Cuando se te plantea la oportunidad de enfrentarte verbalmente a uno de los personajes más carismáticos del mundo de la música, dudas. Tu concepción de lo que debería ser una entrevista corriente tiembla desde lo más profundo y no aciertas a dar con el enfoque correcto para la futura confrontación. Lo musical, en este caso, adquiere relativa importancia. Las virtudes de un tercer disco como “Antichrist Superstar”; quedan amortiguadas por la necesidad de encontrar el camino que nos permita acercarnos, por poco que sea, a la compleja personalidad de Brian Warner, es decir de Marilyn Manson, líder y vocalista de la banda del mismo nombre.

Eso, o entender que se trata únicamente de un performer circense, un actor extremista en un espectáculo que los europeos apenas se verían capaces de imitar. Admitir su condición de auténtico freak o desterrarle a la categoría de puro comediante. Alinearle al lado de Genesis P-Orridgeo relacionarle con Alice Cooper, incluso con WASP. Verdadero o falso. Aunque a fin de cuentas, ¿qué más da? Quizás se trate de que, en tiempos en los que las estrellas de rock se muestran comedidas, sencillas, concienciadas para con su sociedad, necesitemos a una rock star desmesurada, de otra pasta, a una músico que no conozca las limitaciones que nos atenazan al resto. Sí, quizás se trate de eso.

…ONLY FOR FREAKS.

Venerados por leyendas de la talla de Glenn Danzig, Marilyn Manson consiguieron publicar un primer larga duración gracias al apoyo y la admiración de todo un Trent Reznor, si cabe un performer tanto o más apocalíptico que el propio Warner o cualquiera de sus esbirros, de sus dominados. Tras recorrer parte de los Estados Unidos bajo el nombre de Marilyn Manson & Spooky Kids, la cabeza pensante de Nine Inch Nails les proporcionó la oportunidad de completar un cartel junto a su formación y a los Meat Beat Manifesto de Jack Dangers, conformando una de las veladas más ultrajantes y ofensivas de los recién iniciados noventa.
Tres años deberían esperar para enfrentarse a las tareas de grabación del que sería su primer larga duración en Nothing, la discográfica del mecenas Reznor. Del industrial de sus primeros días, Marilyn Manson mutaban en una suerte de banda de metal vanguardista que firmaría como quinteto su “Portrait of an American Family”. Mr. Manson, Daisy Berkowitz, Sara Lee Lucas, Gidget Gain y Madonna Wayne Gacy registraron las trece piezas de un álbum sorprendente por su agresividad y su crudeza, pero desangelado en parte por su linealidad y por la serie de clichés amagados en sus estrías. Pese a todo, los videoclips de “Lunchbox” y de “Get Your Gunn” causaron gran revuelo en los Estados Unidos y meses más tarde su nombre llegaba al viejo continente para disfrute de unos pocos.
Poco después, Gain -huido antes de la publicación de su debut- y Lee Lucas dejaban sus vacantes en manos de Twiggy Ramirez y de Ginger Fish, nuevos freaks al servicio de su majestad.
Al año siguiente, nuevamente con Reznor a la espalda, se publica “Smells Like Children”, una obra algo dispersa que de forma inesperada consigue mayor repercusión que su antecesor gracias a la particular versión del Sweet Dreams de esa pareja de mutantes andróginos que son -eran- Annie Lennox y Dave Stewart -Eurythmics. De hecho, este segundo lanzamiento no era más que un completo Ep donde podían encontrarse nuevas versiones de alguno de los cortes del primer trabajo y alguna que otra interesante reinterpretación de composiciones ajenas -de los citados Eurythmics, de Patti Smith y de ese espíritu extramusical llamado Screamin´ Jay Hawkins-.
De todas maneras, deberemos esperar a octubre de este mismo año para que Marilyn Manson nos obsequien con su obra -de momento- definitiva, un monumental álbum conceptual titulado “Antichrist Superstar”, un pedazo de metal industrial apabullante que ha sido capaz de sorprender a propios y extraños, convirtiéndoles de paso en una de las formaciones brutas más prometedoras de lo que nos queda de década y en los firmantes de una de las grabaciones más irrespetuosas delos últimos años -¿junto al “Jesuchrist Superstar” de Laidbach?-. En breve les tendremos entre nosotros presentando en directo uno de los shows más teatrales y punzantes del momento. Decídete, no es una oportunidad que se dé todos los meses, como tampoco lo es la de comentar vía telefónica los entresijos de la personalidad de uno de los últimos provocadores natos del rock´n´roll de los noventa.

