El trío más divertido, salvaje y apasionado de la península edita “Shell Kids”, su segundo larga duración y el primero de tres con Sony. Un disco de pop, rico en detalles y grandes melodías. Si fueran guiris habrían llegado muy arriba antes, pero como son de aquí, más vale más tarde que nunca, así que será mejor que no te pierdas el efecto perla.

El motivo de mi éxito

Elena se despide. Ha finalizado sus fotos y nos deja con una sonrisa imborrable en la cara. “Hay que ver como os cuidáis en el Mondo” me sueltan. Y yo con una pizca de orgullo, como si tuviera que ver algo en ello, admito que nuestra fotógrafo es muy guapa. Pero los tres se han comportado durante la sesión y me extraña. ¿Algo está cambiando en Sidonie? Puede que sí y a las pruebas me remito. Por lo pronto, “Shell Kids”, su segundo largo, suena más serio, más cuidado en los arreglos, con las voces mejor empastadas y con canciones más concretas basadas en unas melodías arrebatadoras. Un disco variado que recoge los distintos polos en los que se ha movido la banda a lo largo de estos siete años. Del clasicismo fruto de una enloquecida escucha de las tres “Bes” (Beatles, Byrds, Beach Boys) han parido “The Sheltering Sun” y “Moments”. Su lado mas rockero se ha dejado notar en “Let The Horse B With You” y “Just Call It R´n´R” y el más romántico en una hermosa canción de amor llamada “Standing Together”.

“Deluxe dice en una canción ´me meo en tu sitar´ pues bien, ven y méate en mi sitar si tienes huevos”

También la electrónica tiene cabida en “Cousteau´s Zodiac”, la más bailonga “Turn It Up” y esa tramposa “On And On”, desdoblada en dos partes para evitar que el disco tenga trece canciones. Pero lo que predominan son los estribillos pegadizos y un trabajo de estudio rico en detalles, pero que anda siempre a favor de la canción, tal y como demuestran en esas dos perlas con las que abren su trabajo: “On The Sofa” y “Bla, Bla, Bla”. Un nuevo trabajo que, si lo dejan rodar, va a ser muy importante. O al menos eso es lo que esperan estos tres entusiastas natos, amigos de la coña y de sus amigos. (Jesús) “No es que este disco sea más serio, lo que pasa es que está mejor producido, con más medios. Hemos trabajado con elementos con los que antes no habíamos trabajado, pero seguimos siendo los mismos canallas que en ´Sidonie´ o ´Dragonfly´ . Lo que si es cierto es que en este disco ha habido pocos empalmes y pocas resacas”. (Marc) “También había un reto añadido y es que teníamos canciones que pensamos que son muy buenas y había que ser capaces de dar el callo en el estudio para defenderlas y por eso nuestra obsesión era que el disco sonara de puta madre”. (Axel) “Y hemos tenido la suerte de que cualquier persona que ha trabajado con nosotros se ha implicado al máximo. Incluso en Nueva York, Scott, que lo masterizó, se implicó de la misma forma. Vio el disco y sintió que era especial, que era cálido, muy orgánico y se volcó al máximo”. Un trabajo de pop con mayúsculas que abandona el lado más marciano, freaky o surrealista del combo catalán para agradar a todos los públicos. (Marc) “La principal diferencia de este disco con ´Sidonie´ es que antes nos centrábamos más en desarrollos experimentales basados en por ejemplo un loop de batería, en un riff de guitarra o de un sitar, ahora lo que une las canciones son las melodías, ya le pongas sitar, bases rítmicas o lo que sea”. (Axel) “Por eso en nuestra hoja de promo decimos que consideramos que este disco es orgánico y que contienen catorce canciones capaces de ser reproducidas tan solo con una voz y una guitarra acústica”. (Marc) “Eso quiere decir que la próxima gira me iré yo solo con la guitarra (risas). Cualquiera que los conozca sabe que eso es imposible. Como me apunta Jesús de forma muy acertada: Sidonie es una moneda de tres caras. Un trío que ha basado parte de su éxito y su popularidad en esa entropía mutua que les mantiene unidos. Una fuerza que surge de la amistad y del amor que se procesan. Un amor que no siempre ha sido bien entendido. Pero a ellos lo que piense la gente se la trae floja. No van a avergonzarse a estas alturas por tener su corazoncito por muy juerguistas que sean (Marc) “Nadie nos ha visto en la parte de atrás de la furgoneta, escuchando a los Byrds a los Beach Boys o los Stones llorando a escondidas para que no te vea el conductor de turno. Esa sensibilidad también la queríamos reflejar en Shell Kids”. (Axel) “Y tampoco nos han visto a las tantas de la mañana hablando entre nosotros del pasado y que esa emoción desemboque en lágrimas, porque aparte de que somos amigos hay amor entre los tres y lo expresamos. Aunque parezca ñoño es así”. (Jesús) “Eso es algo que se nota a faltar en gran parte de los grupos nacionales o de fuera, da igual… la unión del grupo, la amistad que hay entre los tres y lo que sale de eso”. Ya tenéis la clave

