Pequeña tabla de salvación
Entrevistas / The Spanish Peasant

Pequeña tabla de salvación

Roberto Silva — hace 3 meses
Fotógrafo — Sonia Higuera

The Spanish Peasant está de vuelta. Su nuevo disco “Pronóstico reservado” consolida al quinteto como una de las bandas más interesantes y personales de la región. Javi (voz y guitarra), Gema (voz), Nico (guitarra), David (bajo) y Santi (batería) presentan este nuevo trabajo lleno de pop, rock y folk, y con un discurso muy claro.

David me pasa el disco, echo un ojo a la portada. “Pronóstico reservado” y un ¿caótico? remolino de gente. Lo abro, “De dudoso resultado o que presupone un desenlace peligroso”. ¿Qué se esconde detrás?
(David) Barajamos varios títulos durante los meses de grabación, mezcla y demás. Al final “pronóstico reservado” nos gustó a todos, es evocador y se puede aplicar a muchas circunstancias, tanto la situación general de cuanto nos rodea, como nuestro caótico método de trabajo, con todos aportando en lo musical, nuestras dudas y pequeños rifirrafes dentro de la banda. Somos cinco personalidades fuertes y eso provoca tensiones creativas, aunque en lo personal nos queramos muchísimo.
(Gema) Hay pocas certezas ahora mismo, es como si todo lo que hemos conocido como estable y seguro, esté en crisis. En muchos casos, ese desequilibrio augura cambios largamente peleados, pero en otros no se vislumbra un desenlace amable. “Pronóstico reservado” alude a la sensación de vértigo, de tener que buscar agarres y no encontrarlos con facilidad.

Despliego el digipack, “En tiempos oscuros, ¿también se cantará? También se cantará sobre los tiempos oscuros”. Aunque uno lo intente y ponga empeño, es imposible no “mancharse” con todo lo que ocurre a nuestro alrededor. ¿Estamos cerca de tocar fondo como sociedad o aún hay margen para que el panorama se oscurezca más todavía?
(Santi) Se me ocurre contestar con dos citas. Una, de un profesor de matemáticas que tuve que dice: “no hay situación, por mala que sea, que no pueda empeorar”. (Mayor verdad no ha dicho humano sobre la faz de la Tierra). La otra es de Leonard Cohen y solo estoy de acuerdo con ella algunos días, según del humor con el que me haya levantado: “aunque estoy convencido de que nada cambia, para mí es importante actuar como si no lo supiera”.
(Gema) Ante todo ese caos al que alude el concepto del disco, parece que focalizarnos hacia la capacidad creadora, hacia lo que nos une como humanos y lo que nos hace disfrutar es una tabla de salvación, al menos en el pequeño mundo de cada cual. Y bueno, citar a Brecht es una declaración de intenciones ante lo que sucede ahí fuera. Las canciones no cambian el mundo, está claro, pero alcanzan a generar pequeñas transformaciones, emociones, grietas… y queremos poner en valor esa trinchera por muy insignificante que resulte vista desde lo macro.

“Las canciones no cambian el mundo, está claro, pero alcanzan a generar pequeñas transformaciones, emociones, grietas…”

Pongo el disco y me parece con diferencia el más potente en cuanto a sonido, pero también en el que veo vuestras influencias perfectamente agitadas y mezcladas, creando un sonido bien reconocible y más comercial (en el buen sentido de la palabra) que en anteriores álbumes. ¿Estáis de acuerdo?
(Javi) Estamos de acuerdo. Ya desde el anterior disco, la composición de varios temas ya no dependía sólo de mí, no se trataba de mis temas arreglados en grupo, si no que fue un proceso mucho más plural. Pero en este trabajo la participación de todos los componentes a la hora de “parir” las canciones ha sido la tónica general.
Nico ha aportado muchas ideas de las que partir y una visión más directa, enérgica y “al grano”. Gema ha ganado confianza a la hora de hacer propuestas musicales y peso como cantante principal. David, aún incorporándose el último, ha tenido criterio y ha hecho aportaciones desde su llegada y Santi deja siempre un sello muy personal en sus ejecuciones y nos vuelve locos con innumerables ideas para melodías, voces, arreglos… Con toda esta batidora en funcionamiento, lo que sí hemos conseguido, creemos, es hacer un trabajo más homogéneo, al menos en cuanto al sonido. Sí teníamos la intención de hacer algo sencillo, poco recargado, cercano y directo. También influye que ahora, nuestra paleta instrumental es más estándar para sonar a “pop-rock”.
(Gema) Un buen amigo, también músico, nos dijo un día que nuestra mayor virtud era también nuestro talón de Aquiles, somos difíciles de etiquetar, demasiadas influencias, demasiados colores, “mola lo que hacéis, pero ¿qué cóño es lo que hacéis? (risas).

