by.

¿Estos proyectos han afectado de alguna manera a vuestro sonido actual con Atención Tsunami?
Sí, pero precisamente desbrozándolo, ayudando a hacerlo más homogéneo y compacto, al dar salida por otro lado a otras ideas y venas.

Concretamente en Incendios sois los mismos integrantes. ¿Por qué esa necesidad de dar salida a las diferentes inquietudes en proyectos diferenciados y no integrarlas todas en el mismo?
Por lo que te decía antes, para lograr proyectos más coherentes y compactos estilísticamente (que de dispersión ya vamos sobrados). En Atención Tsunami canto y compongo yo, aunque el proceso es cien por cien colectivo. En Incendios canta y compone Miguel, que suele traer ideas más enfiladas y acabadas.

“A la mayoría de los grupos con experiencia en discográficas les oirás hablar pestes de ellas”.

Vltra es disco es autoproduducido y, de nuevo, autoeditado. ¿Es importante para vosotros trabajar sin una discográfica detrás? ¿Pensáis que en 2019 los sellos son un anacronismo o un intermediario prescindible entre la banda y el público?
Nosotros empezamos a tocar en el momento en el que las discográficas ya no ponían un duro pero en el que todavía no existían YouTube ni las redes sociales, en el erial post-industria y pre-Internet. Un chollo. Así que siempre ha habido tanto de supervivencia como de convicción en nuestra opción por el DIY. Los sellos no son todavía un anacronismo pero sí han dejado de ser un intermediario imprescindible. Hay muchos tipos de sellos. Del rey, de la catedral de Burgos, etc. A la mayoría de los grupos con experiencia en discográficas les oirás hablar pestes de la mayoría de ellas. Pero existen también honrosas excepciones, todas ellas en los márgenes de la “industria”, por supuesto. Lo que está claro es que, sin un apoyo detrás, sea discográfica o, sobre todo, management, lo llevas crudo para entrar en el circuito patrio de festis, saraos y conciertos dignamente remunerados. Nosotros no hemos tenido nunca ofertas de sellos verdaderamente en firme, las cosas como son. Ni tampoco hemos asomado mucho la nariz por ese circuito oficial. 

Tras 10 años de carrera, ¿sentís que Atención Tsunami está donde os hubiese gustado? ¿Cuáles son vuestros objetivos a corto, medio y largo plazo?
Hombre, con veinte años las ilusiones son inversamente proporcionales a tu experiencia. Cuando empezamos queríamos ser como A Room With a View. Con el tiempo, nuestro modelo ideal/aspiracional de éxito digno se identificaría con algo parecido a nuestros queridos Nueva Vulcano. Compáranos con ambos y verás dónde nos hemos quedado (risas). Sobre el futuro, ese lugar peligroso: a corto plazo, tocar tanto como podamos en directo las canciones de Vltra (esta te la esperabas); a medio, sacar otro disco que cambie nuestras vidas al filo de la tercera edad. A largo plazo… el largo plazo se acabó con el siglo XX.

En entrevistas previas comentabais que generalmente las ideas parten de Alvaro y posteriormente Miguel y Aaron le ponen estructura y David e Iñaki la magia. ¿Se ha mantenido este proceso también en Vltra?
Básicamente, sí.

¿Qué importancia tienen para vosotros las letras? En Vltra me resultan aún más cáusticas que en ocasiones anteriores…
Más que los números, eso seguro (risas). Ha quedado un disco bastante áspero. Pero es que el mundo (y España) empieza a dar mucho miedo. Aunque también hay una balada (Esta vez), que es nuestra primera canción de amor (¡evolucionando a tope!), y una despedida esperanzada (Nueva fuerza).