Yo me atrevo si tú te atreves

Afirmar que el próximo año va a ser su año, puede sonar redundante en una banda que ha protagonizado más de ciento cincuenta conciertos desde que grabó su anterior trabajo. Una gira que, de hecho, no ha concluido pues tocar y tocar es, además de su actual filosofía de vida, su único medio de subsistencia desde que hace cuatro años decidieron vivir en exclusiva de lo que sacaban por los bolos. Una situación que, además de mucha pero que mucha fiesta, les ha proporcionado alguna penalidad que otra. (Marc) “Precisamente el otro día hicimos números relativos a los conciertos y creo que fueron ocho mil cigarros, mil trescientos vodkas con limón y un kilo y medio de cocaína”. Mucho desfase, sí, pero hay que atreverse a dar el gran salto de la profesionalización.

“A mi madre le cambió el rollo cuando salimos en `Crónicas Marcianas´. Hasta ese día era un drogadicto rockero”

(Marc) “Un grupo como Carrots podría haber hecho el doble de conciertos de los que han hecho, pero pasa que Robe por ejemplo trabaja entre semana y sólo puede salir a partir del viernes. Nosotros, por el contrario, le hemos echado dos cojones al asunto, aunque hayamos estado durante mucho tiempo sin pelas ni para tabaco”. (Jesús) “Con las colillas de los ceniceros y papel de liar nos hacíamos pitillos. Ya sé que suena muy así, pero es cierto, lo hemos hecho de verdad. Hemos estado fatal, viviendo con nuestros padres presionados porque nos decían: pero tío ¿qué haces?, ¿cómo que estás sin curro si esto no te da nada? Y nosotros tranquilos, déjame mi tiempo, ya saldrá y eso es algo que no todo el mundo lo puede hacer ni tampoco no todo el mundo se atreve hacerlo. Lo curioso es que ahora mucha gente nos pregunta: bueno vosotros ya vivís de puta madre ¿no?”. (Marc) “A mi madre le cambió el rollo cuando salimos en ´Crónicas Marcianas´. Hasta ese día era un drogadicto rockero y, a partir de ese instante, ya iba por buen camino”. (Axel) “A mi madre fue cuando salimos en la portada de El País de las Tentaciones y pudo decir a sus amigas y amigos: comprad El País que hoy sale mi hijo”. Volviendo a sus directos, no cabe duda de que no dejan a nadie indiferente, pues se suelen caracterizar por explotar el lado más hedonista, simpático y gamberro del grupo. Se acabaron las actitudes tan distantes como estáticas sobre un escenario. Es la hora del desenfreno y la diversión. (Jesús) “Hace unos días tocamos en un camping de Caños de Meca y nosotros veníamos con todo nuestro descaro, pero el público
estaba sentado en el suelo, fumando petardos superapalancados y cuando los miraba pensaba: hostia, estos tíos tienen que estar pensando de mí lo peor. Pero no. Al final, cuando acabas, esa mismas ganas que le has puesto por levantar el bolo la gente te lo agradece”
. (Marc) “Eso es vivir el rock´n´roll porque ese día, por ejemplo, estábamos cobrando cuatro chavos y tocando sobre un escenario de madera ridículo, pero sentíamos la misma emoción que si fuera uno grande. Eso es sentir el rock y esta es nuestra actitud de siempre y aunque ahora estemos en una multinacional eso no nos lo va a quitar nadie porque sino ¿dónde se va a ir nuestra actitud?, ¿nuestra manera de ser? Nuestra compañía no va a evitar que nos emborrachemos en cada concierto o que nos vistamos o
disfracemos de según qué forma. No lo va a evitar porque es nuestra manera de ser”
. Bueno y puesto que Marc lo ha sacado a colación hablemos del importante paso que ha supuesto, para un grupo fruto de la independencia, fichar por una multinacional como Sony. Un paso que ellos tienen muy claro. (Axel) “En la situación en la que ahora estaba Sidonie, cualquier independiente que hubiera querido asumir nuestro nuevo disco, tal y como nosotros lo entendíamos y en la forma en que nosotros queríamos que fuese producido, grabado y arreglado, hubiera
tenido que acogerse a un riesgo que suponía un esfuerzo que, si no se hubiera correspondido con los resultados, tampoco nos hubieran asegurado otro disco. Si nosotros no cubrimos las expectativas de Sony, se hablará y posiblemente ni nosotros estaremos contentos con su trabajo ni ellos con el nuestro, así que se romperá el contrato y a otra cosa mariposa. Pero eso mismo pasaría también en una independiente, así que,
si venimos de vender más de quince mil copias, ¿las expectativas dónde están? Pues en superar eso y se supone que algo más si también vas a duplicar el presupuesto de grabación. Eso para una independiente significa arriesgarse mucho y si no funcionas el riesgo que ha cogido es mayor que el que coge Sony, porque no es lo mismo coger el dinero de una indie que cogérselo a Sony. Nosotros necesitábamos lo que hemos tenido y pensamos que no ha sido mucho y más si lo comparas con lo que se puede gastar una multinacional”
. ¿De cuanto dinero estamos hablando? (Marc) “El disco ha costado seis kilos”. (Axel) “Sí, pero es una cifra engañosa porque ahí van incluidas las dietas de cuatro meses de todo el equipo de producción, alojamientos en Figueres, etcétera”. (Jesús) “Yo no creo que la expectativa de Sony sea vender millones de discos con nosotros, yo creo que la expectativa de Sony es crear una carrera de largo recorrido con este grupo que vaya de
abajo a arriba y que de credibilidad a su catálogo”
. (Marc) “De hecho nunca nos han dicho lo que esperan de nosotros, pero lo que sí nos han dicho es que nos van a intentar sacar fuera y ese fue uno de los motivos de follar… de fichar por Sony (risas). ¡Hostias! he dicho follar en lugar de fichar, no veas mi obsesión con el sexo”. (Jesús) “Nosotros lo que queremos es salir a tocar fuera”.