EL HOMBRE QUE TEMEMOS.

Estoy encantado con “Antichrist Superstar”. La verdad es que podría considerarse perfectamente uno de los álbumes del año en lo que a metal, si aceptas el término, se refiere.
Muchas gracias. Hemos invertido mucho tiempo en crearlo, hemos madurado mucho musicalmente desde nuestro primer álbum y, en mi caso concreto, me he dedicado durante mucho tiempo a investigar dentro de mis sueños, a escribir textos que han salido directamente de mi interior, expresando sin problemas y sin rodeos todo aquello que mucha gente no se atrevería a exponer ante los demás.

De todas maneras, lo que sí resulta curioso es que Marilyn Manson hayan optado por crear un álbum conceptual. No es algo muy frecuente en los noventa y menos para una banda de vuestras características.
Bien, se trata de que en conjunto viene a ser algo así como la banda sonora del fin del mundo, como la música que define los últimos días de nuestras vidas. Era necesario explicar la historia del principio al fin, es un proceso que debíamos completar, que no podía quedar a medias puesto que tenía un sentido global que únicamente puede entenderse en conjunto.

Quizás no sea buena idea comentártelo, pero siempre he creído que “Portrait of an American Family” no era un gran álbum. Bien, es un buen disco, pero ni la mitad de bueno que “Antichrist Superstar”. Es sólo mi opinión, pero creo sinceramente que debía decirlo antes de continuar con esta conversación.
Me parece perfecto. A alguna gente le gustó mucho y a otros no tanto. Lo mismo ocurre con “Smells like Children”… (En ese momento, su pausado discurso se ve interrumpido por una abrupta tos que había impedido que nuestra conversación se celebrase dos días atrás)… hemos trabajado muy duro para crear el nuevo disco y también es verdad que el hecho de que Daisy Berkowitz nos dejase ha sido positivo, nos ha dado mayor libertad. Con el nuevo músico (Zim-Zum para más señas, N.del R.) hemos podido experimentar mucho más, hemos podido volver un poco a las raíces de algo que siempre nos había interesado crear y eso es algo de lo que estamos muy orgullosos.

Cambiando de tema, resulta curioso que siendo músico, en la mayor parte de las entrevistas que concedes, acostumbres a hablar bien poco de música y que todo se centre en una personalidad, en principio, tan compleja como la tuya, como la vuestra. ¿No crees que Marilyn Manson se ha ido comiendo poco a poco a Brian Warner sin darle demasiadas oportunidades de evitarlo?
No se trata de eso. La verdad es que ocurrió hace muchísimo tiempo, desde el mismo instante en que mi faceta como Marilyn Manson se creó. Aunque ahora quizás sea “Antichrist Superstar” quién este comiéndose a Marilyn Manson.

Supongo que no será nada malo y menos teniendo en cuenta que, en estos momentos, sois una banda conocida que empieza a vender montones de discos. Debe ser maravilloso, pero teniendo en cuenta la movilidad y los cambios que existen en el mundo del rock´n´roll, ¿nunca te has parado a pensar que quizás en un par de años a nadie le interese ya lo que podáis llegar a ofrecer?
Lo dudo, nosotros estamos en esto para llegar a convertirnos en la más grande banda de rock de toda América, lo estamos consiguiendo y trabajamos muy duro para que se cumpla al cien por cien. Además existe mucha gente que ha creído en nosotros desde el principio y creo que eso es lo que realmente importa.

¿Alguna vez te has planteado el hecho de que eres una persona realmente extraña?
No puedo considerarme una persona extraña puesto que todo lo que hago viene siendo habitual desde hace montones de años. Siempre me he comportado así desde el pasado, cada día, es el camino por el que se ha desarrollado mi vida desde los siete u ocho años. Considerar a la gente extraña por su imagen o por la forma de comportarse no es algo que jamás haya ido conmigo… jamás.

Bien, pero el resto de gente, especialmente en los Estados Unidos, te verá de ese modo a consecuencia de tu provocativo look.
Es posible que mucha gente me odie por ello. Alguna gente lo odiará y a otros les gustará, pero lo importante es que todo el mundo hablará de ello.

He llegado a leer en la prensa británica que había quien te enviaba cartas escritas con su propia sangre. Algunas de admiradores y otras de gente que presagiaban tu muerte. ¿Es eso cierto? ¿Crees que hay quién te odia realmente?

