Las Ruinas ya vislumbran el ocaso. Con este octavo disco, “Latidos cósmicos”, editado como siempre por El Genio Equivocado, el proyecto que hace ya diez años inició Edu Chirinos y que actualmente comparte junto a Toni López y Jaime Beltrán sigue sin dar muestras de fatiga a base de buenas canciones. Como ellos mismos dicen en esta entrevista, parecía una locura. Pero ya están realmente cerca de conseguirlo.

¿Con que grupos empezasteis a escuchar música?, ¿coinciden más o menos con los que os motivaron a montar Las Ruinas?
Edu: Primero música de la radio, luego los cassettes de mi hermano mayor donde había mucho rock clásico, new wave y rock sudamericano. Para Las Ruinas algo habrá quedado de eso pero la motivación inicial fue el indie y hardcore americano de finales de los 80s, de pop con guitarras muy distorsionadas.
Toni: Empezando con las cintas de cassette Max Mix 3 y Dolce Vita Mix, luego un programa de Radio 3 llamado la “Radio de las 1000 Danzas”, a finales de los 80 y principios de los 90; luego hip hop don’t stop hasta llegar al flamenco, música experimental, free jazz, dark wave o acid house…
Jaime: Sentimiento Muerto (el amor no existe hay que hacerlo) y el disco en directo de Ilegales fueron los dos primeros discos que compré. Cuando entré en las Ruinas “Butano” (10) ya había sido publicado, me gustaron por que me sonaban a Los Prisioneros en las letras y a Siniestro Total.

¿Por qué diez discos en diez años para luego desaparecer? ¿Cómo os imagináis el momento en el que lleguéis a la decena?, ¿tenéis alguna sorpresa preparada?
Edu: Es un plan, una locura en un inicio y cada vez más una realidad, si lo logramos habrá sido algo épico. En el último disco estaremos relajados, en este ya lo hemos estado. Supongo que habrá algo especial como broche final, un disco décuplo o un “Metal Machine Music”.
Toni: Por que lo dijimos en una entrevista de broma, somos responsables y ahora hay que cumplirlo. Montaremos un grupo cada uno.
Jaime: Después del décimo disco espero que el autocultivo del cannabis sea 100% legal en España y poder dedicarme a ello.

Toda esa idea de cambio a mejor que se respira en “Latidos cósmicos” contrasta con vuestro habitual derrotismo, ¿de donde surge?
Edu: De un aburrimiento del derrotismo.
Toni: Del sol y del amor
Jaime: De un aumento sano y moderado de la dopamina.

¿Qué grupos os han influenciado últimamente para haber dejado de lado vuestra vena punk y sacar todo el arsenal pop?
Edu: El punk siempre está presente, pero este año lo he escuchado menos asi que ha influenciado poco en el nuevo disco. Este año he escuchado bastante a grupos de Albacete, al Alfaro, da gusto escuchar sus letras. También me ha influenciado las noticias, grupazo.
Toni: Mi lista de rare funk drumms de Spotify…

Los temas sociales no están reñidos con el humor en vuestras letras, ¿creéis que deberían ser un tipo de temáticas con más protagonismo en la escena indie?
Edu: Ya lo es creo, hay de todo y está bien, en todo caso lo que tendría que tener más protagonismo son las buenas letras.
Jaime: No sé siquiera qué es la escena indie, lo que sí sé es que en la música lo impuesto siempre suena falso, cada uno debe expresarse como crea conveniente siempre y cuando sea sincero.

¿De donde sacáis las canciones para hacer un disco por año sin aburrirnos? A nivel compositivo, aunque es Edu quien lleva el mayor peso, ¿cómo se da ese proceso?, ¿ha ido cambiando con el paso de los discos?
Edu: La dinámica no ha cambiado mucho, voy haciendo, las escuchamos y escogemos, luego las probamos en el local y si caminan siguen adelante.
Toni: Sí, las que tienen alma se quedan.
Jaime: Del corazón.