De fuera vendrán y de tu casa te echarán

Sidonie están hartos. Hartos de que a los grupos de aquí se les trate con desprecio frente a los que vienen de fuera por muy estrellas que estos sean. Su última experiencia desagradable tuvo como protagonistas a
Primal Scream, a los que telonearon en Vigo hace apenas unas semanas. Los de Barcelona se metieron trece horas de furgoneta para encontrarse que el road manager del grupo inglés no sabía nada de la existencia de un grupo telonero y se negaba a que estos tocaran a la hora que tenían firmada con el Gobierno Gallego. Al final, tras mucho discutir, tocaron treinta minutos durante los que expresaron abiertamente su descontento . (Marc) “¿Resultado? Que no volveremos a tocar nunca más en Vigo”. (Jesús) “Tendremos problemas para volver porque nos cagamos sobre el escenario en todo lo que pudimos”.

“Tú puedes hacer una crítica y poner lo que te gusta y otra cosa es insultar gratuitamente, que es lo que hacen esa pandilla de capullos de Rockdelux”

(Marc) “Bueno, tendremos que volver porque Jesús se olvidó de pagar medio gramo  risas). (Jesús) “Paso de que vengan a buscarme, prefiero ir yo y así pillo otro medio gramo (más risas). No falla, así siempre vuelvo, además yo soy medio gallego”. (Marc) “No, en serio, yo tengo la esperanza de que con grupos como nosotros esto va a cambiar. Tiene que cambiar en los próximos cinco años”. (Axel) “¿Sabes por qué? Porque, a diferencia de lo que decimos de la gente que no se lo cree, nosotros sí que nos lo creemos”. (Marc) “Lo que me jode es que haya muchos grupos de aquí que nos critiquen por cantar en inglés como por ejemplo J de lo Planetas que el otro día nos comentaba que nos habíamos vendido porque cantábamos en la lengua del imperio y yo le decía: pues tío, no toques una Fender Telecaster o no hagas rock que es una palabra anglosajona. Yo lo hago porque me gusta este sonido y tú si eres de Granada pues saca unas castañuelas y ala a bailar. No me jodas, tío, que respeten lo nuestro que yo respeto mucho lo suyo”. Un respeto que, en ocasiones, todo hay que decirlo, se ha enfrentado hasta la contradicción con ese sentido del humor que gastan. Y si no que se lo pregunten a Jaime García de Sexy Sadie, a quién no le sentó muy bien que nuestros protagonistas salieran al escenario con sus disfraces de tomate y mofeta durante su set. (Jesús) “Somos gente divertida a la que le gusta la coña”. (Axel) “Lo que pasa es que hay gente a la que le haces coña, pero no la entiende como un juego sino como un ataque y se molesta”.
Algo parecido les ha pasado con Deluxe, pero a la inversa. Esta vez es Jesús el que se ha sentido atacado y lo demuestra a la hora de pedirles que me valoren el nuevo y exitoso disco del gallego. (Axel) “Lo que