Es cierto, he recibido montones de cartas escritas en sangre y algunas de ellas hablaban de mi muerte, pero todas ellas eran de gente que me apreciaba, de fans que sentían la necesidad de contactar personalmente conmigo. La verdad es que debo agradecer que tanto si me quieren como si me odian, muchos de ellos hayan dedicado parte de su tiempo a pensar en mí, a escribirme cartas, a considerarme de hecho parte de su existencia, por pequeña que sea.

A diferencia de otras bandas de rock como Kiss, como Alice Coopero incluso como Gwar que son algo así como “rock´n´roll circus”, tú siempre insistes en recalcar que lo vuestro es algo sincero, algo cierto y natural. Que vuestra postura es algo real.

Absolutamente. Es nuestro modo de vida, así se han desarrollado nuestras vidas desde hace muchos años y esta es la forma en la que nos gusta vivir. Para nosotros es algo normal lucir un look como el que llevamos, hacer una música extrema como la que hacemos. La verdad es que no conocemos otra forma de hacerlo. Es real y no se trata de algo como lo que hacían todas esas bandas que únicamente daban importancia a los shows.

Bien, personalmente y en tu caso concreto puedo creerte, pero me cuesta mucho llegar a aceptar que todos y cada uno de los restantes miembros del grupo sean realmente tan freaks como pretendéis hacernos creer.

Oh, el problema es que ninguno de nosotros se considera un freak. Ni muchomenos. Es normal para nosotros comportarse de esta forma. Esa supuesta gente extraña con la que he ido coincidiendo a lo largo de los años, esas personas que no entran dentro de los estereotipos de la sociedad actual no tienen por qué ser freaks. Su indumentaria o su forma de ver la vida únicamente es distinta o extraña dependiendo de quiénes sean los que se entretengan a juzgarles, y eso no es algo que yo acostumbre a hacer.

No sé, pero quizás el hecho de que ninguno de ellos acostumbre a hacer declaraciones a la prensa, el hecho de que seas tú el único responsable de la banda frente a los medios me lleva a pensar que posiblemente no acabes de aceptar sus opiniones con respecto a vuestro trabajo o a vuestra filosofía.

Te equivocas. En ocasiones, ellos también han dado entrevistas. Cierto que en la mayoría de los casos yo concedo las entrevistas, pero debes tener en cuenta que soy quien mejor representa todo lo que Marilyn Manson somos y seguramente tampoco a ti te hubiese gustado que estas preguntas no las hubiese contestado yo mismo.

En algunas entrevistas, has llegado a hablar de la intolerancia, delos abusos que sufren los niños. Y lo haces dejando entrever una cierta posición, una actitud realmente positiva. ¿No resulta algo contradictorio teniendo en cuenta que tanto tu imagen como tu forma de entender la música y la vida no parecen ser un buen ejemplo para las generaciones más jóvenes?

Mucha gente puede creerlo, pueden creer que soy un modelo negativo, pero lo que hago es hablar de la realidad que nos envuelve, de lo que esconde el género humano, de sus mentiras. Quizás yo también tuviese de pequeño un modelo de conducta negativo, alguien a quien le pareciese importante criticar la parte más oscura de la sociedad en la que la mayoría de la gente vive. Es posible.

Bueno, ¿pero realmente crees que, en estos momentos, eres lo que soñabas ser cuando no eras más que un niño?

Oh, es algo que jamás he pensado. No tenía expectativas de uno u otro tipo cuando era un niño. No sé si soy como debería haber sido una persona de mis características, pero te aseguro que no me arrepiento para nada de ser como soy. No me arrepiento de nada de lo que he hecho y estoy orgulloso de ser una persona fuerte. Lo importante es que, ahora, sí sé cómo será mi futuro, y eso es algo que me hace inmensamente feliz. Te lo aseguro.

A propósito de todo esto, ¿qué pensaste la primera vez que viste una foto tuya en una revista, la primera vez que viste a tu grupo sobre el papel de una revista que os elogiaba?

Eso depende si la foto era buena o mala. Ja, ja. (Mr. Manson bromea por primera vez sin dejar su tono sepulcral y severo. Duda unos instantes, tose de nuevo y continúa)… Creo que disfruté bastante.

¿Y crees que lo hubieseis llegado a conseguir de no ser por la ayuda que os prestó Trent Reznor?