Aunque ya teníais alguna canción en nuestro idioma, en este disco todas las letras son en castellano. ¿Cuál es la razón de este cambio?
(Javi) Empezó como un reto, un “venga, vamos a intentarlo”, pero no sé si respondía a una necesidad compositiva realmente. Al final, sí sientes que el mensaje, lo que cuentas, añade un valor a lo musical. Somos de la opinión de que la música en sí misma tiene una intención comunicadora, pero la parte lírica ha tomado su espacio ahora. Supongo que hay un día en el que te das cuenta que estás aquí, hoy, ahora, viviendo y compartiendo los mismos acontecimientos políticos, sociales y culturales con miles de personas, y cuando lo que compones refleja todas estas vivencias, no quieres lanzar piedras al vacío; quieres, al menos, que se te oiga. Que se te escuche ya es más pretencioso (risas).

En mi opinión, es todo un acierto. Acerca más vuestro mensaje a la gente y eso me lleva a las letras, que, a veces de forma más explícita y otras más velada, tienen un componente político y social. ¿Cómo afrontasteis el aspecto lírico del disco?
(Javi) Las letras las hacemos Gema y yo. Normalmente, quien canta la canción como voz principal es quien ha hecho la letra. Aunque algunas son compartidas. Nos sugerimos y aportamos ideas o retoques mutuamente. Bueno, más Gema a mí que yo a ella. Ella es más precisa y ágil en el mensaje, yo soy algo mas inconexo, desordenado y difuso a la hora de escribir.

En “The Whale & The Ocean”, antes de poner el disco, ya llamaba la atención la cuidada presentación en ese formato tan especial. Lo mismo pasa con “Pronóstico reservado”. Habladnos de cómo surge la idea para el diseño y cómo encaja con la parte musical.
(Javi) Nos gusta contar con distintos artistas y creadores y sumar ese valor al trabajo, nos gusta concebir el disco como objeto, que la parte física también tenga su carga artística. Supongo que eso nos da un extra de motivación e ilusión a la hora de encarar cada nuevo trabajo. Cada uno de nuestros discos ha sido realizado por un artista diferente y hacer una panorámica de sus distintas miradas en relación a nuestra música, es muy bonito. Conocer y trabajar con gente que está fuera del proyecto musical, que en un momento dado se suman a contarlo desde su disciplina, aporta un valor al proyecto The Spanish Peasant. En esta ocasión ha sido Rubén Martínez quien se ha encargado del diseño, de principio a fin. Es diseñador bajo el nombre de Puré, aunque en el disco firma con el seudónimo de Sres. De Martínez, y también tiene un proyecto maravilloso llamado The Smallest Boy (chequead su web). Además es amigo. Nosotros solo nos reunimos una vez con él para explicarle a grandes rasgos la idea del disco, el título y le pasamos las maquetas de las canciones. A partir de ahí, delegamos, confiamos en la persona que hemos elegido. Así debe ser, bajo nuestro punto de vista. Esa libertad y confianza también añade un extra de motivación e implicación por su parte, seguramente. Nos sentimos muy identificados con el resultado final. Ha habido un entendimiento total. ¡Hemos vuelto a acertar con la persona elegida, demonios!

“Sufrimos algún momento de crisis, con el síndrome de “¡No nos va a dar tiempo a grabarlo todo en esta semana, joder!” (risas), pero finalmente se superó con éxito.”

