Killing Joke + Treponem Pal
Conciertos / Killing Joke

Killing Joke + Treponem Pal

8 / 10
Luis J. Menéndez — 17-09-2008
Empresa — Doctor Music
Sala — Heineken
Fotógrafo — Miguel Ángel Sanchez

El acuerdo era otro: en teoría la formación original de Killing Joke se reunía por primera vez desde 1987 y lo hacía para interpretar temas de sus dos primeros discos. Sin embargo Coleman, Walker, Youth y Ferguson, acompañados de un jovencito a al mando de los teclados y las secuencias electrónicas, dejaron claro desde el primer minuto -esa apertura con “Communion”- que aquello se iba a convertir en un recorrido por los logros de una banda sin apenas singles destacados -por cierto, no hubo “Love Like Blood”- pero a la vez tan personal como influyente. ¿Y a qué suenan los Killing Joke clásicos en pleno 2008? En realidad no tan diferentes de sus últimas reencarnaciones. Poderosos, abrasivos, y con el efecto “sala Heineken” haciendo de las suyas, las canciones sufrían cuanta más claridad exigían (los temas del primer disco, mayoritarios, o “Money Is Not Our God”) y mordían cuanto más se acercaban a lo industrial, con la base rítmica ejercía de locomotora (pese a unos cuantos fallos de Ferguson, quien, por mucho cariño que le tengamos, no es precisamente Dave Grohl) y un Coleman desatado, como siempre, a camino de Gene Simmons y el monstruo de Frankenstein.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.