Con una colección de hits tan amplia ya, ¿cómo planteáis el repertorio en directo?, ¿procuráis no repetiros demasiado?, ¿qué temas nunca fallan?
Edu: Van quedando 2 o 3 temas por disco, y más del disco que estamos presentando. Se va construyendo poco a poco el futuro grandes éxitos. Para no aburrirnos vamos rescatando canciones que no tocamos hace tiempo y las incorporamos también en el repertorio.
Toni: Se plantea 20 min antes del bolo, un poco de mezclum y aliño, sin demasiada cebolla que luego se repite.
Jaime: A partir de las canciones que creemos que más gustan a la gente (y a nosotros) y que pueden mantener el concierto activo. Es imposible no repetirse precisamente porque pensamos que hay temas que no podemos dejar de tocar: “Ceveza beer”, “Cubata de Fairy”, “Secundarios del mundo” y “Ovni” diría que son los temas que nunca faltan en el repertorio.

Aunque dos de vosotros sois barceloneses de adopción, la Ciudad Condal es una de las grandes protagonistas de vuestras canciones, ¿de qué manera os influye a la hora de componer?
Edu: En discos anteriores había más referencias directas a la ciudad, lugares, gentes, pero ya me cansé, ahora aparecen menos, es más de vivencias en general sin localización, aunque nunca puedes desligarte del todo. Ahí tienes por ejemplo “Subcontratas culturales”, solo podría haber salido aquí.

Esta es para Toni en concreto (alias Zinético), que aparte de aporrear las baquetas también te encargas del diseño de las portadas. Todas ellas siguen una línea artística muy similar, ¿cuales son tus influencias o referentes? ¿Existe algún tipo de retroalimentación entre tu faceta de ilustrador y tu faceta de músico?
Toni: Es mi proyecto anual como ilustrador :) No hay referentes claros, son más una mezcla de gustos, experiencias y colores y al final siempre sale algo unos días antes bajo la presión de la fecha de entrega. Intento variar la técnica en cada disco, dibujo, pintura, collage o todo mezclado.

¿Cómo habéis visto este 2017 a nivel musical?, ¿con qué propuestas os habéis sentido más identificados?
Edu: Más o menos como siempre, menos discos antes de vacaciones y un montón en la segunda mitad del año. Intento escucharme casi todos los lanzamientos nacionales de la escena independiente, lo comercial no lo escucho, tampoco el trap. De este año que recuerde me ha gustado Les Sueques, Carolina Durante, Cuchillo de Fuego, Renaldo i Clara, VLIVM, Maria Arnal i Marcel Bagés, Templeton.
Toni: Personalmente no escucho demasiado nacional, me quedo con el último de Flamaradas, Guay! o Desert, y internacional con BadBadNotGood, Thundercat, Frankie Cosmos, The Courtneys, Jessy Lanza, Snail Mail y muchos más.
Jaime: Muchas bandas locales nuevas. Siguen vivos y han surgido nuevos colectivos que organizan conciertos y que hacen un esfuerzo por mantener el circuito de directo activo <3 La única queja es que veo muchas bandas nuevas cantando en inglés, prejuicio personal. A nivel de medios hace falta más atención a lo local, a grupos que no estén respaldado por alguna discográfica grande o alguna marca. Propuestas: he gastado el bandcamp de Enamorados, Sistema de entretenimiento, Guay! y Sacramentos, el “FLOTUS” de Lambchop, Perras On The Beach, el último de Cosmen Adelaida (un saludo a mi esposa), Camellos y la gaita zuliana.

Por último, ¿qué sentido tiene para vosotros estar en una banda y hacer canciones a día de hoy?
Edu: Es mi vida
Toni: Mis amigos de banda y la gente que nos sigue y nos quiere.
Jaime:Hacer canciones que acompañen a la gente y de alguna manera hacerles reflexionar, es una ilusión pero es el único sentido que le encuentro a seguir haciendo música.