Un año más, Tilburg se convertirá en lugar de peregrinaje. Con los abonos agotados, como de costumbre, desde hace semanas, la ciudad holandesa volverá a acoger cuatro jornadas (del 20 al 23 de abril) de música intensa, variada e inquieta.

Aunque la letra pequeña y los descubrimientos suelen ser una de las principales bazas del evento, entre los cabezas de cartel más visibles de esta edición figuran los norteamericanos Baroness, cuyo cantante, John Baizley, ejerce de curator del escenario grande del sábado 22. Por él pasarán Amenra -unos infalibles de la cita-, Chelsea Wolfe, Oathbreaker, el hardcore de Integrity o el rock progresivo de Magma, una buena muestra del eclecticismo del festival.

Otros nombres destacados de esta edición son Coven, Ulver, el black metal de última generación de Deafheaven o Wolves in the Throne Room, el sludge metal de Bongzilla, Subrosa, Oranssi Pazuzu, Disfear, Cobalt, Pallbearer, Inter Arma, Carpenter Brut o My Dying Bride, tótems del gothic doom que interpretarán íntegramente su clásico “Turn Loose the Swans” (93).

Entre las actividades paralelas destaca la exposición Full Bleed, una extensa y exclusiva exposición de pósters de conciertos comisariada por el estudio Burlesque of North America y por el mencionado John Baizley, también ilustrador y conocido por las portadas de disco de numerosas bandas.

Puedes leer la crónica de la pasada edición aquí y consultar más sobre el festival aquí.