Concierto de Soleá Morente y Los Evangelistas en Sala El Tren Granada | Mondosonoro.com
  Valoración Mondosonoro
  Valoracion lector / 9 votos / Comentarios 2

Soleá Morente y Los Evangelistas

Soleá Morente, luz divina

Redactor Eduardo Tébar

Fotógrafo Arturo García

Fecha del evento viernes, 28 de junio de 2013

Sala El Tren

Ciudad Granada

País España

Promotor Sin Determinar


La imagen de los brazos en alza de Aurora Carbonell, viuda de Enrique Morente, entregada al clímax melismático de su hija menor en ‘Dormidos’ –esa seguiriya con pespuntes de “Omega”– resume la magia de una noche especial. Dos años después de aquel homenaje en fase experimental en el Sacromonte, Los Evangelistas presentaron por fin en casa su proyecto morentino. Muy lejos del Generalife –donde pretendían plantar velas e incienso originalmente–, en las hechuras rockeras de la sala El Tren. Más de medio millar de fieles llenaron el recinto. La familia al completo: hasta Javier Liñán y el mezclador Martin Glover ‘Youth’, bajista de Killing Joke, acudieron a la cita. Y el resultado fue casi impecable. Sin duda, el mejor concierto de la banda hasta la fecha.

Ambiente celebrativo. Las liturgias compungidas de hace un tiempo han tomado brillo y fuerza melódica con la integración de Soleá Morente, cómoda en el papel de protagonista con el colchón de J, Antonio Arias, Florent, Eric Jiménez y los teclados de J.J. Machuca. Anoche, en lo que a todas luces representó su bautismo artístico, la filóloga de la estirpe ayudó a reedificar el repertorio, más cercano al dream-pop del reciente epé, “Encuentro”. “Hay una búsqueda y hay un encuentro”, explicaba Arias. La voz de Soleá funcionó con el ensamble secundario de J. Y la psicodelia expansiva, impulsada por el baqueteo de Eric, pertrecha estancias de lujo para la literatura de un repertorio que es un pozo sin fondo.

Sublime la revisión de Manuel Machado en ‘Yo, poeta decadente’. Momento bandera en ‘La estrella’. Solemne abigarramiento liségico en piezas como ‘Decadencia’ o ‘Encima de las corrientes’. Los guiños a San Juan de la Cruz también afloraron en la inédita ‘Un pastorcito’, con teclado mecedor y reminiscencias de los últimos Lagartija Nick. Por su parte, Soleá –cosas del duende congénito– se pone flamenca sin querer ser flamenca. Quizá, esa tierra de nadie, o de todos, hace de Los Evangelistas una gloriosa rara avis con mucho truco y cátedra aprendida. Ya sea en composiciones electrizantes como ‘El loco’ o en la rotunda ‘Malagueña de la Trini’. Morente sigue teniendo mensaje y discípulos.


COMENTARIOS
Usuario: Anónimo
Comentario: Yo tengo otra ane9cdota, que retrata battsnae bien como era Enrique... y sus cosas.Os contare9 cf3mo fue mi colaboracif3n en el Cd Calle del Aire de Estrella Morente. Fue en 2000, creo recordar que a trave9s de Juan Mesa (que por entonces trabajaba con Enrique), el Maestro me llamf3 por tele9fono conte1ndome que estaba grabando en su casa unas cosas para su hija, que eran villancicos y que cf3mo yo sabeda tanto de eso, y ademe1s teneda tantos instrumentos, que por que9 no me iba alguna tarde a su casa y grabe1bamos algunas cosas, y que tambie9n habeda hablado con Sixto, por aquel entonces compaf1ero medo en Lombarda. Por supuesto que le dije que cuando e9l quisiera quede1bamos. Llegf3 el deda y apareced con un petate lleno de panderos, almirezes, zambombas, panderetas mi bastf3n de cascabeles, sin que faltara la botella de aneds. Enrique me fue poniendo temas y me dijo que tocara lo que a mi se me antojara, por supuesto que no le hice caso y segued muchas veces lo que e9l me marcaba con las palmas. Yo siempre pense9 que era otro me1s de los experimentos de Enrique, de hecho aquel estudio de su casa en San Nicole1s era su laboratorio , tambie9n pense9 que seguro que si aquello saleda a la calle, vendreda Tino di Giraldo o Rubem Dantas a grabar en condiciones , lo que yo esboce9 o perpetre9 aquel se1bado. Tambie9n recuerdo que Enrique me preguntf3 varias veces que con que9 nombre me conocedan a mi (despue9s sabre9is porque9), yo le dije que en el mundo de la mfasica de Grane1 me conocedan como: Mateo el de Lombarda . Terminamos de grabar y no recuerdo quie9n de los que alled estaba con Enrique me preguntf3 que cuanto iba a cobrarle, me fui para Enrique y le dije que por supuesto que nada, que era un placer y un honor hacerlo, y como quiera que insisteda le pregunte9 por una Bandurria rota que estaba en una esquina y le dije que si me la daba para mi coleccif3n me sentireda pagado, nos dimos un abrazo y me dio muchas, muchas veces las gracias.Al cabo de los meses, un domingo me llamf3 mi amigo Alberto muy contento y excitado dicie9ndome que que9 guardado me lo teneda , que no sabeda que yo habeda grabado en un Cd de Estrella Morente, y que mi amigo If1aki Pef1a lo estaba anunciando a bombo y platillo, y con todo tipo de loas a mi persona, en su desaparecido programa Tre9bede de RNE 3, puse la radio y efectivamente If1aki (cf3mo siempre haceda) relataba los cre9ditos del Cd, y alled estaba Mateo esta vez er de Lombarda tocando todo tipo de percusiones y lo que es me1s sorprendente tocando la mandolina!Nunca en mi vida he tocado la mandolina, las cuerdas pulsadas que suenan en el Cd son lafades que Sixto tocf3, y lo mejor de todo es que en el corte Calle del aire ni siquiera suenan lo pode9is comprobar.Jame1s se lo dije al Maestro, porque si me hubiera llamado otra vez hubiera tocado la Tuba si era preciso!, eso si siempre he temido que alguien a quie9n le gustara mi forma de tocar la mandolina me llamara para colaborar en otro Cd.Estas son (me niego a poner eran ) las cosas de Enrique, sus amigos saben que es ased.Si Fernando me deja otro deda os contare9 como fue su generosa colaboracif3n en el Cd de Lombarda "Dalequetedale".
Usuario: codemax63
Comentario: good blog sohbet
Si deseas firmar el comentario con tu nombre debes iniciar la sesión con tu cuenta de usuario.
También así evitarás el uso del código de validación!

Nombre:
Comentario:

 

Play 14

CONCIERTO DESTACADO