“El disco gira entorno a la idea del eterno retorno y los bucles”

Vuestros discos siempre parecen tener un hilo conductor, aunque generalmente rechazáis la idea de que sean “conceptuales”. ¿Diríais que hay un tema central en el disco o surgió accidentalmente?
Desde distintos ángulos, el disco gira entorno a la idea del eterno retorno y los bucles, los mentales-personales y los político-sociales del momento de regresión generalizada y repliegue nacional-identitario que vivimos. Pero aferrándose también a la esperanza de que esos bucles pueden y deben romperse (“vltra” significa también “más allá”). Claro que sí. ¡Vamos!

 Al margen de Atención Tsunami participáis también en otras bandas como Incendios, Paracaídas y Karen Koltrane… ¿Cómo distribuís vuestro tiempo entre tantos proyectos?
En tiempos los compaginábamos haciendo malabares. Ahora, básicamente, secuenciándolos. Ahora hemos sacado disco con Atención Tsunami y estamos a tope con eso y, si Ángel Valiente nos reclama desde Barcelona, con Karen Koltrane.Incendios y Paracaídas están en stand-by.

¿Estos proyectos han afectado de alguna manera a vuestro sonido actual con Atención Tsunami?
Sí, pero precisamente desbrozándolo, ayudando a hacerlo más homogéneo y compacto, al dar salida por otro lado a otras ideas y venas.

Concretamente en Incendios sois los mismos integrantes. ¿Por qué esa necesidad de dar salida a las diferentes inquietudes en proyectos diferenciados y no integrarlas todas en el mismo?
Por lo que te decía antes, para lograr proyectos más coherentes y compactos estilísticamente (que de dispersión ya vamos sobrados). En Atención Tsunami canto y compongo yo, aunque el proceso es cien por cien colectivo. En Incendios canta y compone Miguel, que suele traer ideas más enfiladas y acabadas.

“A la mayoría de los grupos con experiencia en discográficas les oirás hablar pestes de ellas”.

Vltra es disco es autoproduducido y, de nuevo, autoeditado. ¿Es importante para vosotros trabajar sin una discográfica detrás? ¿Pensáis que en 2019 los sellos son un anacronismo o un intermediario prescindible entre la banda y el público?
Nosotros empezamos a tocar en el momento en el que las discográficas ya no ponían un duro pero en el que todavía no existían YouTube ni las redes sociales, en el erial post-industria y pre-Internet. Un chollo. Así que siempre ha habido tanto de supervivencia como de convicción en nuestra opción por el DIY. Los sellos no son todavía un anacronismo pero sí han dejado de ser un intermediario imprescindible. Hay muchos tipos de sellos. Del rey, de la catedral de Burgos, etc. A la mayoría de los grupos con experiencia en discográficas les oirás hablar pestes de la mayoría de ellas. Pero existen también honrosas excepciones, todas ellas en los márgenes de la “industria”, por supuesto. Lo que está claro es que, sin un apoyo detrás, sea discográfica o, sobre todo, management, lo llevas crudo para entrar en el circuito patrio de festis, saraos y conciertos dignamente remunerados. Nosotros no hemos tenido nunca ofertas de sellos verdaderamente en firme, las cosas como son. Ni tampoco hemos asomado mucho la nariz por ese circuito oficial. 

Tras 10 años de carrera, ¿sentís que Atención Tsunami está donde os hubiese gustado? ¿Cuáles son vuestros objetivos a corto, medio y largo plazo?
Hombre, con veinte años las ilusiones son inversamente proporcionales a tu experiencia. Cuando empezamos queríamos ser como A Room With a View. Con el tiempo, nuestro modelo ideal/aspiracional de éxito digno se identificaría con algo parecido a nuestros queridos Nueva Vulcano. Compáranos con ambos y verás dónde nos hemos quedado (risas). Sobre el futuro, ese lugar peligroso: a corto plazo, tocar tanto como podamos en directo las canciones de Vltra (esta te la esperabas); a medio, sacar otro disco que cambie nuestras vidas al filo de la tercera edad. A largo plazo… el largo plazo se acabó con el siglo XX.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.