Tampoco se realmente qué decir. La banda siempre se ha mantenido por si misma y, aunque su ayuda y su producción han sido importantes, podrían haber crecido sin él. Es una persona que aprecio, que estoy orgulloso de conocer. Me gusta su trabajo y tenemos muchas cosas en común. A él le gustamos y nos fichó. Siendo sarcástico, te diría que seguramente su producción hubiese sido mucho más importante para otras bandas con menos personalidad, pero agradezco mucho su apoyo.

De hecho, te he planteado esta pregunta porque si bien en los Estados Unidos la gente ha podido escuchar vuestras numerosas maquetas o asistir a vuestros conciertos, en Europa lo único que podía abriros las puertas al principio era esa fuerte relación con Trent Reznor. Gracias a eso la gente se interesó por vuestra música.

Lo entiendo. Pero la concepción que tiene actualmente el público europeo de nosotros ya no guarda tanta relación con eso. Ahora la gente conoce nuestro trabajo, conoce nuestros discos anteriores y sabe qué puede esperar de nosotros. De hecho, estamos muy contentos con la respuesta de los fans en Europa y sabemos que tenemos un buen futuro en vuestro continente.

Volviendo al tema de tu peculiar personalidad. ¿Qué tipo de autoestima puede tener una persona que, en directo, no se lo piensa dos veces a la hora de herirse con una botella o de golpearse repetidamente?

Cuando estoy en escena, frente a una audiencia, este tipo de cosas pueden pasar por mi cabeza. Es muy posible que en esos instantes esté cantando un tema que habla sobre el dolor, sobre el sufrimiento y quizás eso sea lo que me lleve a actuar de esa forma. No sé, es posible que sea algo que consiga hacerme sentir mucho mejor, más libre, cuando estoy actuando.

¿Cómo es tu relación con el resto de componentes de la banda?

Les aprecio. Debe ser así para que todo funcione bien cuando estás de gira. Es muy duro convivir con la misma gente todo el día durante un montón de meses. Todo el mundo que está en la banda debe entenderlo así, todos los que formamos Marilyn Manson creemos en nuestro trabajo. Si alguien no lo hiciese no tendría ningún sentido que continuase en la banda.

Entonces, ¿por qué motivos golpeaste la cabeza de vuestro batería, Ginger Fish, con el pie de micro en vuestro último concierto en New York?

Fue un accidente. Muchas publicaciones lo vieron como algo voluntario, pero la verdad es que al finalizar un tema estábamos destrozando la batería con nuestros instrumentos y golpeamos a Ginger por accidente.

Es célebre tu relación con la Church of Satan de Anton LeVey. ¿Cómo empezó? ¿Por qué?

Es posible que me diese cuenta de que mucha más gente en este planeta estudiaba lo escrito por Nietzsche, Darwin o Freud y que algunos seguían el camino de Aleister Crowley. LeVey era uno de ellos y así empezó nuestra relación que ha acabado siendo algo así como amistad. En los Estados Unidos la gente se preocupa más de las mentiras de los medios y ven todo lo relacionado con el malo con el demonio como algo totalmente negativo, sin pararse a pensar que puedas entenderlo como algo personal, como algo que pueda enriquecer tu personalidad o ayudarte a definir cuáles son tus creencias o a dar con tu idea de un Dios en el que puedas llegar a creer. Y el hecho de que a eso pueda llegar a través de esta relación, es algo así como una forma de rebelarse contra lo que representa el cristianismo.

Bien, pues para finalizar me gustaría acabar con tres preguntas cortas y algo más directas. De hecho, no es necesario que respondas si no te parece correcto. Vamos con la primera. ¿Alguna vez has pensado en tener un hijo o en cómo podría ser su vida?

Siempre he pensado que se trata de algo muy complejo. En ocasiones, la única forma que tienes de rebelarte contra lo que te envuelve es dejar a un lado las ideas que mueven al resto de las personas. Por eso, ese es un tema que no puedo plantearme en estos momentos… no puedo pensar en ello.

¿Por qué motivos lamiste repetidamente el pene de Robin Finch (ex-guitarrista de NIN) durante una de sus actuaciones?

Fue una noche en la que estábamos todos en el escenario y acabamos tocando desnudos. Enloquecí un poco y así fue sencillamente como pasó.

¿Cuales serían los motivos que podrían llevarte a matar a una persona?

Bueno, pues probablemente la defensa de algo en lo crea honestamente o de alguien a quien amase realmente… incluso mataría a alguien que me obligase a escuchar demasiado a Hootie and the Blowfish.

Curioso, porque en ese último caso conozco a un par de indeseables cuyas vidas peligran. Lo prometo.