han hecho Deluxe forma parte de una auténtica y perfecta estrategia comercial. Saco dos temas en castellano para ver cómo funciona y si lo hace el siguiente disco será todo en castellano, ya lo verás. Por cierto, ese disco no tiene corazón”
. (Marc) “Yo soy amigo de Xoel, lo que pasa es que Jesús y Axel le odian (risas). (Jesús) “Eh, eh, eh, que yo no le odio en absoluto”. (Axel) “Yo tampoco”. (Jesús) “Lo que pasa es que si él me viene a joder, yo le vengo a joder a él (risas). “Si el escribe una canción que, ya sé que lo ha hecho de broma, pero que dice me meo en tu sitar, pues bien, ven y méate en mi sitar si tienes huevos. Pero yo no le odio, al contrario, pienso que Deluxe es una gran banda con buenas canciones”. (Axel) “No, si tenemos muy buen rollo con él”. (Jesús) “No, en serio, nosotros no tenemos ningún mal rollo con nadie, respetamos a todo el mundo y nos encanta conocer a cuanta más gente mejor”. Sin embargo ellos mismos son los primeros en asumir que, por sus características, pero sobre todo por su atrevimiento son una banda… (Marc) “Super atacable por todos lados ¿Qué es lo peor que se ha dicho de nosotros? No sé, cada día nos dicen algo (risas)… pero si quieres ver lo peor que se ha dicho de nosotros abre la revista Rockdelux”. (Jesús) “Ya, pero lo de Rockdelux es ya algo gratuito, porque tú puedes hacer una crítica y poner lo que no te gusta y otra cosa es insultar gratuitamente, que es lo que hacen esa pandilla de capullos y que es también lo que estoy haciendo yo ahora mismo (más risas). (Axel) “Pero lo peor que se ha dicho de nosotros es que éramos tres niños de papá que montan giras porque tienen pasta. ¿Dónde? Eso lo leímos en un foro de Internet cuando volvíamos de habernos pegado un palizón de tocar en tres sitios totalmente llenos y tras hacer las cuentas todavía teníamos que poner dos mil pelas de nuestro bolsillo”.

Ande yo caliente, ríase la gente

Nuestra escena necesita de Sidonie. Necesita de su desparpajo, de su sentido del humor y ausencia de ridículo. ¿Qué otra banda sino se atrevería a posar desnuda en la portada de una revista? O como dice
Axel: “¿Qué grupo de rock se atreve a meterse semi-desnudo dentro de un mejillón en la portada de su disco y que esa imagen, al menos para nosotros, sea especial, cálida y te trasmita loquea nosotros nos trasmite que es; los tres, la luz, la perla y lo que sale del mejillón o concha que nosotros decimos que es donde nos recluimos para alejarnos del resto del mundo y crear. Crear para luego salir y mostrar la perla que creemos que tenemos cada uno dentro”. Pocos, muy pocos, son capaces de combinar seriedad musical y desenfreno, romanticismo con salvaje surrealismo, freakismo con cierto cálculo en los movimientos, pasión con trabajo pero, por encima de todo, amistad y amor. Como dice nuestra portada: Amor a todo gas.