En esta ocasión habéis decidido grabar el disco fuera de Cantabria con Hans Krüger, en su estudio de Subiza. Se trata de un productor de dilatada experiencia en prácticamente todos los estilos (metal, hardcore, pop, rock, electrónica…). Y la mezcla corre a cargo de Pablo Cano de Decano Estudios. ¿Cómo ha sido la experiencia?
(Javi) En líneas generales ha sido una experiencia muy positiva. Teníamos claro que nos apetecía vivir el proceso de grabación juntos, tener la experiencia de convivir una semana y centrados al 100% en el disco, sin más interferencias. Los anteriores discos los grabamos en Cantabria, así que nos llevaron bastante tiempo porque había que compatibilizar las sesiones con trabajos, responsabilidades familiares o de otro tipo… Las movidas de cada cual (risas). Hacías tu vida y te escapabas de ella unas horas para grabar algo, luego volvías a casa; y así al día siguiente o al cabo de tres. Esta manera de grabar facilita algunas cosas, pero no te permite hacer una inmersión real. Tu cuerpo y mente no están puestas al 100% en lo que tienes entre manos. Así que quisimos vivir la experiencia de salir de casa y tener una dedicación full time. Haberlo grabado todo en una semana seguro que también ha influido en que el sonido final del disco sea más homogéneo, como comentábamos anteriormente. No ha habido tanto tiempo para la postproducción como tuvimos en grabaciones anteriores, de ahí que sea más directo, más al grano. Sufrimos algún momento de crisis, con el síndrome de “¡No nos va a dar tiempo a grabarlo todo en esta semana, joder!” (risas), pero finalmente se superó con éxito. Fuimos a Navarra con una planificación que luego resultó poco realista; así que solo nos dio tiempo a grabar, nada de mezclas. Además, la tranquilidad que trasmite el pequeño pueblo de Subiza, y sus alrededores, es ideal. La mezcla la hizo Pablo Cano, amigo y compañero de Nico en el grupo “Pánico”. Es un músico increíble y un auténtico enfermo de la producción musical, lo cual nos encantó (risas). El barniz final del disco, el máster, lo dio Javier G. Escudero en sus estudios Cubex de Mompía, Cantabria. Ya trabajó con nosotros realizando todo el proceso de grabación, mezcla y máster en el disco de “The Whale & The Ocean” y es una apuesta segura.

Además de The Spanish Peasant, formáis parte de otras bandas. Gema y Nico con La Mala Hierba, Nico con Pánico, David y Santi con Lazy, David con Sierra Nevada, Javi con El Hombre de las Pequeñas Teorías, además de, también con Gema, en Joe Ventisca & The Huckleberries, otros proyectos en solitario… Seguro que algo se me olvida. La pregunta es… ¿Cómo lo hacéis?
(Javi y David) (Risas) Ni idea. La respuesta es muy sencilla y seguro que poco original, pero es que solo encuentro una válida: ganas, motivación, necesidad… No hay otra manera. Está claro que todavía hay algo tremendamente enriquecedor que nos aporta a cada uno a nivel individual.Cada uno hace malabarismos con su calendario para sacarle tiempo. Y a la pregunta ¿cómo lo hacéis?, no lo sé, sinceramente no lo sé. La magia de la música, imagino.

Este 2019 cumplís 10 años como banda. ¿Algo especial en mente o la edición del disco ya conmemora suficientemente la fecha?
(Javi) Con casi 10 años, sacar otro disco ya es mas que una celebración. ¡Es un milagro! diría yo, Jajaja. En las condiciones y circunstancias en que nos dedicamos a la música el 98% de los músicos, es un verdadero logro seguir activo, con inquietudes, con ilusión y con la creatividad aún dando tanta guerra como para sacar un cuarto disco.

Lo siento, debes estar para publicar un comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Utilizamos cookies para mejorar nuestro sitio web y su experiencia al usarlo. Las cookies utilizadas para el funcionamiento esencial de este sitio ya se han establecido. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas, ver nuestra Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies