El pasado viernes 20 de Mayo Florence + The Machine actuaron en Austin (Texas), en una de las paradas de su gira promocional del “How Big, How Blue, How Beautiful” (Island/Universal, 16), su último trabajo discográfico.

Antes de continuar con el tour, la cantante británica decidió pasar un día más en la ciudad para ofrecer un show extra, aunque esta vez no se trataba de un concierto frente a miles de sus seguidores sino ante una sola persona.

Florence se presentó en un hospital de la zona para brindarle una actuación privada a Karinya, una adolescente de 15 años que padece una extraña clase de cáncer llamada Paraganglioma. Debido a su enfermedad la chica no había podido asistir al concierto de la artista, a pesar de haber comprado las entradas con varias semanas de anterioridad.

La emoción de Karinya quedó registrada en un par de vídeos que te mostramos a continuación.